Odas al Amor

Carta de Lectores 08 de diciembre de 2018 Por
Leer mas ...

Sr. Director: 

¿Cuántas veces nos preguntamos cómo afrontar la vida? ¿ Porqué tantos altibajos en este andar?. Hacemos miles de definiciones de lo que es la felicidad. Algunos personas opinan que ser feliz es tener bienes materiales, disfrutar de la vida; viajando, saliendo, comprándose permanentemente cosas innecesarias, el poder, el éxito … Otras, que la felicidad es gozar de buena salud, y de una familia; la unión entre sus miembros y tener un trabajo digno. Otras, que la verdadera felicidad, es transitar la vida con buenos sentimientos hacia nuestro prójimo, darse en cuerpo y alma, a los seres queridos, y el ofrecimiento constante del dolor como así también de las alegrías, a Dios. Estar alegres, conformes, saciados, es hermoso y hasta se lo considera natural, pero… cuando el dolor, tanto espiritual como físico se presenta en la vida, se decae, se rebela, se reniega…Ser feliz, es afrontar con entereza, fortaleza, todo lo que la vida nos depara. Lo demás como dice Jesús, se les dará por añadidura. Evangelio según San Lucas; capítulo 12, versículos ,22, 23, 24, 25 y 26 . La confianza en la providencia. 
Después dijo a sus discípulos:”Por eso les digo: No se inquieten por la vida, pensando que van a comer, ni por el cuerpo, pensando con qué se van a vestir. Porque la vida vale más que la comida, y el cuerpo más que el vestido. Fíjense en los cuervos: no siembran ni cosechan, no tienen despensa ni granero, y Dios los alimenta.¡ Cuánto más valen ustedes que los pájaros! ¿ y quién de ustedes, por mucho que se inquiete, puede añadir un instante al tiempo de su vida? Versículos , 30 y 31. Porque son los paganos de este mundo los que van detrás de estas cosas. El Padre sabe que ustedes los necesitan. Busquen más bien su Reino, y lo demás se los dará por añadidura. El amor es la vida misma, su esencia; todo lo que nos sucede, sea bueno o malo; el amor del prójimo, de nuestra familia, nos da la contención, paz, y felicidad.
La verdadera felicidad consiste en dar y recibir Amor. ¡Es Vivir con Amor y por Amor! El amor es nuestro refugio, es esperanza, es la rosa que a pesar de sus espinas no duele; es la flor multicolor, es el aroma del rosal y del jazmín, el fruto dulce y jugoso; es el abrazo de un niño, es el rocío transformado en diminutos cristales; es saciedad, consuelo, presencia, descanso, fidelidad, incondicionalidad, ofrecimiento, luz; nobles gestos , abrazos, miradas, fortaleza, perdón, solidaridad, piedad, fe… Unidos en el amor, todo se sobrelleva, los problemas, las enfermedades, y hasta la muerte.
La preeminencia del amor: Evangelio: Primera carta a los corintios ,capítulo 1, versículos 1,2,3: Aunque yo hablara todas las lenguas de los hombres y de los ángeles, si no tengo amor, soy como una campana que resuena o un platillo que retiñe. Aunque tuviera el don de la profecía y conociera todos los misterios y toda la ciencia, aunque tuviera toda la fe, una fe capaz de trasladar montañas, si no tengo amor, no soy nada. 
Aunque repartiera todos mis bienes para alimentar a los pobres y entregara mi cuerpo a las llamas, si no tengo amor, no me sirve para nada. Celebremos nuevamente al Amor, al Camino, a la Verdad, y a la Vida. Celebremos la llegada de JESÚS, a nuestra vida.

Ana María Abuh Arias de Abeillé
Rafaela


Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar