Presentaron importantes proyectos tamberos en el INTA Rafaela

SUPLEMENTO RURAL 17 de noviembre de 2022 Por Redacción
Cinco emprendimientos productivos de carácter asociativo, tres enmarcados en cooperativas y dos en grupos independientes de productores, le dieron contenido a la jornada “Innovamos para Crecer”, que ayer se desarrolló en la Experimental de nuestra ciudad.
18 - CONCURRENCIA

Con la organización del INTA Rafaela, ayer se presentaron cinco modelos de inversión asociativa en tambos que incluyen importantes proyectos robotizados o con tecnología de punta, que aspiran a juntar a esos productores o pequeñas empresas que, por diversas razones, se encuentran con un pie afuera del negocio.
En este sentido, los productores cooperativistas comentaron que lo que los impulsó a dar este paso de inversión, fue la necesidad de juntar fuerzas entre los tamberos y continuar con la actividad optimizando recursos frente a situaciones adversas como el clima, la falta de competitividad, o el acceso al financiamiento en solitario.
Claro que el objetivo es hacerlo bien, pensando en la sustentabilidad y la sostenibilidad del sistema, y por ello, lo que todos tienen en común, es la apuesta por las nuevas tecnologías de producción, incluida la robotización. De allí el eslogan de la jornada: “Innovamos para Crecer”
“Esta es una reunión distinta, sin especialistas” dijo en la apertura el Ing. Miguel Taverna, referente lechero del INTA. “Argentina es uno de los países con menor cierre de tambos y tenemos que seguir haciendo que esto continúe, que la gente no abandone esta actividad”, remarcó. “La vulnerabilidad tiene un componente de riesgo y uno de falta de alternativas. Los casos de hoy vienen a mostrar formas posibles, entre muchas otras, de disminuirla”.

LOS CASOS COOPERATIVOS
El de “La Augusta”, en Centeno, es un proyecto que presentó la “Cooperativa La Industrial Argentina”, que reúne a 75 socios y ante la demanda de Amelia, esposa de uno de los primeros miembros de la cooperativa, de hacer algo con su campo para que siga produciendo leche en un contexto sin herederos que lo continúen, decidió impulsar un proyecto de tambo robotizado, que abrió sus puertas en enero de 2021. “Fue una atracción para los asociados” contaron sus protagonistas. “Hay que animarse a dar el paso” fue el mensaje que dejaron después de haber pasado revista a todos los componentes del proyecto: contratos, bienestar animal, sustentabilidad, producción, etc.
El otro caso presentado fue el megatambo Free Stall de la cooperativa láctea Manfrey, uno de los grandes proyectos a punto de inaugurar, gestionado por la firma desde 2018, que tiene como objetivo producir 100.000 litros de leche con 16 robots. Este ambicioso proyecto surgió como alternativa para evitar el cese de varios tambos socios y aspirar a instalar un modelo de referencia zonal ambientalmente sustentable. “Que las tierras queden en la lechería y las vacas no vayan a la feria”, fue la frase con la que el Ing. Fabián Manzi resumió la finalidad del proyecto. Para esto, el crecimiento genuino del rodeo y la búsqueda de nuevos socios fueron clave.
El tercer proyecto cooperativo presentado está todavía en los papeles pero con una firme convicción de empezar a concretarlo y pertenece a la Asociación Unión Tamberos de Franck. Los integrantes de esta tradicional cooperativa contaron que necesitan asegurar un volumen de leche para el negocio de la cooperativa, pero yendo hacia un sistema robotizado, de máxima eficiencia. Están ahora gestionando el financiamiento para lograr la compra de sus primeros robots.

EL ASOCIATIVISMO ES EL CAMINO
“Corajudos”, así se definieron los integrantes del grupo Protambo de San Jerónimo, uno de los dos proyectos independientes presentados en la jornada. Las inundaciones produjeron un deterioro de las instalaciones que fue un incentivo para que seis socios se unieran y generaran una propuesta de tambo robotizado y hasta una carnicería como negocio apéndice. Con su contador en la mesa, contaron paso a paso los riesgos, preocupaciones y también los atractivos que está generando el proyecto.
Por último, el grupo ProAgro, de San Carlos Centro, es otra SRL de cinco socios que en una zona de gran competencia con la agricultura, están llevando adelante un proyecto intensivo exitoso y que en un tambo que estaba a punto de cerrar por falta de competitividad, encontraron la oportunidad para reflotarlo en sociedad y hacerlo crecer, con una importante inversión conjunta y la más moderna tecnología de ordeñe.
El encuentro lo cerró el director provincial de Lechería, Abel Zenklusen, y el director nacional Arturo Videla, que se comprometieron a gestionar el financiamiento necesario que impulse este tipo de modelos a gran escala en las cuencas lecheras.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar