Facundo Chapur logró un triunfo inobjetable en el Ovalo Infernal

Deportes 04 de junio de 2018 Por
El cordobés, que había ganado la clasificatoria del sábado, se impuso de punta a punta en una carrera complicada en Rafaela, en el marco de la 5ª fecha del Super TC2000. Fue segundo Emiliano Spataro mientras que Agustín Canapino, con el parabrisas destrozado, completó el podio ante unas 6.000 personas en el Templo de la Velocidad. Facundo Ardusso, quien abandonó junto con Matías Rossi, continúa liderando el campeonato. La próxima se corre dentro de 45 días en San Juan.
0254026chapur

Fue un fin de semana soñado para Facundo Chapur. El múltiple campeón del Turismo Nacional y piloto de Citroën, no tuvo adversarios en Rafaela y se quedó con la victoria en el Súper TC2000, que llevó a cabo en el Templo de la Velocidad la quinta fecha del campeonato. Esta es la segunda victoria en el año para el cordobés, que ya había ganado en Rosario, y la tercera en la especialidad, demostrando que las pistas santafesinas le caen más que bien, recordando, además, que ya se había quedado con la pole en la clasificación del sábado. En tanto, Emiliano Spataro terminó en el segundo lugar con un Renault Fluence y Agustín Canapino (Chevrolet) arribó tercero.
La de este domingo fue una carrera bastante cortada y accidentada, donde el auto de seguridad fue uno de los grandes protagonistas. La competencia empezó siendo tranquila con el liderazgo de Chapur, quien era el gran candidato, seguido por Julián Santero (Toyota), pero se fue complicando antes de cumplirse el giro inicial cuando Matías Rossi (Toyota) y Facundo Ardusso se pasaron de la segunda chicana mientras peleaban por el tercer puesto y fueron sancionados con 10 segundos. El que aprovechó la situación fue Mariano Werner (Peugeot), quien logró superar a ambos mientras que momentos después supero a Santero, pero también fue penalizado de la misma manera por los comisarios deportivos.
En momento de disputarse la tercera vuelta, en medio de mucho vértigo, Rossi pudo superar a Werner, quien también fue sancionado con 10 segundos y lograron pasarlo Ardusso y Canapino. Ya en el giro 11º debió ingresar el auto de seguridad debido a que se había ensuciado un sector de la pista por la rotura de un neumático del auto de Llaver.
La acción se reanudó rápidamente y Chapur aprovechó para alejarse de sus perseguidores, pero un par de vueltas más tarde explotó el neumático delantero derecho del auto de Rossi a casi 280 km por hora en plena recta principal, por lo que el piloto perdió el control del vehículo y terminó impactando en el automóvil de Ardusso cuando circulaba por la chicana. Las acciones se neutralizaron otra vez, aunque lo positivo fue que ambos pilotos no sufrieron lesiones, aunque al poco tiempo, el que sufrió daños importantes en su auto fue Canapino, cuando estalló el parabrisas de su vehículo. Allí, otra vez ingresó a pista el auto de seguridad.
En el relanzamiento, con 13 autos en el circuito, Santero intentó superar a Chapur al igual que Spataro -el ganador en el Ovalo en 2017 y un especialista en este tipo de carreras- y Canapino, pero el piloto de Citroën logró quedarse con la victoria en una carrera que terminó por tiempo -se cumplieron los 45 minutos por reglamento ya que no se pudieron completar las 27 vueltas- porque el auto de seguridad tuvo que volver a ingresar debido a que Federico Iribarne había golpeado al de Muñoz Marchesi y Damián Fineschi, mientras que antes a Santero también se le rompió un neumático.
Con gran jerarquía, el auto rojo y negro de Chapur -3º el año pasado en este escenario- cantó victoria en suelo rafaelino en medio de una competencia con muchos inconvenientes con las gomas y las chicanas, y se ilusiona con pelearle el título al santafesino Ardusso.

Te puede interesar