La clasificación de Ecuador en suspenso

Deportes 16 de mayo de 2022 Por Redacción
Un tiempo de incertidumbre se abrió a partir de la denuncia de Chile ante la FIFA en la que afirma que Ecuador incluyó irregularmente a uno de sus jugadores.
28-Gustavo Alfaro

Por Néstor Clivati

Cuando todo parecía que solo deberíamos enfocarnos, los analistas de este juego, en la cobertura de la Copa del Mundo a disputarse en Qatar desde el próximo 21 de noviembre y con un énfasis especial en los seleccionados de nuestro continente, la FIFA ha dado lugar para la investigación por una presunta defraudación de documentación del jugador Byron Castillo del equipo ecuatoriano que dirige Gustavo Alfaro, abriendo de esta manera además, una ruma de especulaciones que van desde lo legal a lo deportivo, ya que si prosperara la denuncia de la Confederación Chilena de Fútbol, equipos como Perú y Colombia, este último fuera de la próxima competencia por terminar en el 6to lugar en las Eliminatorias Sudamericanas, la clasificación se reacomodaría y los cafeteros pasarían a ocupar el lugar de los peruanos en la repesca que se va a disputar en pocas semanas.
¿Cuál es el punto de esta controversia? Para la federación chilena “existen innumerables pruebas” para confirmar que Byron Castillo, quien disputó cinco partidos de las últimas eliminatorias sudamericanas, nació en Colombia, en la ciudad de Tumaco, el día 25 de julio de 1995, y no el 10 de noviembre de 1998, en la ciudad de ecuatoriana de General Villamil Playas.
“Hicimos todo de acuerdo a los reglamentos, así que estoy convencido de que no hemos hecho nada equivocado”, afirmó este fin de semana Gustavo Alfaro al romper el silencio sobre el tema en declaraciones formuladas a la revista inglesa The Athletic.
Los dirigentes de la Federación de Chile quieren hacer valer que Castillo jugó ante Paraguay, Venezuela, Chile, Uruguay y Bolivia. “La FIFA puede confirmar que recibió una denuncia formal de la federación de Chile sobre este asunto”, dijo la entidad rectora del fútbol mundial en un comunicado. La FIFA no indicó plazas para el trámite de un posible expediente disciplinario. En un comunicado, la federación chilena dijo que en la víspera denunció ante la Comisión Disciplinaria de FIFA a Castillo y a la Federación Ecuatoriana de Fútbol, “debido al uso de certificado de nacimiento falso, falsa declaración de edad y falsa nacionalidad por parte del mencionado jugador’'.
Chile se apoya, según el abogado de su federación, Eduardo Carlezzo, en una cascada de evidencias documentales que demostrarían que Castillo falseó su nacionalidad ecuatoriana. Contra esto, Ecuador argumenta que hay una sentencia judicial de abril de 2021 que no entraba en el fondo de la cuestión y que permitía a Castillo jugar bajo nacionalidad ecuatoriana. Este es el mayor inconveniente que tendría la FIFA para eliminar a Ecuador del Mundial, puesto que no puede revocar las decisiones de la justicia ordinaria de un país. Solo si las pruebas aportadas por Chile son lo suficientemente sólidas, como asegura Carlezzo, y demuestran la falsificación de documentos, la FIFA podría excluir a Ecuador. E incluso de demostrarse, los órganos disciplinarios deberán decidir si sancionan únicamente al jugador o a la selección. En este sentido, desde Ecuador ya han comenzado a elevarse voces que reclaman que, en el caso de que exista fraude, sea solo el futbolista el que reciba el castigo y no la selección.
Sin embargo, si los órganos disciplinarios de la FIFA concluyen que hay pruebas definitivas de que Castillo falseó documentación para poder ser inscrito como ecuatoriano sería complicado que la federación ecuatoriana (FEF), y por ende la selección, quedaran exentas del castigo por la gravedad de los hechos. Esto supone, a la hora de enjuiciar la infracción, que prime la denominada responsabilidad objetiva, por la cual la FEF no podrá argumentar como defensa que desconocía las presuntas tretas empleadas por Castillo.
La falsedad documental se trata de una infracción muy grave que vulnera el estatuto de los jugadores de la FIFA en términos de la elegibilidad de los futbolistas para jugar con una selección y, además, en este caso, afecta a partidos de clasificación para un Mundial. Estos son dos argumentos de los que se infiere que la citada responsabilidad objetiva debe ser aplicada.
La reglamentación de la FIFA establece que al verificarse el uso de un jugador inelegible, el resultado sea revertido a una derrota 3-0. En las eliminatorias de Sudamérica para el Mundial de 2018, Bolivia perdió dos partidos por alineación indebida al usar a Nelson Cabrera, un jugador nacido en Paraguay, como sustituto. Bolivia perdió una apelación que presentó ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo, que falló que la FIFA tenía la facultad de investigar cuando las protestas se presentan varias semanas después de haberse disputado los partidos. Perú se benefició al recibir tres puntos tras la sanción contra Bolivia y emprendió una racha de buenos resultados que le permitió alcanzar el puesto de repechaje. Los peruanos acabaron imponiéndose ante Nueva Zelanda y se clasificaron a Rusia 2018.
A pesar de ser Chile quien encabeza la denuncia, no será su seleccionado el beneficiario deportivo si se hiciera lugar a tal acusación por el máximo tribunal y si, como ha quedado explicado en este informe, su par colombiano; no obstante esta batalla legal que se está dando en la casa central del fútbol mundial, en el campamento de Quito se percibe un clima de distensión y confianza por el tenor de las argumentaciones con las que esa Federación va a defender la legitimidad de la inclusión de Castillo, para salvaguardar esa legalidad y también, el mérito deportivo de haber conseguido en el campo de juego, un objetivo histórico como el de participar del próximo mundial.
Todo parece indicar que el procedimiento abierto por FIFA tiende a transparentar la competencia y no sentar un precedente en el que se amparen futuros conflictos sobre la identidad de los futbolistas, que obligue a revisar competencias y a sancionar severamente a los equipos en cuestión, más que a consentir una protesta oportunista.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar