"Lo importante para ser un buen mecánico es ser buena persona"

Locales 23 de julio de 2022 Por Redacción
La frase es de Osvaldo Cardoso, presidente de APROTAME. Diario LA OPINION visitó la sede de la institución. Todo sobre la historia, los cursos, el tránsito, la inflación en un mano a mano imperdible. Feliz día!
mecánico

Por Giselle Locatelli 

Un día como hoy, pero hace exactamente 51 años, se realizaba el Primer Congreso de la Federación Argentina de Asociaciones de Talleres de Reparación de Automotores y Afines (FAATRA). El lugar elegido fue la ciudad de Cosquín, Córdoba. Meses después, en La Plata el 1 y 2 de julio de 1972, se realiza la asamblea constitutiva y el 17 de se aprueban los estatutos de la entidad. Y en 1974 se obtiene la Personería Jurídica Y quedó como hito aquel congreso entre las sierras cordobesas para que celebren, merecidamente, cada 23 de julio el Día Nacional del Empresario Tallerista del Automotor.
¿Y por casa? En Rafaela, el 6 de agosto de 1971, nacía la Asociación de Propietarios de Talleres Mecánicos y Afines (Aprotame), con sede en Aristóbulo del Valle 1.036. Hoy son 120 los socios que la integran de una amplia región que abarca 4 departamentos: Castellanos, San Martín, San Cristóbal y 9 de Julio. “Esto tiene que gustarte mucho. El que no tenga el gusto de hacerlo, va a terminar dejando porque hay que tener mucha paciencia para dedicarse a esto”. Tajante, con años de experiencia, el que habla y sabe es Osvaldo Cardoso, presidente de APROTAME, quien en un mano a mano con La Opinión resaltó: “en general lo virtual no les gusta a los mecánicos. Pero la pandemia les enseñó. Nosotros damos diferentes capacitaciones y todo lo que es aparatología, se puede dar on line... Pero para trabajar, para ver dónde se ubican los elementos de un motor, cómo se trabaja con determinada tecnología, hay que TOCAR, ubicar el elemento con el que se va a trabajar.

 “HAMBRE DE SABER”. 

Una de las actividades que se realizan desde la entidad son las capacitaciones. Cardoso es mecánico, docente, evaluador y certificador de talleres para FAATRA y Smata. Lleva varios años enseñando, creando nuevos mecánicos.. dándoles esos “trucos” que sólo oídos avezados saben distinguir. Más allá de que, obviamente, la tecnología es de gran ayuda. Para Cardoso es fundamental “tienen que venir los que tengan hambre de saber. Ese es nuestro lema. Hoy viene de todo pero por lo menos son los menos los que no están interesados en aprender”. A esta premisa, le suma otra que tiene que estar presente “para ser un buen mecánico por sobre todas las cosas, se debe ser buena persona”. Y ese “hambre de aprender” se nota en el primer instante: “hay casos en los que uno se da cuenta de entrada, cuando alguien tiene muchas ganas de aprender. Una vez a un alumno lo veía con tantas ganas, con tanto entusiasmo que, cuando yo recibía en el taller algún auto raro, que acá no tenemos, lo invitaba, “vení que lo vamos a armar juntos”. Y ese chico hoy es Jefe de Taller de una importante concesionaria de la ciudad. Con respecto a los cursos de capacitación que se están desarrollando desde la institución, Cardoso señaló “para el que tenemos virtual, sobre “direcciones electrónicas”, están ya todos los cupos agotados. Tenemos 35 inscriptos”. Pero, a la vez anticipó que “a partir del jueves 4 de agosto, ya se pueden inscribir en la sede de APROTAME (A. de Valle 1036), de 20:30 a 22:30 horas. Estaremos anotando para los cursos básicos de mecánica, de electricidad, electrónica y mecánica ya específica, de otros niveles”. Estos son los cursos para el segundo semestre del año. Son presenciales, luego de dos años de virtualidad. “El único requisito es tener más de 16 años. Los cursos son para varones y mujeres”, invita Cardoso. Justamente sobre el tema de las mecánicas, el especialista resaltó: “tengo el orgullo de conocer a la mejor mecánica de Ushuaia, que es mujer, y se capacitó acá”. Con respecto a los costos de los cursos, son gratuitos “les hacemos pagar un seguro, es el único costo que tiene el alumno”.
- ¿Y dónde nació esa pasión por la docencia?
- Yo nunca había enseñado. Pero me fui metiendo y realmente, hoy te digo que me gusta. Son esas pequeñas satisfacciones como te contaba. Un profesor me dijo una vez “si por un curso de 20 te salen 3 buenos, date por hecho”. Igual hay algunos que quedan por la mitad, y trabajando se entusiasman y van mejorando.

 LA TECNOLOGÍA
 Los cambios tecnológicos se hacen presentes en cada uno de los momentos y los sectores de la vida cotidiana. Por supuesto, que la mecánica no es la excepción: “el que no esté al día con la tecnología no va a poder trabajar. Hoy te quedás sin batería. Antes era una pavada, pero hoy se tiene que colocar la batería, después codificar todas los aparatos que se descodificaron…” Hace un silencio en la charla y reflexiona: “esto es un consejo simple pero muy importante: “hoy ya es en vano bajar el cuentakilometro. El rodaje real queda siempre en la computadora del auto” (risas). Otro ingrediente que tiene que ver con los cambios que se está dando a nivel automotriz es el crecimiento del auto eléctrico: “esto ocurre en algunos países del primer mundo: los autos eléctricos son tan comunes como la bicicleta. Pero nosotros aún estamos lejísimo de esa realidad.
- ¿Es redituable el oficio?
- Es muy redituable este oficio, tanto como empleado como patrón. Pero es un trabajo donde hay que ser muy respetuoso, responsable y ser muy buena persona. Hay elementos de mucho riesgo. Hoy está todo tan preciso, tan bien hecho, la electrónica no admite nada raro, si va un cable de tal grosor, ese es el que tiene que ir. No hay margen de trampa. Tenemos que tratar de usar todo original.

RAFAELA, LOS REPUESTOS,
LAS CALLES Y EL TRÁNSITO

- Respecto a las dificultades, qué diferentes sectores tienen en relación a conseguir insumos para poder producir o comerciar. ¿cómo vienen en relación a los repuestos? ¿pueden conseguir?
- En Rafaela no pasa tanto porque no hay tantos autos de alta gama.
- Y ya que estamos hablando de la ciudad: ¿cómo analiza desde un ojo crítico el estado de las calles, el tránsito?
- Con respecto a las calles, veo como que están muy apurados: hay muchas calles en obra. No quedan tantas vías en buen estado para transitar. Y en relación al tránsito, veo que acá son muy irrespetuosos para conducir. Todo bárbaro con la Verificación Técnica Vehicular: todo lo que se mide, se evalúa… pero hay un problema: los conductores. Que aprendan: la derecha es una sola. Si todos tuviéramos el respeto por la derecha, tendríamos que saber que no tenemos la prioridad cada 2 cuadras. Si venimos por la derecha sabemos que el otro va a frenar y nos va a dar el paso. Las motos, son un caos. Y esto lo digo con mucho dolor. No nos respetamos en la calle, es una selva.

LA SEDE
En la sede de la entidad, se están realizando diferentes obras de mantenimiento. Cardoso las describía: “estamos haciendo todo. Tenemos que terminar el cambio de instalación eléctrica completa: vamos a colocar más equipamiento electrónico y necesitamos tener un buen caudal de energía. Además, tenemos que hacer la refacción de paredes, revoque y pintura. Iremos avanzando mientras se trabaja: el local estuvo dos años y medio cerrado, sin tocar nada. Tenemos que volver a arrancar con todo”, explica: “se va cambiando la iluminación, colocamos dos aires acondicionados Splits frío/calor de 18.000 frigorías. Los teníamos comprados desde antes de la pandemia, y habían quedado en las cajas. Maldita inflación Cardozo cuenta que desde APROTAME hasta no hace mucho tiempo realizaban cursos de chapa y pintura. Pero tuvieron que dejar de hacerlo: “ahí esta el tintómetro, todo lo de pintura, está todo parado por la “bendita argentina”. Porque lo íbamos a dar en un galpón nuevo que íbamos a anexar, pero se complicó. Porque íbamos a comprar un terreno aledaño: “tenemos plata ahorrada, depositada de la institución. Íbamos a sumar una casa vieja para hacer un galpón. Venía todo bien, pero todavía no llegábamos, nos faltaba poquito antes de la pandemia. Y después, inflación mediante, la plata se evapora. Nos faltaba poco. No queríamos meternos en un crédito…”, se lamenta Cardoso. Y antes de cerrar, no olvida enviar un “ “fuerte abrazo a todos los colegas que formamos parte de esta asociación, y a los que no también”.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar