Ahora Coca Cola amenaza con paralizar millonaria inversión

Nacionales 11 de noviembre Por
Leer mas ...
BUENOS AIRES, 11 (NA). - La marcha atrás del Gobierno respecto de gravar al vino y espumantes causó críticas de la Cámara Argentina de la Industria de Bebidas Sin Alcohol (CADIBSA) que tildó de "discriminatoria" la medida por no incluir a las gaseosas azucaradas y podría frenar una inversión de una multinacional de 1.000 millones de dólares en la Argentina.
La empresa Coca Cola evalúa suspender negocios en el país y dejar de comprar jugos a productores citrícolas por unos 250 millones de dólares ante los nuevos tributos que busca imponerle Mauricio Macri. Se trata del posible freno de una inversión de 1.000 millones de dólares.
La situación se desencadenó después de que el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, anunciara que las bebidas con azúcar agregada tendrán que pagar una alícuota del 17% cuando se sancione la reforma tributaria que enviará el Gobierno la semana próxima al Congreso.
Las empresas productoras de bebidas azucaradas entienden que próximamente habrá un brusco cambio en las reglas de juego, por lo que ya empezaron a rediseñar sus planes de negocios en la Argentina. En ese escenario, fuentes de la empresa Coca-Cola dijeron a NA que la firma evalúa dejar de comprar jugo concentrado en la Argentina.
Por su parte, la Cámara Argentina de la Industria de Bebidas Sin Alcohol consideró: "Ante el reciente y sorpresivo anuncio de la eliminación del impuesto interno al vino, al champagne y a la cerveza, CADIBSA manifiesta su total desacuerdo y preocupación". "La medida resulta absolutamente discriminatoria contra las economías regionales, para las cuales la industria de bebidas sin alcohol es un actor fundamental", argumentó la entidad.

Te puede interesar