Macri llamó a Trump por acero y aluminio

Nacionales 10 de marzo de 2018 Por
El Presidente argentino pidió a su par estadounidense que la Argentina quede exenta de los aranceles para el acero y el aluminio.
BUENOS AIRES, 10 (NA). - El presidente Mauricio Macri pidió ayer a su par de los Estados Unidos, Donald Trump, exceptuar a la Argentina de los aranceles que dispuso para las importaciones de acero y aluminio, y el mandatario norteamericano se comprometió a "evaluar" esa solicitud.
"El jefe de Estado argentino le expresó su preocupación por el potencial efecto negativo de esas medidas. Trump se comprometió a evaluar su pedido para que la Argentina sea exceptuada de cualquier medida restrictiva que afecte las exportaciones de acero y aluminio hacia los Estados Unidos", informó Presidencia en un comunicado.
En la charla telefónica, los mandatarios también conversaron "sobre la Cumbre de las Américas que se llevará a cabo en Lima en abril próximo y sobre la situación financiera del Banco Interamericano de Desarrollo", se indicó en el mismo parte de prensa.
Por su parte, el comunicado difundido por la Casa Blanca hizo hincapié en que "Trump habló con el presidente de Argentina, Mauricio Macri, para discutir la sólida asociación entre los dos países" y "la necesidad de que las Naciones de la región trabajen juntos para devolver la democracia a la gran población de Venezuela".
No obstante, mencionó que "los dos líderes discutieron los aranceles potenciales de los Estados Unidos sobre el acero y el aluminio extranjeros", aunque el comunicado de la gestión de Trump no agregó mayores detalles sobre el tema.
"Acordaron mantenerse en contacto para fortalecer la sólida relación bilateral", indicó el parte de prensa que se emitió en Washington.
El jueves, la Cancillería había planteado en un comunicado que "las exportaciones argentinas representan sólo 0,6% del acero y 2,3% del aluminio de todas las importaciones que hace EE.UU. en ambos rubros, y por lo tanto Argentina no es causante ni contribuye a las distorsiones que afectan a los mercados mundiales y a los EE.UU.".
Trump acaba de imponer aranceles a las importaciones de aluminio del 10% y las de acero del 25%, con el objetivo de defender la industria estadounidense, lo que había sido una promesa de su campaña electoral.
Al hacer el anuncio, el mandatario estadounidense planteó que los países exceptuados en esta instancia serían Canadá y México, aunque aclaró que pueden ser más los que cuenten con ese privilegio, por lo cual Macri de inmediato se contactó con él para tratar de forma parte de ese grupo de naciones que podrían seguir exportando acero y aluminio a la potencia del norte.
En caso de no lograrlo, los aranceles estadounidenses impactarán en Argentina en dos grandes grupos, Techint (acero) y Aluar (aluminio). El primero de ellos vende a Estados Unidos tubos sin costura (para la industria petrolera), pero tiene una fábrica en Houston.
Entre enero y noviembre de 2017, Argentina vendió a Estados Unidos unos 200 millones de dólares en tubos de acero y unos 500 millones de aluminio.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar