"Si todos trabajamos juntos, esto lo sacamos adelante"

Locales 13 de febrero de 2019 Por
La frase pertenece a Ramona Ramallo, presidente desde 2010 de la vecinal del barrio Virgen del Rosario. Por estos días todos hablan de un tema que nos aqueja a todos los rafaelinos: la inseguridad pero también la situación social, atada a la economía del país. Para ella “hay demasiados intereses que impiden las soluciones".
FOTO ARCHIVO  RAMALLO. "Nadie nos da soluciones" en materia de seguridad, plantea.
FOTO ARCHIVO RAMALLO. "Nadie nos da soluciones" en materia de seguridad, plantea.
Era de tardecita de un día de estos, y en la vecinal del barrio Virgen del Rosario, su presidenta desde hace nueve años, Ramona Ramallo, y un grupo de vecinos realizaban diferentes actividades, mientras en el playón deportivo, que está pegado a este edificio los jóvenes corrían detrás de la pelota.
Parecía casi la imagen ideal, lo que debería ser la vida en un barrio, donde la tranquilidad, acompañada de trabajo solidario, da los resultados esperados. Pero desde hace tiempo esto no ocurre. Que justamente al igual que en otros sectores de la ciudad -hoy prácticamente en todos- la violencia, la droga, la desigualdad y la delincuencia se llevan puesto lo que encuentran a su paso.
Y allí aparece el relato de una mujer de 54 años, sin estudios terciarios ni universitarios, vestida con musculosa y babucha, sin maquillaje, con aspecto de líder popular, que comparte su visión de un tema que genera un duro enfrentamiento entre el gobierno local y el provincial, la inseguridad. Una batalla hasta aquí de funcionarios que, entre mezquindades, ego y falta de ideas, siguen sin dar respuestas que denoten lograr el bienestar de los rafaelinos.
-¿Para alguien que viene trabajando mucho en lo social, como ves el tema de la inseguridad?
-El trabajo contra la inseguridad está cada vez peor, yo me cansé de hacer reuniones con los jefes, con la policía del barrio, con toda la gente. Pero nadie nos da soluciones. Y creo que entre todos, la gente del municipio, la provincia y la policía, podríamos sacar esto adelante. Pero si a ellos no les gusta trabajar lo lamento. Yo acá en la vecinal tengo un taller con 30 jóvenes que hacen panificación y costura, tanto varones como nenas. Pero el otro día estaban a la tarde, muy tranquilos, cuando vinieron con armas a amenazar a los pibes. ¿Entonces cómo es?, tengo que estar yo para que no hagan nada, porque cuando estoy yo no hacen nada, no se animan...
-¿Te tienen respeto porque vos salís a buscarlos?
- Yo no sé si es porque es respeto o por qué, pero yo sí los salgo a buscar. Además ese día que fue el miércoles (de la semana pasada), vino la policía con prepotencia, una policía mujer de aquí del destacamento. A mí no me vengas con prepotencia, cuando te estoy diciendo el color del calzón que tienen los pibes que están con armas y todavía se hacen los malos, y se lo dije al comisario.
-¿Compartís el pedido del intendente Luis Castellano de solicitar la remoción de la cúpula de la Jefatura policial? ¿Creés que un cambio de nombres va a solucionar el problema?
-Yo no sé si un cambio de nombres o qué, ¿pero sabes lo que yo pido? Se los dije a ellos en la cara, tienen que salir los prepotentes y los que son coimeros. Y lo que pasa es que si hay uno, voy a meter a todos en la bolsa. Porque si hay uno que es coimero y los otros están esperándolo en la camioneta, son todos iguales y todos tapan. Esto viene de largo, y hay una gran persona que es de mucho dinero en la ciudad de Rafaela que está manejando este tema; maneja la policía, maneja la droga, maneja las armas, hasta la justicia.
-¿No tenés miedo cuándo denunciás todo esto?
-Mirá, él me llamó por teléfono y me dijo que me iban a encontrar en el Cululú panza arriba, sabes qué lo estoy esperando porque él tiene mucho poder tanto en Rafaela como en Santa Fe, pero yo lo espero a que venga, porque nos tenemos que enfrentar él y yo.
-¿Quién es?
-No te lo voy a decir ahora, pero él sabe quién soy yo.
-¿Quiénes te tienen que ayudar, ya sean asistentes sociales o funcionarios locales, te prestan atención o terminás siendo un problema también para ellos?
-La verdad es que termino siendo un problema para ellos, sigo siendo la persona que soy, muy bocona, y seguramente ahora el 17 me vaya (hace referencia a las elecciones vecinales) pero no le voy a permitir a nadie que quieran hacerse los pícaros con mi familia.
-¿En el barrio te respetan?
-En el barrio me respetan porque estoy en las buenas y en las malas con la gente.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar