La mujer junto al hombre para construir un mundo mejor

DIA DE LA MUJER 08 de marzo de 2023 Por Redacción
Leer mas ...
4-JUNTOS

Por Marilú Colautti

Hoy, 8 de marzo es el Día Internacional de la Mujer, fecha impulsada, fundamentalmente para evocar a las 123 mártires mujeres y 23 hombres que el 25 de marzo de 1911 fueron inmolados en un trágico incendio producido en la fábrica Triangle Shirtwaist de Nueva York. En 1975 la ONU dispuso que el 8 de marzo sea fijado como fecha para  conmemorar el Día Internacional de la Mujer, una fecha destinada a  la lucha por la igualdad, la participación y el empoderamiento de la mujer en todos los ámbitos de la sociedad.
Como señalaba el lema de un aviso publicitario de cigarrillos muy populares en la década del ´70  " Has recorrido un largo camino muchacha", así es en el camino emprendido por la mujer y aunque se alcanzaron muchos logros y una presencia que nuestras  madres, abuelas y bisabuelas no se hubiese atrevido a soñar, aún resta mucho por concretar.
De aquella sociedad, plenamente patriarcal, en la cual la mujer estaba considerada solamente para concebir hijos, ser ama de casa -hecho que no es ningún deshonor- , en muchos casos imposibilitadas o vedadas de acceder a la educación, a muchos avances - que los significaron por ejemplo permitir que la mujer se forme y tenga como meta, casi excluyente, ser docente, profesora de danzas y/ o de algún instrumento musical- con el correr del tiempo fueron ganándose diversos espacios, y es así como la mujer, con una fuerza arrolladora fue incorporándose a tareas que estaban restringidas al accionar masculino, y se valoró la presencia femenina, con destacadísima participación en el campo de las ciencias, en la tarea periodística, en los diversos deportes- habiendo quitado la exclusividad a bastiones como lo son el box, el fútbol, el automovilismo-, en tareas masculinas -como por ejemplo en el campo de la construcción-, accedió al derecho a emitir el sufragio, a acceder a cargos electivos y toda una serie de actividades que, no mucho tiempo atrás, apenas 50 o 60 años atrás eran impensadas para la mujer.
La exigencia de la vida moderna hizo que ambos integrantes de la pareja deban trabajar, y las obligaciones de la casa deben ser compartidas, esto puede apreciarse en parejas jóvenes, donde las tareas domésticas y la crianza de los hijos se comparte por partes iguales, sin detrimento para ninguno de los dos.
Pero sigue habiendo desigualdades, por ejemplo, en muchos lugares la remuneración -por iguales tareas e idéntica capacidad y producción- es mayor para el hombre que para la mujer. También en algunos países -son los menos- sigue practicándose la aberración de la circuncisión femenina, para evitar que el sexo les aporte placer.
Apuntando a subsanar las desigualdades se ha llegado a disponer que en ciertos espacios, un porcentaje debe ser femenino, sería importante que ese porcentaje sea otorgado por el mérito y la capacidad y no solo para cumplir con una legislación, relegándolas  al último lugar.
El movimiento feminista tiene  una fuerte repercusión y presencia, pero las luchas encaradas llevan a un peligroso posicionamiento que parecerían tratar de anular la presencia masculina, lo que llevaría a caer en un matriarcado, cayendo en lo mismo que se combate, pero desde el otro extremo, con una mirada opuesta.
Más allá de las inclinaciones sexuales de cada quien -las que cada individuo tiene el derecho de vivir como le plazca- debemos tener en cuenta que la sociedad que debemos construir no debe estar signada por la mujer contra el hombre, sino la mujer junto al hombre, laborando juntos para alcanzar un mundo más equitativo, formado en valores, retornando a la cultura del trabajo y, por supuesto cuidando la casa grande, ya que el planeta si no lo cuidamos y cuidamos la diversidad de especies, pronto no será el vergel que nos permita una buena vida y el legado a nuestros descendientes será deplorable.  

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar