Bottero continúa como presidente del Concejo tras una sesión picante

Locales 09 de diciembre de 2022 Por Redacción
El radical fue reelecto en la sesión extraordinaria del miércoles, con el voto favorable de Mondino entre otros. Completan las autoridades del cuerpo la oficialista Brenda Vimo como vicepresidenta 1° y el demoprogresista Lisandro Mársico como vice 2°. Bertolín sigue como secretario y Marcelo Trigueros reemplazó a Alejandra Barberis en la Prosecretaría. Denuncias del bloque del PJ por incumplimiento de la ley de paridad de género.
04-Concejo

Las denuncias por una supuesta "violencia política de género" lanzadas desde el bloque oficialista del PJ tensaron al máximo la sesión extraordinaria del Concejo realizada el miércoles a media mañana para definir autoridades y funcionarios hasta diciembre de 2023. Sin embargo, la oposición mantuvo la calma apoyada en su mayoría, evitó ir al choque y buscó llevar adelante una reunión parlamentaria por los caminos de la normalidad institucional. Así, se impuso la moción que impulsó la reelección de los concejales que ya venían ocupando los tres cargos de conducción: Germán Bottero (UCR-Juntos por el Cambio) como presidente, Brenda Vimo (PJ) como vicepresidenta 1° y Lisandro Mársico (PDP) como vice 2°. 
La moción fue presentada por el radical Leonardo Viotti y en la votación se impuso por 6 votos a 4, puesto que Bottero en su carácter de presidente está habilitado a pronunciarse cuando se trata de la elección de autoridades, tal como lo establece el Reglamento Interno. La novedad fue que Ceferino Mondino (PRO-Juntos por el Cambio) recompuso vínculos con sus aliados y respaldó a Bottero. 
La sesión extraordinaria, que había sido convocada para las 10:30, comenzó 20 minutos después porque las negociaciones para generar consensos se demoraron más de la cuenta. El día había comenzado con la incógnita, tal como publicó este Diario, de lo que haría Mondino, cuyo voto estaba en la mesa de las negociaciones. En realidad, dado que integra el bloque de Juntos por el Cambio, no debería haber dudas sobre la forma en que votaría, pero lo que pasó el jueves pasado cuando desairó a sus socios y votó con el bloque peronista a favor de un aumento mayor de los tributos municipales tal como pretendía el oficialismo disparó una mini crisis de confianza. 
A tal punto crecieron las dudas que poco antes de la extraordinaria Mondino se reunió con todos. En ese momento nadie tenía en claro a quién apoyaría el edil del PRO. Primero, tras la sesión ordinaria en la que se trató el proyecto para autorizar obras de saneamiento en el Complejo Ripamonti, fue convocado por Vimo a su oficina y al salir se dirigió a su propio despacho, al que también ingresaron Bottero, Mársico y Viotti. A las 10:45 todos salieron de la oficina rumbo al recinto para comenzar la extraordinaria. 
Una vez que arrancó la reunión para elegir autoridades, Vimo pidió la palabra para pedir un cuarto intermedio y denunciar el incumplimiento de la ley de paridad. "Creo que corresponde un cuarto intermedio, en el que el cuerpo en su totalidad evalué y respete la ley de paridad de género N°14.002, que en el artículo 1, 2 y 3 habla de paridad de género para los cargos públicos tanto de los legislativos como de los ejecutivos. Las tres únicas mujeres de este Concejo estábamos en el recinto sin participar de ningún tipo de debate, entendiendo que se cierran acuerdos políticos sin respetar el género que es ley nacional y ley provincial en reuniones donde solo había hombres", sostuvo. "Según me avisaron, esto incumple la ley y configura una situación que se puede nomenclar o definir como violencia política de género", disparó. La propuesta fue a votación, pero no prosperó ante el voto negativo de la oposición. 
Después llegó la moción para definir las autoridades del Concejo hasta el 10 de diciembre de 2023, que marcó la continuidad de Bottero, Vimo y Mársico. "Lo voy a votar porque lo apoyo desde hace tiempo y usted ha estado a la altura de las circunstancias", expresó el concejal del PDP para darle más cuerpo a su decisión. Por su parte, Mondino también pidió justificar su voto para, en cierta medida, despejar los interrogantes en torno a su pertenencia al bloque de Juntos por el Cambio luego del "desencuentro" de la semana pasada cuando votó la Tributaria con el PJ. "La semana pasada se dispararon varias miradas, en lo personal he quedado en el ojo de la tormenta simplemente por votar de la manera que hice, de la cual estoy convencido. No tenemos que ser blanco o negro y repetir la fragmentación. Nunca pasó por esta banca poner en duda su continuidad como presidente. En este año que hemos compartido usted a estado a la altura de las circunstancias. Pero tendrá que hacer algunos ajustes en determinadas funciones", dijo. 
Posteriormente, fue el turno de elegir a los dos funcionarios del Concejo. La radical Alejandra Sagardoy mocionó para que Franco Bertolín sea reelegido como secretario al destacar su "seriedad y responsabilidad en el cumplimiento de la tarea, en la articulación con el Ejecutivo, con los medios y las distintas entidades". En este caso, también la votación fue con 6 votos a favor y 4 en contra. 
En este punto, el concejal peronista Juan Senn retomó el planteo de su par Vimo y justificó el voto negativo a la postulación de Bertolín al señalar que "no podemos acompañar esta votación ante un eventual incumplimiento de la ley de paridad de género" a la vez que anticipó que su bloque efectuará consultas ante el Tribunal Electoral para determinar si la elección de autoridades y funcionarios del Concejo está en sintonía o no con lo que establece la legislación. 
Por último, fue el turno de elegir al Prosecretario, para lo cual Juntos por el Cambio también impuso su mayoría al aprobar por 6 votos a 4 la designación de Marcelo Trigueros, secretario del bloque de Mársico, por lo que reemplazó a Alejandra Barberis, quien había llegado con apoyo de Mondino. El año pasado, en un acuerdo de palabra dentro de Juntos por el Cambio, se había dispuesto que el PRO ocupe un año la Prosecretaría y que luego cedía el cargo al PDP, lo que finalmente se respetó más allá de las dudas de los últimos días. 
Para el final quedó el discurso de Valeria Soltermam, quien criticó duramente la nueva foto del estrado del Concejo en la que ya no hay una mujer (se sientan Bertolín, Bottero y Trigueros). "Nos hemos llenado la boca durante todo el año de la necesidad de visibilizar la lucha de las mujeres para equiparar derechos. Y hoy nos encontramos con esto, que las autoridades del poder legislativo de la ciudad son todos hombres. Seamos coherentes con lo que decimos y con lo que hacemos. Cuando conviene somos todos inclusivos, cuando no, violamos leyes. Siento que las mujeres retrocedemos", sostuvo en el momento de la votación del cargo de Prosecretario.  
El oficialista Martín Racca le dio más volumen a la posición del bloque peronista. "Lo que planteamos es una cuestión que tiene que ver con el tiempo. Nosotros nos basamos en la Ley Orgánica Municipal que fue elaborada hace mucho tiempo cuando la problemática de los derechos de la mujer no existían. Lamentablemente debió aprobarse una ley, la 14.002, para que haya paridad de género. Nuestro planteo es desde lo simbólico, una foto con un estrado en el que hay tres masculinos, no es lo que queremos. Creemos fuertemente en que las instituciones deben dar el ejemplo", afirmó el ex subsecretario de Salud. 
Mársico salió a responder con mirada sobre 2021 al advertir que el peronismo no llevó ni una sola lista encabezada por mujeres a diferencia de lo que ocurrió con el PDP. "Si ustedes creen que no se cumple la ley, vayan a la justicia", desafió.  
En el final, Senn bajó el tono y en modo zen lamentó que el bloque oficialista no tenga uno de los cargos de los funcionarios a pesar de contar con cuatro bancas. "Los votos lo tienen ustedes, es cierto" se resignó para luego saludar a las autoridades.  

INTERVENDRÁN EN EL
COMPLEJO RIPAMONTI
Antes de la sesión extraordinaria, los concejales abordaron un escueto temario se una sesión ordinaria. El proyecto más importante que se aprobó establece un presupuesto de 5 millones de pesos para financiar obras de saneamiento en el Complejo Ripamonti, que incluirá la demolición de algunas paredes que dan al sur cuyos cimientos están deteriorados. El Ejecutivo deberá efectuar un concurso de precios para reunir tres ofertas y elegir la mejor para ejecutar el trabajo. 

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar