Madrid combatirá las cotorras argentinas

Internacionales 08 de octubre de 2019 Por
Se trata de una especie invasora que tuvo su origen con la moda de los años ochenta y noventa de comprarlas como animales de compañía.
MADRID, 8 (AFP-NA).- La alcaldía de Madrid anunció este lunes que reducirá de forma drástica la población de unas 12.000 cotorras argentinas, una especia invasora cuya rápida expansión amenaza el ecosistema e incluso la seguridad de los habitantes de la ciudad.
El ayuntamiento madrileño indicó en un comunicado que el plan busca "reducir y controlar la población de estos alados en la capital", aunque sin especificar el número concreto que se persigue, a través del "sacrificio ético y la esterilización de los huevos". Además, se señaló que se llevará a cabo en otoño de 2020 y costará entre seis y ocho euros por cotorra, por lo que la factura rondará los 100.000 euros.
Estas aves de plumaje verde y pecho grisáceo originarias de Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Bolivia, "se han convertido en una preocupación para los ciudadanos y hemos recibido muchísimas quejas", explicó Borja Carabante, delegado de Medio Ambiente de la ciudad.
Las cotorras compiten "por el alimento con otras especies", tienen una "actividad depredadora" y dañan "tallos y brotes tiernos de la vegetación que emplean para hacer sus nidos", indicó el comunicado.
Sus nidos, construidos en el alto de los árboles, pueden alcanzar los 200 kilos, lo que supone un riesgo en caso de caída para los ciudadanos, agregó. Hasta el momento, los nidos no han provocado ningún daño a personas, aunque la administración ha recibido 197 quejas de vecinos desde enero hasta agosto de 2019.
Las cotorras argentinas hacen ruidos considerados molestos, transmiten enfermedades a otras aves, se comen su alimento y expulsan a otras especies, ha explicado Santiago Soria Carreras, jefe del Servicio de Biodiversidad del Ayuntamiento según publicó el diario El País. "Es un bicho que se habitúa muy bien a condiciones que no son las suyas. Se ha adaptado porque es muy inteligente. Además, se alimenta de muchas cosas y aprovecha cualquier resto de comida o vegetal", agregó. 
En 2005 se documentaron 1.000 ejemplares en Madrid, lo que ya se consideró “problemático, porque la población a partir de esa cifra no disminuye sola”, ha explicado Soria, quien ha recordado que no se trata solo de un problema de la capital sino también de otras ciudades españolas como Barcelona, Málaga o Valencia.
Importadas como mascotas desde hace décadas, algunas de estas aves fueron soltadas y proliferaron en los parques de la capital española. Su número ha aumento 33% desde 2016, pasando de 9.000 a 12.000, según un estudio de la Sociedad Española de Ornitología (SEO/Birdlife), citado por la alcaldía. Además, detalló que tienen una vida de 20 años en cautividad y se reproducen rápidamente (entre 6 y 8 huevos cada año). Las cotorras argentinas están catalogadas como "especie exótica invasora" en España donde amenazan la seguridad y la biodiversidad de la capital, ya que afecta a aves autóctonas, como los gorriones. 
La invasión tiene su origen en la moda de la década de los ochenta y noventa de comprarlas como animales de compañía. En 2011 el Ministerio de Agricultura las incluyó en su lista de especies exóticas tropicales. Sin embargo, hasta ese momento habían llegado a España unos 200.000 ejemplares. “Acabaron en los parques porque los propietarios se cansaban y las soltaban o porque ellas mismas se escapaban”, explica Soria. 




Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar