La oferta del PRO no convence a radicales

Nacionales 04 de abril de 2019 Por
Hubo reaccionales dispares en la UCR ante el ofrecimiento de la candidatura a vicepresidente por Cambiemos.
FOTO ARCHIVO NA MARTIN LOUSTEAU.
FOTO ARCHIVO NA MARTIN LOUSTEAU.

BUENOS AIRES, 4 (NA). - La decisión del Gobierno de abrir la discusión con la UCR sobre la candidatura a la Vicepresidencia para acompañar a Mauricio Macri en las elecciones de octubre generó ayer reacciones dispares en el radicalismo, donde el sector más descontento con la Casa Rosada no da el brazo a torcer.
La posibilidad de ceder ese lugar -en atención a un reclamo de la cúpula del partido que viene desde el año pasado- fue confirmada por el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, en medio del descontento con la Casa Rosada que manifiestan varios dirigentes que se animan a plantear una eventual ruptura de Cambiemos.
La invitación para negociar la fórmula presidencial generó expectativas en un sector de la UCR de cara a la reunión en la Rosada prevista para el próximo lunes (aunque podría aplazarse algunos días por un tema de agenda), pero no llegó a contener a los más díscolos.
El diputado nacional José Cano se inscribió en el primer grupo, al afirmar que la apertura de esa negociación de la fórmula "no es una versión" sino "una posibilidad concreta" dado que "hay una voluntad política, en algún momento expresada por un sector del radicalismo, vinculada a la integración de la fórmula".
"Me parece que hoy esto está cayendo por peso propio dentro de las filas de Cambiemos y de los partidos que forman parte del espacio tanto el PRO como la Unión Cívica Radical y la Coalición Cívica", añadió el legislador nacional en declaraciones a Radio La Red.
El diputado tucumano se refirió al perfil del posible postulante del radicalismo a acompañar a Macri como vice y afirmó: "Tiene que ser una figura que represente a la mayoría de la dirigencia del partido y que tenga relación con la gente. No hay que dar nombres, no se trata de nombres sino de lo que el radicalismo puertas adentro está discutiendo".
De esta manera, Cano sorteó las versiones que apuntan al gobernador de Mendoza y presidente de la UCR, Alfredo Cornejo, y del diputado nacional Martín Lousteau, como posibles candidatos.
Sin embargo, el presidente de la Convención Nacional de la UCR, Jorge Sappia, uno de los más críticos de la alianza que el radicalismo mantiene con el PRO, calificó de "tardía" la convocatoria del Gobierno al radicalismo para definir la estrategia electoral de Cambiemos.
"Ahora que el PRO está por perder las elecciones, se acuerda de la UCR", disparó Sappia y, sin alterar el tono duro que mantiene desde hace varios días, remarcó: "La propuesta de la Vicepresidencia a la UCR es una falta de respeto, es casi patética; después de ningunear tres años al radicalismo lo llaman porque pueden perder".
En declaraciones a radio Futurock, el presidente de la Convención Nacional insistió además en que no descarta que la UCR "rompa con Cambiemos para apoyar a (el ex ministro de Economía Roberto) Lavagna".
"La alianza Cambiemos cumplió su ciclo vital, hay que salir de Cambiemos", reiteró el el dirigente, al tiempo que consideró que en el centenario partido no habrá una "posición unificada" en cuanto a la estrategia electoral del espacio.
Por su parte, el vicepresidente de la UCR, Federico Storani, dijo desconocer la invitación del Gobierno y señaló: "No tenemos ningún tipo de convocatoria y menos para un ofrecimiento de candidatura".
"Lo que estoy planteando es que no se arregla solamente con un tema de una candidatura, sino con una reformulación de las reglas de juego", agregó en declaraciones a radio Rivadavia y Canal 10 de Córdoba.
Al respecto, sostuvo que "no se trata de un nombre un nombre, dos o cien, sino de discutir políticas públicas de las cuales podamos hacernos responsables".
En el mismo sentido se expresó el ex diputado Ricardo Alfonsín, quien sostuvo que "no es con cambio de vicepresidente que se van a resolver los problemas, sino con cambio de políticas".
La apertura del Gobierno hacia sus aliados llegó en momentos en que la alianza Cambiemos cruje en distintas provincias por un contexto electoral adverso, pero la definición no llegará hasta junio, según trascendió.
En efecto, el plazo para presentar las candidaturas vence el 22 de junio y, hasta ese día, la mesa nacional de Cambiemos mantendrá abiertas todas las negociaciones.


Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar