“Si no ganás no servís”, dijo Bovaglio

Deportes 10 de mayo de 2018 Por
El ex entrenador de la “Crema” habló luego de su salida de Atlético. “Creo que fue injusto, merecíamos terminar el campeonato”, apuntó.
FOTO ARCHIVO BOVAGLIO. / "Estoy tranquilo porque hice las cosas con compromiso, valores y principios".  FOTO ARCHIVO AUTOCRITICO. / "No conseguimos el ascenso, en gran parte soy responsable", apuntó Bovaglio.
FOTO ARCHIVO BOVAGLIO. / "Estoy tranquilo porque hice las cosas con compromiso, valores y principios". FOTO ARCHIVO AUTOCRITICO. / "No conseguimos el ascenso, en gran parte soy responsable", apuntó Bovaglio.
Aquel 0-2 en Corrientes significó el fin de un ciclo. Tras seis juegos sin poder ganar, con un equipo que se venía a pique en lo anímico y la tabla de posiciones, la dirigencia optaba por cortar el contrato de Lucas Bovaglio.
“Creo que fue injusto, merecíamos terminar el campeonato”, señaló Bovaglio en diálogo con Radio El Espectador. “Estoy tranquilo porque hice las cosas con compromiso, con valores, principios. Cuando las evaluaciones se hacen exclusivamente por lo que se consigue y no por lo que se merece se termina siendo injusto”.
Sobre la decisión dirigencial, que decidió despedirlo declaró: “Los dirigentes tienen que tomar decisiones y uno las tiene que respetar, no me voy a encaprichar o aferrar a un puesto cuando no quieren que continúe, las reglas del juego son así”.

¿Está bien que haya subido directo Aldosivi?

-Fue el que arriesgó un poco más y por eso terminó conquistando el título. No hubiese querido que ascienda Aldosivi. Porque siento que fue el que más licencias tuvo, sobre todo con el tema arbitral, cuando pierden con Riestra se quejaron y daba vergüenza ajena. Si hay un equipo que tuvo ‘protección’ fue Aldosivi. Bienvenido sea que subió un equipo que jugó con tres delanteros y está bien que así sea, así habían ascendido Argentinos y Chacarita la temporada pasada y la anterior Talleres, en algún momento, cuando su técnico cambió empezó a tener problemas, cuando volvió a jugar con tres puntas ganó las finales, me gustan los equipos que tratan de ser ofensivos y tienen su premio. No jugó bien, las últimas diez fechas jugó mal, arriesgó un poquitito más que el resto y de casualidad se termina llevando el ascenso.

-Y no hubo un equipo que se destaque sobre el resto…

-Yo digo que el mejor fue Aldosivi porque ascendió. Siempre en un año el que termina primero es el mejor. En el análisis, las últimas diez fechas no las jugó bien, con errores infantiles, teniendo cierta protección arbitral como también la tiene San Martín de Tucumán, o la han tenido en su momento Almagro contra Flandria, Agropecuario. Generalmente todos los equipos que llegaron a esta instancia han tenido en uno o dos partidos decisiones arbitrales muy definitivas, algunas vergonzosas que le permitieron llegar a donde están. Atlético no las tuvo en ningún momento del campeonato, en ningún partido del campeonato ningún árbitro cometió un error grosero en favor de Atlético. Entiendo que Aldosivi, sin jugar bien, ningún equipo en la temporada lo hizo, fue el que terminó arriba del resto y fue el mejor. La verdad que con poco se termina llevando un premio grandísimo.

-¿Cómo viste la eliminación de Atlético?

-Si uno se queda con el último partido la sensación es que hizo más que su rival. Si se analiza la última jugada hay opiniones divididas, la gran mayoría piensa que no hubo falta, que el gol era legítimo, que si hubiera sido en otro momento del partido la falta no se cobraba, si pasa en cualquier otra parte no se cobra. A Atlético en ningún momento del campeonato tuvo algún fallo que lo haya favorecido, de hecho de local no tuvimos ni un penal a favor, nos han anulado tres goles lícitos, el partido contra Aldosivi que para mí fue determinante nos hacen un gol un metro adelantado, no nos cobran un penal clarísimo en un remate de Velázquez que da en la mano de un jugador de Aldosivi, hubo errores muy groseros en contra de Atlético y ningún fallo a favor. Con Juventud Unida, en el primer gol, que reclaman una mano, pero fue totalmente involuntaria, fue un detalle mínimo. Nunca tuvimos esas situaciones, que Atlético no haya ascendido no fue responsabilidad de los árbitros pero hay un detalle que creo que cuesta y en otras temporadas, uno como jugador, los árbitros en algún momento favorecían.

-Finalizado el partido en Corrientes habías manifestado que querías seguir. ¿Cómo tomaste la decisión de los dirigentes?

-Cuando terminó el partido en Corrientes manifesté que tenía deseos de continuar, me sentía con fuerzas, quedaba poquito y creía que nosotros teníamos que terminar este campeonato, después la dirigencia decidió que el ciclo había llegado a su fin, como en su momento nos fue a buscar para que lleguemos y es algo que yo agradezco, la posibilidad de haber podido dirigir a Atlético, tengo que aceptar cuando decidieron que no continuemos. Debo respetar la decisión más allá que no la compartía ni la comparto, la debo respetar.

-Y creés que fue una decisión acertada por el momento que atravesaba el equipo, que se necesitaba ese ‘golpe de timón’.

-Si la decisión fue acertada o el cambio beneficioso lo marca el tiempo. Hay ciertas cuestiones que tendré que empezar a entender como las decisiones dirigenciales, las reacciones del público, de la prensa, es parte toda de este sistema. Uno vive en un país muy especial, somos capaces de criticar hasta a Messi cuando todo el mundo lo alaba y lo elogia, en vez de disfrutarlo siempre le ponemos algo. Está establecido en este país que si no ganas no servís, es un fracaso y si te fue medianamente bien, se valoran los recursos que se utilizaron, acá me han insultado cuando el equipo estaba puntero y gente que hace años atrás me paraban para pedirme una foto. Elegí esta profesión porque la amo y me apasiona y sé que muchas veces es injusta. Uno tiene que entender que también es parte del juego y saber convivir.

-El equipo tuvo una caída grave, la caída en lo individual afectó al equipo o esa caída estructural fue lo que afectó lo individual.

-Hubo de los dos factores, y más también. Podemos llamar caída a los seis partidos que no pudimos conseguir ninguna victoria, que fueron 4 empates y 2 derrotas. Perdimos en Corrientes jugando mal y en Santiago del Estero jugando muy mal, después entran los 4 empates, el empate con Aldosivi, si ese día ganábamos le sacábamos cinco puntos y no nos alcanzaban más, venimos acá y empatamos contra All Boys en un partido que no jugamos bien, otro empate con Independiente Rivadavia que no jugamos bien, en el otro empate con Morón le creamos situaciones y empatamos.
Se había puesto la vara demasiado alta, lo único que servía era el ascenso directo. Perdimos en Corrientes, el ascenso directo parecía una utopía y ya está, no vamos a conseguir el ascenso, no hay chances, el proceso de Lucas está acabado. Creo que no se valoró como correspondía, estuvimos cuatro meses punteros, el equipo que más goles convirtió, lamentablemente en los últimos partidos no pudimos convertir. No creábamos demasiado pero nos llegaban poco y nos convertían, el equipo fue perdiendo seguridad, estábamos inseguros.

-Les costó muchísimo los partidos en el Monumental…

-Hace años que le cuesta. Primero para ganar tenés que jugar bien, no podés ganar o ganar, si bajás ese mensaje se filtra el ganar como sea y eso te va a permitir ganar uno o dos partidos y tenés que tener tu método, tu idea, intentar jugar bien. Los equipos a nivel mundial que ganan intentan jugar bien. Eramos superiores a nuestro rivales, nos hubiese encantado jugar bien, pero también nos encontramos con algunos rendimientos individuales que no estuvieron bien y eso conspiró con el funcionamiento

-¿Cómo calificas tu ciclo?

-No fue exitoso porque no conseguimos el ascenso, en gran parte soy responsable y tengo claro que el trabajo que hicimos fue con un compromiso absoluto, con una responsabilidad enorme, con nuestros valores y principios y va a ser nuestra manera de manejarnos como cuerpo técnico.
No somos tan mal cuerpo técnico, sucede que está instalado que cuando ganás sos bueno y sino todo lo contrario. Somos honestos, nos manejamos con la verdad y a la larga te termina premiando.
Después, se instalaron cosas que no fueron ciertas, si hubieran jugado mis amigos como se dijo el Chipi Gandín habría jugado más, y Carniello y Nico Castro lo mismo, se decía que Klusener jugaba porque había sido compañero mío y no compartimos ni un entrenamiento en Talleres, se instalaron cosas que no fueron ciertas.

-¿Hubieses cambiado algo?

-Sí, hay muchas cuestiones que quedan en la interna pero reconozco que trabajamos con un plantel de 33 o 34 jugadores y no es lo ideal. Haber tenido un plantel demasiado largo fue un error, todos los jugadores recibieron la misma calidad de entrenamiento.
Yo siempre puse al que creí que estaba mejor, a lo mejor tomando decisiones equivocadas, puede que fui algo injusto con algunos y me sucede a mí que recién estoy arrancando como a entrenadores con 60 años, pero a cada jugador le dimos la mejor calidad de entrenamiento. Nuestro paso por el club no fue en vano, dejamos algunas cositas.

-¿Qué va a ser de tu futuro?

-Hemos tenido charlas, vimos algo del exterior, de Talleres me han llamado inmediatamente cuando me quedé sin trabajo como lo han hecho en la otra oportunidad cuando era el ayudante de campo de Burruchaga, lo mismo ahora, veremos cuál será nuestro destino, la idea es volver a trabajar lo más rápido posible.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar