Sanvicentino involucrado en muerte de niño

Policiales 01/12/2017 Por
La Justicia santiagueña ordenó la detención de un mecánico y suman nueve los detenidos por el secuestro, violación y descuartizamiento de un niño de 11 años -en 2016-, durante un ritual satánico en Quimilí, población sita a 220 kilómetros al sureste de la capital provincial.
78789_715x402_LIB220917-038F02
FOTO ARCHIVO - "MARITO" SALTO. Fue violado y luego descuartizado en medio de un rito satánico.

De acuerdo a información brindada por la Policía y la Justicia, el nuevo detenido es Nelson "Tati" Hernández, de 55 años de edad, oriundo de la localidad santafesina de San Vicente, dueño de un galpón ubicado a la vera de la ruta 6, en cuyo interior fue encontrada una heladera marcada por uno de los perros adiestrados.

De acuerdo a las investigaciones, el artefacto eléctrico pertenece a Miguel Angel "El Brujo" Jiménez (58), sindicado como el autor intelectual del crimen de Mario Agustín Salto, cometido hace más de 17 meses.

Tras dar cumplimiento a la detención ordenada por la jueza de la causa, el mecánico (que se dedica a la construcción y reparación de carrocerías, acoplados y traillers) fue alojado en una dependencia policial de la capital santiagueña.

TODOS LOS DETENIDOS

Se memora, tal lo informado en otra nota de este portal online hace días, que también se encuentran detenidos Rodolfo "Rody" Sequeira, acusado del secuestro del niño, Ramón "Burra" Rodríguez y David Tomás Sosa, quien inicialmente apareció en la causa como un testigo de identidad reservada.

La nómina de arrestados en las últimas horas, se completa con "El brujo" Jiménez; su hijo Miguel Angel (23); su esposa, Arminda Lucrecia Díaz (57), directora de la Escuela 1214 y docente del Profesorado Secundario para Adultos; el hijo de esta, Alfredo Daniel Albarracín (22); y Pablo "El loco" Ramírez (38).

RITO SATANICO

En tanto, se aguardaba la intervención de José Humberto Miceli, titular del Gabinete Antropológico de la provincia de Corrientes, que tendrá a su cargo los peritajes de elementos secuestrados y relacionados con rituales satánicos, que se sospecha fueron utilizados en el crimen del niño.

Rubén Armando

Sección Policiales

Te puede interesar