Entre la espera, el calor y los escasos recursos fueron pocos los que pudieron llenar el tanque

Locales 01 de febrero de 2024 Por REDACCION
Hubo varias y largas colas entre el martes y miércoles en las estaciones de servicio de Rafaela, en especial en las YPF, en donde se venden los combustibles más baratos. Hubo surtidores que se quedaron sin la nafta súper y no hubo aviso, generando el enojo de los automovilistas que estuvieron esperando mucho tiempo y se fueron sin poder cargar. Finalmente, el gobierno nacional no extendió la prórroga del impuesto al combustible, que estaba congelado desde octubre de 2022. Para hoy se espera un incremento de entre un 11% y un 25%.
15-YPF
FOTO LA OPINIÓN SIN SUPER. En la YPF de calle Bv. Roca y Arenales, por la tarde sólo quedaba nafta premium y diésel.

Finalmente, y como se intuía, el Gobierno descongelará desde este jueves 1 de febrero un impuesto que impactará en el precio de la nafta y el gasoil, por lo que se espera un nuevo aumento en los surtidores a partir de hoy, confirmaron ayer las petrolera, que definirán su propia suba, aunque se espera que el incremento sea entre el 11% y el 25%. 
Es que en enero venció el último decreto de prórroga que congeló el tributo al combustible líquido (ICL) y al dióxido de carbono (IDC) en $27,6 desde octubre de 2022. A falta de la confirmación oficial a través de un decreto, el Gobierno confirmaría la suba del componente impositivo que podría rondar entre el 4% y 6%. La decisión de no extender la congelación impositiva implicará un nuevo aumento en los precios al consumidor, en un contexto de subas que alcanzan el 80% en distintos ámbitos desde el inicio del Gobierno del presidente Javier Milei.
Según un análisis del Instituto Argentino de Análisis Fiscal, el valor real del monto fijo del tributo descendió un 85% entre diciembre de 2018 y diciembre de 2023. Con este escenario, la recaudación mensual por el impuesto en cuestión descendió un 77% real en cinco años. “Bajo el supuesto de un consumo de nafta súper igual al de 2018, si el gobierno retomara el valor real del tributo al de ese año podría implicar recursos extras para Nación por 0,37% del PBI”, estimó el informe del IARAF.

OTRO GOLPE AL BOLSILLO
El aumento en los precios de los surtidores podría tener un efecto negativo en la inflación: el aumento podría impactar en una suba de 1 o 2 puntos para febrero, después de una inflación del 25,5% en diciembre. El número final, en este contexto, estará atado a los precios establecidos por las petroleras. Según Julián Rojo, especialista en macroeconomía y energía, una suba discutida en surtidor en torno al 25% aportaría alrededor de un 1 punto al número de inflación mensual, al menos dentro del Gran Buenos Aires, 1,5 puntos porcentuales en otros puntos del país, como la zona Cuyo o la Patagonia. “La incidencia del aumento de los combustibles es del 2,8 en el IPC dentro de GBA, pero se va a 5,2% en las zonas anteriormente mencionadas”, explicó a Ámbito el economista. El aumento llevaría el precio de la nafta súper por encima de los $1000.

LARGAS FILAS Y ESCASEZ 
Inevitablemente, ante el posible nuevo aumento, los conductores rafaelinos se dirigieron directamente hacia las estaciones de servicio, donde se reportaron largas filas. De hecho, durante este martes y miércoles se registraron largas colas en las estaciones locales, de no más de 10 o 15 vehículos, ya sea por la tarde, por la noche y durante la mañana de ayer bien temprano y también por la tarde. De hecho, entre el agobiante calor, la larga espera y la "poca plata que quedaba", por tratarse de un fin de mes muy extenso y porque muchos se quedaron "secos" por haberse ido de vacaciones, unos pocos afortunados y los que no tuvieron la chance de viajar pudieron tener reservas para llenar los tanques. Igualmente, varios vecinos se quejaron por una situación que se dio en la estación de servicio de Bv. Roca y Arenales, una de las tres YPF que hay en Rafaela y que fueron las más concurridas por vender los combustibles más baratos que las otras petroleras, Shell y Axion. Es que luego de haber esperado un buen rato para ser atendidos, y sin poder usar el aire acondicionado del auto y "bañados" en transpiración, una vez que llegaron al surtidor se encontraron con que el playero o el empleado les había manifestado que se "habían quedado sin nafta super, que sólo había premium y diesel". Es que, con algo de bronca y fastidio, tuvieron que retirarse o bien dirigirse a otra estación de servicio, ya que no contaban con el suficiente dinero para cargar el combustible más caro. De todos modos, "lo ideal hubiese sido que avisen con un cartel expresando que se quedaron sin nafta super", avisó un rafaelino ofuscado. Indudablemente, esta actitud de la petrolera molestó y mucho, en especial los que hicieron la cola y se fueron sin poder cargar. A tenerlo en cuenta para la próxima ocasión en caso de que se reitere esta escasez de nafta super. 

REDACCION

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar