Las inversiones

Editorial 05 de enero de 2018 Por
El rubro de mayores inversiones fue el petrolero, encabezado por YPF.

De acuerdo a lo informado por la Agencia Argentina de Inversiones y Comercio, los anuncios de inversión en el tiempo que lleva a cargo del gobierno Mauricio Macri ascendieron a 102.575 millones de dólares, distribuidos en 778 proyectos de 574 empresas, siendo el sector favorito el petrolero, con 44.700 millones, apareciendo luego la minería con 8.600 millones, mientras que el retail -sector económico que engloba a las empresas especializadas en la comercialización masiva de productos o servicios uniformes a grandes cantidades- atrajo 1.100 millones de dólares.
La empresa que encabeza el listado de inversores es YPF con 25.400 millones, nada menos que una cuarta parte del total, completando el top five Pampa con 4.300, PAE 3.070 millones, Telecom  2.666 millones y Tecpetrol 2.660 millones de dólares, destacándose que existe luego un amplísimo lote de empresas que invierten entre 1 y 3 millones de dólares.
Según informe del INDEC en el tercer trimestre del año pasado la Inversión Extranjera Directa llegó a 2.484 millones de la divisa estadounidense, significando un aumento del 182% respecto a igual lapso de 2016, cabiendo de todos modos aclarar que en tal ocasión las inversiones fueron muy bajas, partiendo por lo tanto de un punto de comparación poco relevante. En los tres primeros trimestres, es decir de enero a septiembre, las inversiones directas ascendieron a 8.000 millones de dólares, más del doble que igual período del año anterior.
Otro dato positivo es que en este tercer trimestre analizado se produjo una aceleración en las inversiones, con un alza de 13,9%, significando el mejor desempeño de los últimos 6 años. De tal manera en relación al PBI y en valores constantes la inversión tuvo el mayor nivel desde 2011 al ubicarse en el referido trimestre en el 21,7%, consolidándose como motorizador de la actividad. 
Tomando las diferentes zonas geográficas del país, la provincia de Buenos Aires resultó la más elegida.
Alza de la recaudación
Durante 2017 la recaudación tributaria aumentó 29,2% interanual, llegando a los 2,6 billones de pesos, destacándose además que estuvo por sobre el nivel inflacionario que rondó el 24% según las estimaciones de consultoras privadas, siendo por lo tanto una expansión real de 5 puntos. Con la salvedad que en estas cuentas que fueron difundidas por la AFIP no se incluyen los 40.948 millones que entraron hasta el mes de marzo producto del blanqueo de capitales.
Se explicó que hubo una leve reducción de 2 décimas en la presión impositiva respecto a 2016, pero por otra parte se incorporaron 400.000 cuits que compensaron sobradamente la rebaja mencionada.
Los impuestos que explicaron este ingreso de más de dos billones y medio de pesos, fueron el IVA, el impuesto al cheque, a la seguridad social y a las ganancias, habiendo sido los ingresos del pasado diciembre de 235.238 millones, representando una baja de 15 puntos respecto a diciembre de 2016.
Considerando el sinceramiento fiscal, a las arcas fiscales ingresaron el año anterior exactamente 2.537.609 millones, dejándose la posibilidad que en base a estos datos la actividad económica podría haber crecido 3 puntos durante el período.
Un dato a tener presente es que los ingresos por el comercio exterior se redujeron notablemente ya que mientras en 2016 habían aportado el 6,5% del total de los tributos, ahora cayeron al 5,4%, por lo tanto deplomándose un 7,5%, con lo cual si se le añade el efecto inflacionario tenemos que la baja fue del 30%, justificándose esta situación por las disminuciones y eliminaciones de las retenciones, recordándose además que desde el primer día de este año comenzó a regir una nueva baja de 0,5% del poroto y aceite de soja.
El detalle también da cuenta que por el IVA se recaudaron 765.336 millones, equivaliendo a una mejora de 31,2% respecto a 2016, constituyendo este impuesto el más regresivo de todos pues se aplica indistintamente a los sectores de mayor poder adquisitivo como a los más carenciados. Por su parte el impuesto a las ganancias, otro tributo que también genera constantes polémicas, aportó ingresos por 555.023 millones de pesos con una suba de 28% contra 2016 o bien 4 puntos si se considera sobre la inflación. En tanto el impuesto al cheque llevó al Tesoro 172.838 millones.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar