El trigo no decepciona y aumentan expectativas

SUPLEMENTO RURAL 08 de noviembre de 2018 Por
Los rindes en los departamentos del centro santafesino oscilan entre los 28 y los 35 quintales por hectárea. En tanto, la intención de siembra de soja de primera sería similar o levamente superior, a la superficie sembrada en 2017/2018, alcanzando las 925.000 hectáreas.

Recorrer la Ruta 70 desde Rafaela hacia el Santa Fe permite observar campos dominados por las espigas doradas del trigo. Es la foto de una buena campaña según insisten los especialistas en producción agropecuaria, como el Sistema de Estimaciones Agrícolas (SEA) para el Centro Norte de la Provincia que elabora semanalmente la Bolsa de Comercio de Santa Fe. 
Con respecto al trigo, en los departamentos del norte santafesino, los rindes alcanzaron promedios mínimos de 18 a 20 quintales por hectárea (qq/ha) con promedios máximos de 32 a 34 qq/ha. Y los primeros rindes en los departamentos del centro fluctuaron entre 28 a 35 qq/ha destaca el reporte del SEA. "Ante estos resultados las expectativas y perspectivas siguieron siendo alentadoras, a pesar de situaciones puntuales por las consecuencias de los eventos climáticos (vientos fuertes y granizadas)", sostiene el documento difundido ayer. "Las precipitaciones registradas continuaron sosteniendo la condición del cultivo y cubriendo sus necesidades de fin de ciclo, en particular en los lotes de los departamentos del sur. Hasta la fecha, el estado sanitario del cultivo continuó siendo muy bueno, sin expresión de enfermedades ni de plagas", agrega.
De acuerdo al documento, las precipitaciones de la última semana fueron regulando y marcando el ritmo de avance en el proceso de cosecha. "Dicha tarea se observó en los primeros lotes de los departamentos del centro del área de estudio, mientras que en los departamentos del norte se logró un 40 % de recolección, consolidando los rendimientos promedios y registrando aumentos en rindes a medida que la misma fue progresando", consigna.
Al cierre del informe del SEA, esto es al martes último, se llevaban sembradas 89.000 hectáreas con maíz de primera, lo que representa el 47,3% de la intención de siembra que asciende a 188.000 ha. Y además, ya se implantaron 46.250 ha con soja de primera, esto es el 5% sobre una intención de 925.000 hectáreas.

SOJA DE PRIMERA
El proceso de siembra de la soja de primera en los 12 departamentos del centro y norte de Santa Fe continuó desarrollándose, y adquirió un mayor ritmo que la semana anterior, favorecido por las óptimas condiciones de la cama de siembra y disponibilidad de agua útil en la misma.
Hasta la fecha se logró un progreso del orden del 5 % sobre lo proyectado, representando 46.250 ha.; con un incremento intersemanal de 4 puntos porcentuales y un adelanto de 3 % en comparación a la campaña del año anterior.
Las condiciones ambientales registradas permitieron una buena germinación, sin inconvenientes en lo sembrado.
La intención de siembra sería similar o levemente superior a la superficie sembrada en 2017/2018, alcanzando las 925.000 hectáreas.

MAIZ TOTAL
El cultivo de maíz presentó para esta campaña hasta la fecha, un avance en la siembra del 47,3 %, representando unas 89.000 ha. Correspondieron a lotes sembrados en primera instancia, denominado maíz de primera, el cual de acuerdo al área de estudio tendría dos usos, un porcentaje a grano para futura venta comercial y el otro porcentaje como forraje, para consumo animal bovino.
Sobre el maíz de primera, el informe señala que muestra un muy buen estado, creciendo y desarrollándose en condiciones óptimas, en un 90 %. La humedad fue adecuada y las temperaturas también para el cultivo. El 10 % restante manifestó cierto grado de impacto por los diferentes eventos ocurridos en los distintos departamentos, como caídas de piedras, heladas tardías y déficit hídrico.
La variación hacia un mejor estado, del orden de 2 puntos porcentuales, estuvo dado por las condiciones ambientales registradas, revertiéndose situaciones adversas del comienzo del ciclo. En cuanto al estado sanitario, el cultivo se encontró muy bien, sin inconvenientes hasta el momento.

GIRASOL
El 97 % del cultivo de girasol se encuentra en estado bueno a muy bueno con lotes en excelentes condiciones y el 3 % restante bueno, con lotes puntuales regulares, por posición topográfica y la aptitud de los suelos. En tal sentido, el SEA indicó que continuó su crecimiento y desarrollo normal, con buena disponibilidad de agua útil en los suelos, tras las nuevas precipitaciones registradas en toda el área, generando muy buenas condiciones en beneficio de lo cultivares.
El aspecto sanitario del cultivo, en general, se presentó muy bien. Sólo se detectaron algunos lotes con presencia de orugas que fueron relevados, monitoreados y no ocasionaron mayores problemas, ni consecuencias hasta la fecha.






Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar