Violenta disputa de gremios en el obrador del acueducto

Locales 11/08/2017 Por
Fue en Desvío Arijón y es la segunda vez que ocurre, despertando preocupación por la obra, que hasta ahora no sufrió demoras. Dos gremios se disputan los afiliados.
FOTO ARCHIVO DESVIO ARIJON. Escenario de los hechos de violencia.
FOTO ARCHIVO DESVIO ARIJON. Escenario de los hechos de violencia.
La fuerte disputa que vienen teniendo desde hace varios meses los dos gremios de la construcción en Santa Fe, y que tuviera uno de los choques violentos más resonantes en el mes de enero pasado en Cayastacito (departamento San Justo), en un obrador de una UTE que estaba repavimentando la ruta provincial 62 en el tramo de Emilia y Cayastá cuando se enfrentaron con ferocidad unos 200 activistas de ambos sindicatos, ahora se acaba de trasladar esa lucha al obrador de la empresa que está construyendo el acueducto que tiene origen en Desvío Arijón, tratándose del que en su segunda etapa de obra que será licitada el próximo 23 de agosto, tendría que llegar hasta Rafaela, comenzando la traza desde Santo Tomé.
Los sectores enfrentados, en una lucha que viene de vieja data para quedarse con el control de la actividad de la construcción, fueron por un lado UOCRA (Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina) y por el otro SITIC (Sindicato Trabajadores de la Industria de la Construcción), que se disputan los afiliados.
Según lo informado por el diario El Litoral, "el miércoles por la mañana un grupo identificado a la UOCRA increpó a obreros afiliados en SITIC que trabajan en el acueducto de Desvío Arijón. Según Luis Falcón (delegado de Sitic), este grupo se presentó en el obrador y amenazó a los 10 o 12 obreros que allí trabajan. “Los arrinconaron hasta que llegamos nosotros, se dispersaron y hubo discusiones. Los amenazaban para que se desafilien porque sino no iban a trabajar en ningún otro lado”, señaló. 
Posteriormente, Falcón explicó que "llegó otro colectivo porque llamaron a más gente. Nos decían que si no nos retirábamos nos iban a matar. Había pico y palas; algunos obreros vieron armas de fuego y otros facas”. También contó que se hizo presente un patrullero. “A la policía le manifestamos que esas personas estaban armadas y nos pusimos a disposición de ellos para que nos revisen”, agregó el sindicalista. “Alguien se tendrá que hacer cargo porque fui amenazado de muerte”, sostuvo el gremialista en el cierre de sus declaraciones al medio periodístico.
Se consigna además que luego del arribo de personal policial se produjo la dispersión de los intrusos que habían generado el problema, volviendo de tal manera la calma y siendo retomada la actividad laboral.
Debe recordarse que en el pasado mes de abril se había producido un incidente de similares características al narrado en esta ocasión, aunque entonces habían sido los delegados de UOCRA los que acusaron de agresiones a sus pares del SITIC, siendo también necesaria la intervención policial.
Sobre este nuevo episodio el ministro José Garibay, del área de Infraestructura y Transporte, sostuvo que la relación contractual de la Provincia es con una UTE (Unión Transitoria de Empresas) que tiene a su cargo los trabajos, y que no se han formulado advertencias sobre problemas laborales que puedan impactar en los plazos estipulados en el contrato.
Sostuvo también el ministro Garibay que en Desvío Arijón concluye la ejecución de las etapas 1 y 2 de la construcción de la planta potabilizadora, como así también el tramo de cañería de transporte de agua a Sauce Viejo y Santo Tomé, junto a tres cisternas en esta última ciudad. Expresó además su preocupación por lo sucedido en Desvío Arijón, advirtiendo que no serán admitidas demoras injustificadas -como pueden ser por razones técnicas o climáticas-, refiriendo que el inicio de obras de la etapa 3 hasta Rafaela, con una inversión del orden de los 160 millones de dólares -aportados por el préstamos del Fondo de Abu Dhabi y la Provincia por mitades- significará la generación de muchos más puestos de trabajo.

LO QUE IMPORTA
PARA RAFAELA

Si bien hasta ahora no hubo demoras en los trabajos consecuencia de este conflicto entre los dos gremios de la construcción, puede llegar a haberla, razón por la cual se seguirá con mucha atención, y por cierto preocupación, de volver a reiterarse hechos de esta misma naturaleza.

Te puede interesar