Apareció mujer trans acusada de rapto por pibe de 16 años

Policiales 14 de enero de 2023 Por Redacción
OCURRIO EN HABITACION DE RESIDENCIAL
26-trans
FOTO INTERNET. MUJER TRANS. Captada al salir del Residencial.

Casi una semana después del escándalo nocturno, una mujer trans se presentó en la Fiscalía y fue notificada de una serie de restricciones e impedimento de contacto, tras ser acusada de secuestrar a un adolescente de 16 años y drogarlo, en el interior de un Residencial de calles Rivadavia y Sagrado Corazón de Jesús, en la capital santiagueña.
Se trata de M.V.L., quien asistida por la defensora oficial, y se puso a Derecho ante la fiscal investigadora, luego de un grave incidente ocurrido el 6 de enero último en el Residencial Rivadavia.

LO INVESTIGADO
Concretamente, hay dos fiscales que investigan el presunto abuso sexual del adolescente -que habría pagado 1.000 pesos por una hora de habitación-, y  a la vez, los destrozos (en dos turnos) en el edificio, atribuidos a familiares y amigos del menor.

SEXO, GRITOS
Y DESTROZOS

De acuerdo a lo publicado por el colega El Liberal, todo comenzó cerca de las 21:30, cuando un adolescente de 16 años envió un mensaje de Whatsapp a sus padres, pidiéndoles ayuda e informándoles que habría sido drogado, raptado por dos mujeres trans, y encerrado en una de las 21 habitaciones del Residencial.

AYUDA A LA
POLICIA

Los progenitores pidieron ayuda a la Policía.
Diez minutos después, los unos y los otros habrían arribado al Residencial e ingresado a la fuerza.
Luego, el dueño y los empleados habrían denunciado que sufrieron agresiones físicas, destrozos y robos.
Mientras tanto, el menor era literalmente rescatado de un baño, su acompañante (M.V.L.) se las habría ingeniado y se retiró, sin ser vista.

DESCONTROL
Lo que vino después fue todo descontrol.
Desde los dueños, el reproche fue que el Rivadavia haya sido tomado por asalto y nadie frenara a los visitantes, que rompieron todo cuanto encontraron a su paso, al menos eso se destacó en la denuncia ante la Seccional 4ª.

HUBO VARIAS
VERSIONES

Por el contrario, los padres del adolescente habrían subrayado la siguiente recriminación: "... no hubo control de identidad en el lugar, dado que siempre se solicita documento a cada persona"...
"... este menor no habría ingresado al lugar por su cuenta y, a su vez, los gritos del hombre con el que entró a la habitación fueron notorios"
Si la familia los pudo escuchar por celular, conjetura que los trabajadores del lugar también lo sintieron, pero en actitud pasiva sin colaborar, trascendió de la incipiente batalla legal.
Asimismo, la familia también responsabilizaría al dueño del residencial "por el daño físico y psicológico" del jovencito, quien ahora debe declarar en Cámara Gesell en los días venideros, donde será escuchado por psicólogos, abogados, instructores y la fiscal del caso.

A DECLARAR Y
RECOMENDACIÓN

Hasta entonces, la mujer trans deberá esperar para ofrecer su versión a la funcionaria.
Así se lo informaron los instructores a la misma, y a la defensora oficial, y posteriormente se retiraron del edificio fiscal.
Por otra parte, se supo que le fue ordenado no acercarse al jovencito, tampoco a su grupo familiar, ni al Residencial Rivadavia.
Lo contrario la expondrá a una segura desobediencia judicial, pasible de nueva imputación y hasta detención.

REPROCHES

Los dos fiscales habrían citado a numerosos testigos, resueltos en abstraerse de ambas posiciones y establecer conductas. En principio, el propietario alegaría que los sujetos rompieron todo y le robaron artículos electrónicos, lo cual es investigado por uno de los fiscales, deslizaron las fuentes.
En tanto, su par tiene a su cargo lo más sustancioso: que un menor haya ingresado por cuenta propia, o forzado, sin que ninguno de los trabajadores lo impidiese. Al parecer, en un punto los videos mostrarían que entraron ambos, y fueron guiados hacia una habitación.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar