Contra lo que dice el Gobierno, la liquidación de divisas es récord

SUPLEMENTO RURAL 11 de agosto de 2022 Por Redacción
Entre enero y junio del corriente año, el sector Oleaginosos y Cerealeros liquidó divisas por US$ 22.093 millones, un máximo histórico para el primer semestre del año, superando en un 9% el ingreso de dólares del sector en el mismo período del 2021, que corresponde al récord anterior.
16 - RÉCORD

Si bien el Gobierno acusa al sector agroexportador de “especulador” y “desestabilizador” por no vender el remanente de la cosecha pasada, lo cierto es que los números de las operaciones registradas en el primer semestre, indican lo contrario. Según los datos del Mercado Único y Libre de Cambios (MULC) donde se liquidan las exportaciones del sector cerealero, en los primeros seis meses de 2022, ingresaron más de US$ 22.000 millones por ventas, lo que significa la cifra más alta de la historia de nuestro país.
Incluso, “suponiendo que se sostenga el actual nivel de valores FOB para los granos y sus subproductos y en base a las actuales proyecciones de producción y exportación, así como también de la normativa que regula el comercio exterior de bienes agroindustriales, para el segundo semestre del año se espera una liquidación de divisas del sector agroindustrial por otros US$ 18.575 millones”, estimó esta semana la Dirección de Estudios Económicos de la Bolsa de Comercio de Rosario, a cargo del Dr. Julio Calzada.
De este modo, “el ingreso de dólares del sector Oleaginosas y Cereales para el 2022 podría ascender a US$ 40.668 millones de dólares, un máximo histórico para Argentina”, afirman los expertos de la BCR. Este volumen se ubicaría unos 2.000 millones de dólares por encima de la liquidación de divisas del año 2021, y resultaría un 73% superior al ingreso promedio de divisas del sector Oleaginosas y Cereales entre los años 2018 y 2020, inclusive.

EL 2022 FUE MEJOR QUE EL 2021
De cumplirse las estimaciones actuales, la liquidación de divisas del agro podría llegar a alcanzar el mayor valor en, al menos, los últimos 10 años en cada uno de los meses del 2022, tal como lo muestra el gráfico de esta nota. Mientras que, específicamente en el segundo semestre, se podría llegar a concretar un ingreso de dólares del sector US$ 1.081 millones por encima de igual período de 2021.
En contraste con el relato oficialista que se viraliza, “la venta de granos por parte de los productores a finales de julio alcanza el segundo mayor registro de la historia, con 83,2 millones de toneladas, sólo por detrás del 2019/20 cuando Argentina consiguió su récord productivo”, señala la BCR en base a los datos de la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca (SAGyP). Este volumen se encuentra, además, cinco millones de toneladas por encima del promedio de los últimos cinco años.

EL VOLUMEN COMPENSADO
“Habida cuenta de la caída en el volumen total cosechado de los seis granos de referencia (maíz, soja, trigo, girasol, sorgo y cebada) en el 2022, las compras totales al iniciarse agosto representaban el 65% de la producción en el año 2020, en tanto que el ratio alcanza el 64,3% en el 2022, relativizando la diferencia en toneladas”, analiza la entidad.
En términos globales, los productores han comercializado a la fecha (31 de julio) un volumen superior de granos que el registrado a la misma altura del año pasado, más allá de las diferencias que existan al interior de cada producto. En otras palabras, “puede verificarse que, si bien se observa un volumen absoluto de ventas de soja inferior al registrado, en toneladas, a la misma altura del año pasado, las ventas del resto de los granos más que compensan esta diferencia”, sugiere la BCR.
Con relación a la oleaginosa, y sólo considerando el volumen absoluto, al cierre de julio industriales y exportadores pactaron la compra de 21,3 Mt de soja, según datos oficiales del MAGyP. “Ello indica el menor valor absoluto desde la campaña 2003/04, cuando se habían comercializado 20,3 Mt para el mismo momento del año. Sin embargo, los 34,5 millones de toneladas comercializadas de maíz constituyen el segundo mayor registro de la historia, incluso a pesar de la merma productiva a causa de la última sequía. Las 21,2 Mt negociadas de trigo, junto con las 2,5 Mt de cebada se constituyen en los récords históricos de operación de ambos cultivos, y las 1,2 Mt de sorgo y 2,5 Mt de girasol se encuentran entre los registros más altos”, detalla el informe de la Bolsa.

ESTRATEGIA LEGÍTIMA
De este modo, el productor ha privilegiado la venta del resto de los cultivos, prefiriendo retrasar las de soja, ante una multiplicidad de factores: la necesidad que el grano conserve su poder de compra de cara a las erogaciones que deberá realizar más adelante para dar inicio a la nueva campaña, la falta de activos financieros accesibles que permitan mantener el valor del dinero en un contexto de acelerada inflación, la expectativa de una reducción en la brecha entre el tipo de cambio que recibe por su cosecha y el que accede para la compra de dólares, sea para adquirir insumos o para dolarizar sus ahorros.
Finalmente, el ritmo de venta de los tres principales complejos (soja, maíz y trigo) se ubican en récord de, al menos, la última década. El avance en las ventas de trigo compensa el menor ritmo de comercialización del complejo soja.
A nivel general para los tres complejos por campaña a igual fecha se obtienen ventas externas por 64,34 Mt para trigo, maíz y soja. Dicho volumen registrado se ubica 0,27 Mt por encima de la campaña pasada y es un récord en la última década.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar