Declaraciones improductivas

Editorial 16 de junio de 2021 Por Redacción
Leer mas ...
FOTO NA  FERNANDEZ. "Debemos asumir la gravedad de este instante", dijo.
FOTO NA FERNANDEZ

En las últimas semanas, el Presidente de la Nación ha pronunciado una serie de afirmaciones que no han hecho otra cosa que confundir, generar dudas sobre la gestión y el rumbo de la política oficial y como sino fuera suficiente todo esto, mini conflictos diplomáticos con países de la región. La figura del jefe de Estado comete errores mezcla de ingenuidad, improvisación y torpeza política difícil de comprender y menos de contextualizar, porque no se observa un objetivo entre líneas de lo que dice. 
En una conferencia de prensa junto al presidente español, Pedro Sánchez, el mandatario argentino quiso citar una supuesta expresión del reconocido escritor mexicano Octavio Paz, pero no hizo más que repetir una de las frases de la canción compuesta por el artista, Lito Nebbia ("Los mexicanos salieron de los indios, los brasileros salieron de la selva" afirmó con total liviandad sin caer en la cuenta, inicialmente de la brutalidad). El resultado de este frustrado intento por presumir ser un hombre culto fue un amargo incidente con países hermanos como Brasil y México. Y críticas en el país y fuera del mismo, con calificaciones de racista incluidas por entender que la expresión es discriminatoria.
Incluso el influyente diario estadounidense New York Times se ocupó del asunto que puede ser trivial o central, según quien lo mire. "Fernández, un dirigente de izquierda elegido en 2019 y que ya antes ha suscitado críticas por torpezas, atribuyó la cita a Paz. La cita de Paz dice: 'Los mexicanos descienden de los aztecas; los peruanos, de los incas, y los argentinos, de los barcos'" recuerda el matutino neoyorquino dejando en evidencia con simpleza y a su vez en forma contundente la impericia. 
Pero no fue el único acto fallido presidencial, más allá de ensayar una defensa ante la acusación de racista. Durante un acto realizado en la ciudad bonaerense de Mercedes, Fernández sostuvo que "no tiene sentido tener tierras improductivas cuando alguien están necesitando un terreno". No conforme con ello, resaltó que "no tiene sentido guardar el campo para que el día que se muera, un hijo lo herede. Tiene mucho más sentido volverla productiva hoy, y que en ese lugar alguien construya techo, donde van a crecer sus hijos y sus hijas". 
Poco después de estas declaraciones del jefe de Estado, que fueron consideradas como una señal peligrosa para el respeto a la propiedad privada consagrada como derecho en la Constitución Nacional, se registraron intentos de usurpación de tierras en la chaqueña Charata y en la santafesina Reconquista, donde se produjeron violentos incidentes entre policías y manifestantes. El jefe de Estado anticipó que su gobierno está trabajando "para que lo más pronto posible haya terrenos y casas para los argentinos que lo necesitan, la verdad es que hace falta el esfuerzo de los dos, de un Estado que esté presente y también de un particular que entienda, solidariamente, que no tiene sentido tener tierras improductivas cuando alguien está necesitando un terreno". 
No dio mayores precisiones sobre sus planes al respecto, si avanzará con expropiaciones de tierras en caso de que no hallar particulares solidarios dispuestos a ceder sus tierras. El presidente de Federación Agraria, Carlos Achetoni, repudió las declaraciones del presidente por livianas, poco claras, pues cuestionan un derecho constitucional consagrado en un modelo de país republicano, federal y democrático. El dirigente subrayó que el problema habitacional argentino no tiene nada que ver con falta de espacio para construir viviendas dignas, sino con la falta de decisión política de hacer bien las cosas”.
Las quejas de Federación Agraria promueven un debate constitucional pero también ideológico, porque consideraron que las tierras improductivas son porque se fomenta la concentración económica en grandes grupos que no son agricultores e incluso terratenientes desde la política. En este marco, cuestionaron que el Presidente habla sin saber y no cumple con lo que debe hacer al recordar que está vigente la Ley 27.118 de Reparación Histórica de la Agricultura Familiar para la Construcción de una Nueva Ruralidad en la Argentina, que contempla un Banco de Tierras Fiscales (del Ejército, ferrocarriles y otros), que nunca ha sido reglamentada. Por eso, a tantos años de su sanción, sigue siendo inaplicable aseguran desde la entidad. De hecho, el 8 de septiembre pasado, en Olivos, el presidente Fernández anunció que reglamentaría esa Ley tan ansiada por tantos argentinos pero a nueve meses de aquel compromiso nada se ha cumplido. Ni siquiera está hecho el primer paso del relevamiento de tierras fiscales disponibles.
No se termina de comprender por qué el Presidente dice lo que dice, pero está claro que este tipo de definiciones en ámbitos públicos empañan la jerarquía del cargo y lo alejan de cualquier pretensión de ser considerado estadista. 

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar