Los pilotos, expectantes ante una competencia tan especial

SUPLEMENTO ESPECIAL 02 de junio de 2018 Por
Leer mas ...
Ver galería FOTOS JORGE BARRERA EN AMIUN. Matías Rossi, Julián Santero, Darío Ramonda -jefe-, Damián Fineschi y Manuel Luque, integrantes del Equipo Toyota Gazzo Racing.  EN CHEVROLET Y RPM AUTOMOTORES. La escudería  de Bernardo Llaver, Agustín Canapino, Manuel Mallo y Facundo Conta se divirtió con el público presente.  EN ALPES AUTOMOTORES. Autoridades de la firma junto a los corredores Emiliano Sparato, Martín Moggia, Leonel Pernía y Facundo Ardusso.
1 / 3 - FOTOS JORGE BARRERA EN AMIUN. Matías Rossi, Julián Santero, Darío Ramonda -jefe-, Damián Fineschi y Manuel Luque, integrantes del Equipo Toyota Gazzo Racing. EN CHEVROLET Y RPM AUTOMOTORES. La escudería de Bernardo Llaver, Agustín Canapino, Manuel Mallo y Facundo Conta se divirtió con el público presente. EN ALPES AUTOMOTORES. Autoridades de la firma junto a los corredores Emiliano Sparato, Martín Moggia, Leonel Pernía y Facundo Ardusso.
Varias de las concesionarias que se encuentran a la vera de la ruta 34 en nuestra ciudad estuvieron muy concurridas y entretenidas este viernes por la noche. Es que varios pilotos protagonistas del Súper TC2000 que se pone en marcha hoy en el circuito rafaelino tuvieron su primer contacto con el público, con sus hinchas, con sus fanáticos, y por supuesto, con la prensa local y regional. Además de palpitar lo que esperan este fin de semana, sintieron el afecto de sus seguidores, que colmaron los locales de AMIUN, Chevrolet y Alpes. Firmas de autógrafos, fotos y las habituales selfies, ya sea con el piloto o con los autos de competencia, no faltaron, además de los premios, sorteos y entradas que se obsequiaron al finalizar las conferencias de prensa.

POR UN BUEN RESULTADO
Matías Rossi, quien viene de sufrir un golpe muy duro en Potrero de los Funes, hizo grandes carreras en Rafaela. Como piloto de Toyota, al igual de Julián Santero, Damián Fineschi y Manuel Luque, comentó lo que vive al correr en el Ovalo rafaelino, arriba del auto, y lo que espera para este fin de semana. “Siempre es un placer venir a correr a Rafaela. Es una carrera muy especial, como dijeron mis compañeros, muy diferente y muy linda, en la cual vengo de una competencia muy buena el año pasado, sobre todo en mi caso, ya que me tocó largar desde atrás y tuve que ir avanzando en forma estratégica, algo que es muy importante, el hecho de no enredarse y dar los movimientos acertados como para quedar con el grupo que va adelante e ir en succión y pasando. En el caso nuestro, llegamos con un auto diferente al que utilizamos el año pasado acá en cuanto a la configuración aerodinámica. Es arrancar de nuevo, pero con muy buenas expectativas porque hemos dado un paso importante en la performance del auto en los circuitos que uno considera convencionales, en los tradicionales y en este por tener unas chicanas muy lentas, un furgón muy rápido y luego una pista de velocidad pura. Esperemos, junto con los chicos, poder pelear por la carrera y darle un buen resultado a Toyota, que está trabajando mucho para poder hacerlo. En el caso mío voy a ir unos puestos más atrás por el sistema del campeonato y por la penalización, pero es una pista en la que sabemos que si uno anda rápido puede avanzar mucho. Estamos con fe y esperemos arrancar bien este sábado y sobre todo el domingo, que es lo más importante. En cuanto a la lesión, el pie está joya. Hay que acelerar nomás, así que estamos bien”.

CON LA MORAL ALTA
Bernardo Llaver, del equipo Chevrolet, sabe que llega a Rafaela dulce luego de haber ganado hace un par de semanas en tierras cuyanas. Ese triunfo lo metió en la parte alta de las posiciones, con lo cual tratará de seguir sumando buenos puntos para continuar peleando por el campeonato. “Las expectativas en Rafaela son muy buenas. Venimos de un muy buen fin de semana en San Luis, donde nos quedamos con la victoria, y si bien la pista es absolutamente diferente en todo sentido a Potrero, la moral está alta. Estamos teniendo un funcionamiento muy bueno en todas las carreras y seguramente acá no va a ser la excepción. Estamos prendidos en el campeonato y el objetivo es seguir sumando puntos. Rafaela tiene un escenario que a todos los pilotos nos encanta manejar, porque es muy rápida y muy diferente a todas las demás. En otras pistas no pasamos los 270 kilómetros por hora, mientras que acá llegamos a 300. Entonces, se siente esa diferencia y lo disfrutamos al máximo. Es un desafío técnico también para los ingenieros sobre todo por la parte aerodinámica y a partir de ese trabajo se va a redondear el fin de semana. Si estamos bien aerodinámicamente, seguramente vamos a andar muy bien. En el campeonato estamos cuartos y cerca de los primeros lugares. Si bien Ardusso sacó una ventaja tranquilizadora, siempre va a ser importante tratar de sumar en todas las carreras, no solamente en el Ovalo rafaelino”. Posteriormente, el propio Llaver, junto a Canapino, Mallo y Conta, se dieron el lujo de hablar, con los chicos, un rato del fútbol y de la selección nacional con vistas al Mundial de Rusia que se viene en pocos días.

¿SALDARA SU DEUDA?
Facundo Ardusso, el actual líder del certamen de STC2000 y representante de Renault, estuvo en el local de Alpes junto a sus compañeros Emiliano Spataro, el último ganador en Rafaela el año pasado, Martín Moggia y Leonel Pernía. Haciendo referencia a lo que espera en este circuito tan particular, expresó que “cada vez que venimos a Rafaela, se nos pone la piel de gallina. Es un gran desafío para nosotros y una exigencia mayor a lo habitual. Por suerte, llegamos muy bien, aunque quizás es la pista menos favorable para nosotros por la velocidad final que se desarrolla. Nuestro auto a lo mejor se destaca más en curvas de mediana y baja velocidad, pero el año pasado hemos hecho un gran trabajo y una buena puesta a punto en lo previo. Mi equipo ya empezó a realizar algunas modificaciones para poder adaptar el auto a una pista única y diferente a la habitual. Como santafesino, estoy orgulloso de que esté en Rafaela y es el único Ovalo que tenemos en el país y acá se requiere de otra puesta a punto, diferente a un autódromo tradicional, donde las velocidades máximas oscilan alrededor de los 260 km/h. Acá se desarrollan velocidades de 295 km/h y en succión se llega a 300. Esos 30 km más que tiene Rafaela nos obliga a poner el auto de otra manera. El año pasado hicimos la pole, veníamos ganando la carrera del sábado y rompí goma. Y el domingo nos pudimos recuperar, ya que terminamos entre los 7 primeros largando desde el fondo. Así que veo como grandes candidatos a los Peugeot, que siempre se han destacado en este circuito, me tocó formar parte de ese equipo y lograr el récord del Ovalo y hacer un podio en 2012. Es una carrera que nos va a costar mucho y ojalá lo podamos sacar adelante. Me falta ganar en Rafaela, así que vengo por la victoria este año, ya que se me negó en todas las categorías que corrí acá”.

Te puede interesar