Tamberos alertan sobre una situación dramática

Locales 11 de julio de 2018 Por
En Buenos Aires se reunió la Mesa Lechera, en la que el ministro Etchevehere destacó el aumento de las exportaciones lácteas. Pero los productores reclaman una urgente recomposición del precio del litro de leche para evitar cierre de establecimientos.
FOTO MIN. AGROINDUSTRIA ENCUENTRO. Etchevehere presidió cumbre de la cadena láctea en la sede de Agroindustria.
FOTO MIN. AGROINDUSTRIA ENCUENTRO. Etchevehere presidió cumbre de la cadena láctea en la sede de Agroindustria.

Mientras los productores tamberos no disimulan su malestar porque consideran que cobran poca plata por litro de leche y cuestionan la política, o la falta de ella, hacia el sector lácteo, el ministro de Agroindustria de la Nación, el entrerriano Luis Etchevehere  presidió ayer en la Ciudad de Buenos Aires un encuentro de la Mesa de Competitividad Lechera en la que resaltó el aumento de las exportaciones. 
Durante la reunión, en la que participaron "todos los eslabones de la cadena" según se informó oficialmente, fueron analizados los ejes coyunturales y las solicitudes para el desarrollo de la actividad de cara a un próximo encuentro con el Presidente de la Nación, Mauricio Macri.
Con respecto a la recomposición del precio de la leche, desde Agroindustria se destacó la importancia de acompañar al sector privado en el proceso, pero sin intervenir. En lo que respecta a la política de apertura al mundo, la secretaria Bircher reiteró la invitación a diversificar los mercados y destacó la potencialidad del sudeste asiático, Vietnam, Malasia, Filipinas; Egipto; China; México y Rusia, principalmente.
"Tenemos que ser protagonistas del cambio de la lechería argentina a partir de darle previsibilidad", dijo Etchevehere. Y continuó: “Miremos, sin dejar de lado las situaciones de coyuntura, lo que hemos avanzado”, tras remarcar el aumento de las exportaciones del sector del 25% en los primeros 5 meses de este año y el esfuerzo por brindar herramientas de transparencia a la cadena a través de la emisión del certificado del Sistema Integrado de Gestión de la Lechería Argentina (SIGLeA).
Por otra parte, el Ministro subrayó la importancia de la aplicación de la Ley Pyme, que implica la eliminación de la Ganancia Mínima Presunta desde enero de 2017, la compensación del impuesto a los créditos y débitos de hasta el 100% para micro y pequeñas empresas y para medianas hasta el 50%. Asimismo, las pymes podrán desgravar del impuesto a las ganancias hasta el 10% de las inversiones realizadas. Otros beneficios son el diferimiento del pago de IVA y la reducción de los saldos de libre disponibilidad mediante la automatización en la emisión del certificado de no retención del IVA.
La Mesa volverá a reunirse el próximo martes, donde se espera seguir avanzando en una Mesa de Coyuntura apuntando al financiamiento con el apoyo de la banca pública y temas a tratar en una próxima reunión con el Presidente de la nación. Entre las propuestas que generaron consenso se encuentran la reprogramación de vencimientos de crédito, una mayor accesibilidad a las líneas de financiamiento a tasa preferencial y la ampliación de descuentos de cheque.
Estuvieron presentes representantes del Banco de la provincia de Buenos Aires (Bapro); de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP); de la Asociación de Pequeñas y Medianas Empresas Lácteas (APYMEL); de la Cámara de Productores de Leche Cuenca Oeste (CAPROLECOBA); del Centro de la Industria Lechera (CIL); de Federación Agraria Argentina (FAA); de la Sociedad Rural Argentina (SRA); Confederaciones Rurales Argentinas (CRA); y la Confederación Intercooperativa Agropecuaria Limitada (CONINAGRO). CREA, Junta Interccoperativa de productores lecheros (JIPL).
Y tal como había anunciado, la Mesa de Productores de Leche de Santa Fe (Meprolsafe) no participó de esta convocatoria de Etchevehere. Al respecto, el secretario de esta entidad, Marcelo Aimaro, dijo ayer por LT10 que los tamberos hoy día no alcanzan a cubrir los costos. Explicó que la industria paga al productor por cada litro de leche un precio de $ 6,40 cuando en realidad se necesitan más de $ 8 pesos para recuperar una mínima rentabilidad. 
"El problema es la redistribución en la cadena; tenemos socios que se están llevando una porción mayor de la que le corresponde y nadie lo está viendo" disparó Aimaro al advertir que el precio que se le paga al productor aumenta a menor velocidad que el que se vende el litro de leche en el supermercado.
En tanto, Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) advirtió ayer que los tambos se encuentran "al borde del precipicio", ya que la devaluación afectó seriamente los costos de producción del sector. Según la entidad, la producción láctea "viene sufriendo una crisis prolongada, con frentes múltiples, que empujan la actividad a un callejón sin salida".
Por su parte, el presidente de Coninagro, Carlos Iannizzotto, pidió que el Gobierno "acompañe" al sector lácteo con una línea de financiamiento a tasas bonificadas hasta que pueda "recomponer" sus márgenes de rentabilidad ante una "difícil coyuntura". "La devaluación no hizo más que agravar los problemas de competitividad que padecen los tambos, enfocados mayormente en el mercado local, ya que alrededor del 85% de lo producido en el país se destina a la plaza interna", argumentó el dirigente agropecuario.
Así, en un comunicado, la entidad sostuvo que "los tamberos necesitan créditos blandos para superar una difícil coyuntura". Señaló que en ese escenario es necesario "recomponer los márgenes de rentabilidad, afectados por la suba de los costos internos ante precios estancados".



Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar