Debe pagar $8 millones a ex esposa por sus años como ama de casa

Locales 11 de junio de 2019 Por
FALLO JUDICIAL EN UN DIVORCIO
Un hombre que acaba de divorciarse tras casi 30 años de matrimonio deberá pagarle a su ex esposa 8 millones de pesos como resarcimiento por haberse desempeñado como ama de casa en el departamento que compartían en la Ciudad de Buenos Aires.
Fuentes judiciales informaron que mientras la pareja tenía un proyecto familiar decidieron de común acuerdo que él trabajaba y ella debía quedarse en el hogar, por lo que dejó su carrera de lado -licenciada en Economía- para ocuparse de la familia.
Sin embargo, al divorciarse la mujer vio muy deteriorada su situación económica. Fue así que la Justicia determinó que él debe compensarla por los años en que ella resignó su carrera profesional para dedicarse a tareas del hogar y deberá pagarle ocho millones de pesos como monto de compensación.
El Código Civil y Comercial, en su artículo 441, contempla que tiene derecho a una compensación el cónyuge a quien el divorcio produce un desequilibrio manifiesto que signifique un empeoramiento de su situación y que tiene por causa adecuada el vínculo matrimonial y su ruptura.
La Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil ratificó un fallo del Juzgado Civil 92, a cargo de la jueza María Victoria Famá, quien consideró -desde una perspectiva de género- que "la dependencia económica de las esposas frente a sus maridos es uno de los mecanismos centrales mediante los cuales se subordina a las mujeres en la sociedad. (...) En la mayoría de las familias las mujeres todavía asumen principalmente la carga de las tareas domésticas y el cuidado de los hijos, aun cuando desempeñan alguna actividad externa".
La magistrada también tuvo en cuenta especialmente la edad de la mujer, que se separó a los 60 años, momento en que pueden acceder a una jubilación. Asimismo, para la jueza, la mujer quedó privada de ingresar al mercado laboral.
La mujer (identificada como M. L. y actualmente de 70 años) y el hombre (identificado como D. B.) estuvieron casados entre 1982 y 2009 donde convivieron primero en la ciudad de Comodoro Rivadavia y luego en el barrio porteño de Palermo. Durante este tiempo tuvieron un proyecto familiar sobre la base de la división tradicional de roles: mientras el hombre trabajaba, la mujer se dedicaba a la crianza de los hijos y a las tareas domésticas.



Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar