Dólar y plazos fijos: cuál fue la inversión que ganó la pelea en enero y qué se espera para febrero

Suplemento Economía 04 de febrero de 2024 Por REDACCION
Inversores y ahorristas tratan de no quedar atrás de una escalada de precios por ahora imparable, que licúa los pesos cada vez a mayor velocidad.
21-Inversiones

Inversores y ahorristas buscan opciones para darle pelea a una inflación, que habría cerrado enero en torno del 20% y se proyecta hacia un nivel similar en febrero, según el pronóstico de consultoras privadas. El costo de vida acumulado en los últimos doce meses ronda el 240%, un nivel asfixiante para cualquier economía.
Para colmo, alimentos, bebidas y artículos de limpieza estaría disparándose a una zona aún más alta de remarcaciones, que prende fuego cualquier billetera y golpea en la línea de flotación de los sectores más postergados, que ya representan a la mitad de la población argentina.
El salto inflacionario de diciembre producto en buena medida de la devaluación del 55 por ciento y la decisión del gobierno de Javier Milei de liberar precios, y la baja en la tasa de interés, obligaron a los ahorristas a recalcular.
Los que comenzaron el 2024 bajo la incógnita de qué hacer con los pesos. La primera opción es siempre desprenderse de la moneda local lo antes posible, sea vía inversiones o comprando mercaderías no perecederas.

PLAZOS FIJOS Y DÓLAR
En el caso de los plazos fijos, la tasa de interés anual es del 110%. Si se depositaron $100 mil a principios de enero, se obtuvieron $9.340. En el mes se ganaron 9,34%.
Si se hubiese optado por el dólar y se tuviese a acceso al mercado formal que permite comprar US$ 200 mensuales, pero con muchísimas limitaciones, el inversor podría haber usado sus $100.000 para acceder a unos US$ 118 a comienzos de año, cuando la cotización era de $851 en el promedio de todos los bancos. A fines de febrero podría vender esos dólares a una cotización de $873, lo que equivale a $102.564, con una ganancia de sólo 2,5%.

MERCADO BLUE
En caso de que el inversor hubiese accedido al mercado informal, podría haber comprado a principios de año US$ 99,5 (cotizaba a $1.005).
Si después hubiese vendido esos dólares en el mismo mercado, habría accedido el 1 de febrero a $118.902 (la cotización ascendió a $1.195). De una punta a otra, habría obtenido una ganancia nominal de 18,9%, por debajo del costo de vida proyectado.

LA MEJOR ALTERNATIVA
Si el inversor hubiese accedido al mercado informal, podría haber comprado a principios de año un total de US$ 99,5 (cotizaba a $1.005). Si luego hubiese vendido esos dólares en el mismo mercado, conseguía $118.902 (la cotización ascendió a $1.195). Así, habría obtenido una ganancia nominal de 18,9% en el mes.
Y la mejor opción de todas hubiese sido comprar dólares en el mercado oficial para venderlos luego en el informal. En ese caso, el inversor hubiese accedido a US$ 117 el primer día de enero (en el mercado oficial) que luego podría haber vendido por unos $140.000.
Así, el ahorrista habría obtenido una ganancia nominal del 40%. Habría sido la mejor opción en un escenario inflacionario que desorienta hasta al inversor más experimentado.

REDACCION

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Boletín de noticias