Retenciones: el agro busca desactivar una “bomba” que puede explotar en cualquier momento

SUPLEMENTO RURAL 06 de octubre de 2022 Por Redacción
El proyecto de Ley contempla un artículo que otorga facultades al Gobierno nacional para subir los Derechos de Exportación. Entidades exigen que se respete la Constitución Nacional, entendiendo que el Poder Legislativo debe encargarse de su instauración o rechazo.
14 - EXPLICACIONES

El proyecto de Ley de Presupuesto 2023 generó un cimbronazo en el sector agropecuario porque hay un artículo que vuelve a poner en agenda al “fantasma” de las retenciones, un impuesto distorsivo y confiscatorio que termina limitando el potencial y el verdadero aporte que puede realizar el agro a las arcas oficiales.
Desde la Fundación Barbechando hicieron un llamado de alerta para poner sobre la mesa una situación que, si no se plantea con antelación, definitivamente no tendrá sentido abordarla después cuando ya haya sido aprobada y tarde para quejas y lamentos.
Esta ONG conformada por cientos de productores reveló que mediante el Artículo 96° se pretende que el Poder Ejecutivo Nacional (PEN) PUEDA ejercer las facultades de fijar Derechos de Exportación (DEX) hasta el 31 de diciembre de 2023, retomando las facultades que tenía en la Ley 27.541/19 (Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva) que permitió al Gobierno fijarlos hasta el 31 de diciembre de 2021.
"Creemos firmemente que el camino para el desarrollo de nuestro país son las políticas públicas que generen previsibilidad, estabilidad, con una mirada de largo plazo, que genere dinamismo en las actividades productivas”, indicó Barbechando en un comunicado.
Y agregó: los derechos de exportación son un gravamen que afecta la creación de empleo, el desarrollo federal y, en definitiva, la capacidad de nuestro país para producir alimentos de calidad para los argentinos y el mundo”.

LA MESA DE ENLACE, CON LA GUARDIA ALTA
La Comisión de Enlace de Entidades Agropecuarias también rechazó el intento plasmado en el artículo 96° del proyecto de Ley de Presupuesto 2023, a partir del cual el Gobierno nacional pretende recuperar las facultades que tenía en la Ley N° 27.541/19 (Ley De Solidaridad Social y Reactivación Productiva), por las que podrá cambiar, modificar y/o establecer las alícuotas de los Derechos de Exportación (DEX).
"Los representantes del Poder Ejecutivo no pueden auto proponerse funciones que no les corresponden y los representantes del Poder Legislativo deben dejar de ceder sus facultades propias del cargo para el que han sido votados", indicaron las entidades en un comunicado.
La dirigencia rural exigió que se cumpla lo establecido en la Constitución Nacional, que debe regir el funcionamiento del país.
"Una vez más, la política pretende coartar el crecimiento y el desarrollo productivo con políticas confiscatorias imponiendo gravámenes que restringen la producción, el crecimiento y la generación de empleo", concluyeron.

LA POSTURA DE BAHILLO
El secretario de Agricultura y Ganadería, Juan José Bahillo, presentó este martes, ante la Comisión de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados, los ejes de la gestión de su cartera en el marco del proyecto de ley presupuestaria para el año próximo.
De todas maneras, la agenda política con en un tema trascendental para el sector agropecuario como las retenciones, fueron motivo de análisis y debates en el encuentro con los legisladores.
Al respecto, el funcionario señaló: “no hay ninguna intención del Gobierno de subir las alícuotas de las retenciones. Esto es una definición política”. E insistió: “se deberá definir en el tratamiento parlamentario que tenga el Presupuesto por parte de los diferentes bloques. Sería involucrarme en la competencia que no tengo. Cuál es la mejor manera de plasmar eso, acá hay legisladores muy experimentados y yo no les voy a decir cómo tratarlo. Pero la decisión política del Gobierno es no subir ninguna alícuota de retenciones al sector primario”.
Por otra parte, reconoció que las economías regionales son primordiales para el país porque significan generación de mano de obra y desarrollo para cada provincia. “Por eso, seguiremos mejorando la infraestructura a través de la inversión en obras y conectividad para las zonas rurales”, destacó.
Ante un mundo ávido de alimentos y con factores de todo tipo poniendo en jaque producciones y economías, Bahillo indicó que también se abren puertas a nuevas oportunidades para la región y admitió que Argentina tiene “el desafío de exportar más y mejores alimentos”. Y afirmó: “estamos llamados a ser protagonistas en materia de seguridad alimentaria”.
Y concluyó: “todas las cadenas de valor precisan rentabilidad y sostenibilidad económica, pero el mercado no siempre se comporta de manera armónica. Nuestro deber es ordenar situaciones que van en detrimento de los sectores más vulnerables como los pequeños productores”

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar