Un urbanita para realizar escapadas camperas

Automotores 05 de febrero de 2019 Por
Leer mas ...
Condicionado por una sociedad que vive mayoritariamente en grandes ciudades y que desea disfrutar de múltiples actividades en su tiempo libre, el mercado automovilístico europeo se ha decantado por poner de moda el SUV urbano. Este peculiar tipo de coche se adapta a la perfección a los entornos de tráfico denso, además de sorprender por su versatilidad de uso, un factor esencial para responder a las inquietudes de las personas aficionadas a los deportes.
El Hyundai i20 Active propone un robusto y exclusivo diseño estilo crossover, con detalles que sirven para dar la distinción estética habitual de este segmento. La amortiguación ha sido revisada para elevar la carrocería en 20 mm respecto al modelo i20 de cinco puertas y el conductor goza de una visibilidad excelente, ya que los asientos delanteros han sido también ubicados en una posición más alta, proporcionando una posición más dominante.
Otras novedades exteriores son los parachoques delanteros y traseros específicos, este último con protectores de bajos integrados, reforzando así el carácter aventurero y ofreciendo un plus de protección sobre los bajos del vehículo.
El interior añade algunos detalles específicos a la mencionada elevada posición de conducción. Destacan unos pedales metálicos que transmiten sensación de robustez y calidad y se emplea un color denominado Orange Tangerine en diversos elementos del interior, ampliando así las opciones de personalización. También es exclusivo para el i20 Active el color Morning Blue, idóneo para los que desean un acabado de carrocería personalizado.
Cabe señalar que algunos de los plásticos empleados en el interior ofrecen un tacto de calidad discreta. Pero el aspecto más brillante del coche es el generoso espacio destinado a los pasajeros traseros, una ventaja poco frecuente entre los modelos de vocación urbana.
Para circular por pistas de montaña sin preocuparse por el riesgo de dañar órganos mecánicos, el Hyundai i20 Active monta unas suspensiones que han incrementado en dos centímetros la altura libre de la carrocería respecto al suelo.
La gama de motores del i20 Active cuenta con una importante novedad, como es el debut de un nuevo bloque gasolina de tres cilindros, denominado T-GDI 1.0. Equipado con turbo y alimentado mediante un sistema de inyección directa, está disponible con dos niveles de potencia en función del acabado, 100 ó 120 CV.
El primero permite alcanzar 176 km/h y acelerar de 0 a 100 km/h en 10,9 segundos, con consumo medio de 4,8 l/100 km y emisiones de 110 gramos. El segundo incrementa su rendimiento para alcanzar 183 km/h y mejorar la aceleración 0-100 km/h, a 10,4 segundos. El consumo homologado es de 5,1 l/100 km y las emisiones son de 119 gramos.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar