Faber: “no veo que esta vez no se haga la obra”

Locales 15 de mayo de 2022 Por Redacción
El presidente de Paseo del Centro confía que las obras para el recambio de las veredas tengan acuerdo de todos los sectores involucrados a diferencia de lo que fue el malogrado proyecto del 2011. Adelantó que la ejecución integral insumirá cerca de un año, que los frentistas se harían cargo del 70% del costo (rondaría los $ 650 mil), pero con financiación de entre 12 y 18 meses y que estaría asegurado un aporte de la Provincia.
10 - Faber

Entre las precisiones que dejó en la charla que mantuvo con La Opinión, la más importantes es que ahora se observa predisposición entre los frentistas para avanzar con los trabajos y hacerse cargo de un porcentaje que implique la mejora, siempre y cuando ese valor se ajuste a lo que deberían pagar si la realizan por sus propios medios.
“La remodelación del área central de la ciudad va bien, va perfecta”, comenzó diciendo muy entusiasmado Gabriel Faber y reforzó su optimismo recordando que “los canteros 1 y 2 ya están prácticamente finalizados. A esto hay que agregarle que el Concejo dio la autorización al Ejecutivo para la ejecución de los canteros 3, 4 y 5. Lo que viene es sumar las veredas, que es evidente que en algunos lugares son intransitables”.
Luego, el comerciante librero reconoció que “el recambio de las veredas naturalmente tiene que ser por cuenta del Estado y del frentista, como se hacen las obras en cualquier barrio y en esto no tenemos privilegios”, pero lo condiciona a que previamente “se llegue a un acuerdo con los frentistas”.
En ese sentido se mostró muy optimista al revelar: “estoy hablando con varios de ellos (mencionó a algunos entre los cuales están los que se opusieron tenazmente y militaron el rechazo del proyecto anterior, pero pidió reserva de sus nombres) que, a diferencia de lo que fue en el 2011, cuando hubo un registro de oposición alto, ahora están dispuestos a acompañar el proyecto, siempre y cuando los montos que resulten sean acordes a los que les saldría hacer a ellos mismos la vereda (a valores de noviembre rondaba los $ 500.000 para locales de 10 metros de frente). Esto es clave y el Municipio también lo entendió, está manejando costos que prácticamente que se ajustan a esa condición y demás será con financiación de la obra”.
Entonces, confías que esta vez se hace o se hace …
Seguramente habrá un registro de oposición, no todos piensan de la misma manera, sí creo que al haber un acuerdo entre el Ejecutivo, los concejales, que esta vez lo ven con buenos ojos, y también los frentistas que, dicho sea de paso, hay grupos que estuvieron en contra de la remodelación anterior, hoy la aceptan. Uno imagina que las vecinales (9 de Julio, 30 de Octubre, San Martín y Mosconi) también lo quieren y el sector comercial, que es el inquilino de los locales, es demandante de esta obra, entonces yo no veo que esta vez no salga. A esto hay que sumarle un Estado provincial que estaría haciendo el aporte necesario para que esto no sea 100% a cargo del frentista entonces no hacerlo ahora creo que sería desaprovechar una oportunidad que no sé si habrá otra igual.

COSTO Y FINANCIACIÓN
¿Cuál es el costo total de la obra y cuánto sería el porcentaje a cargo del frentista?
Lo que tengo es un número de noviembre, pero en medio de este proceso inflacionario si lo trasladamos a mayo hablamos de otro valor. En ese entonces se barajaban entre 65 y 70 millones de pesos con un aporte del Estado que rondaría el 30%. Reitero: son estimaciones a noviembre del año pasado y en estos seis meses las cosas aumentaron entre un 25 y un 30%.
En concreto sería 70% a cargo del frentista y el resto lo pone la Provincia ..
Ese porcentaje no lo determinamos nosotros, desde la gremial empresaria sino el Estado (provincial y municipal) con el aval del Concejo. Se debería trabajar sobre ese porcentaje como se hizo con todas las obras de la ciudad.
¿De cuántos meses será la financiación para el frentista?
Es algo que se debe acordar entre el Concejo y el Ejecutivo pero todas las obras fueron financiadas. Por ejemplo en barrios Los Álamos, el Brigadier López cuando se hicieron se financiaron entre 12 y 18 cuotas. Eso es lo normal, pero hay que ver en un período de inflación como este, de cuánto es el cargo por financiación siendo que los Municipios y los Estados tienen tope, no pueden hacerlo como un banco. Tienen que financiar a menos tasa y se tiene que prever que la obra no se quede sin financiación al final. Esto debe ser sensato, lógico y con un acuerdo general.

UNA CUADRA POR MES
¿Qué se maneja en cuanto a plazos?, porque seguramente habrá que remover para darle un buena apoyatura a la vereda …
Lo más preocupante es la cloaca porque todo el entubado (debajo de las veredas) ya no existe. Vemos permanentemente que hay camiones sacando las obturaciones con elementos de presión y esto se debe a los derrumbes porque los caños están partidos o le crecieron plantas por dentro y esto implica que el 100% de esas cañerías se deben reemplazar. Esto no le va a costar nada al contribuyente porque será un aporte de Aguas Santafesinas S.A.. Pero estos trabajos van a traer inconvenientes considerables porque la empresa sanitaria estima un avance de obra de 100 metros por mes y tenemos 1.000 metros, por lo que hablamos de un mínimo de 10 meses más lo que va arriba, que es la vereda por lo que tenemos que hablar de, al menos, unos 12 meses. Esto no significa que vamos a tener cerrado el microcentro un año entero, para nada. Se hará una cuadra a la vez, pero el Estado deberá encontrar la forma para que en esos 100 metros los comerciantes puedan seguir trabajando. No va a ser un caos, pero sí complicado y traumático.

CONTAMINACIÓN VISUAL
Supongamos que ya están terminadas las veredas, ¿qué sigue?
Hay dos cuestiones importantes a trabajar luego de las veredas, que son la cartelería y los cables. Cuando levantás la vista te encontrás no solo con carteles desprolijos o que quedaron viejos sino que también se observa mucho cablerío que cruza de un lado para otro. Para eso debajo de las nuevas veredas se hará un poliducto de 30 centímetros y todos los cables pasan por ahí y a todas las empresas se les pedirá, por Ordenanza, que bajen su cableado a ese ducto, ya sean las eléctricas, las que proveen de internet, fibra óptica de televisión. Todo va a tener que pasar por ahí.
Esto es lo que para nosotros es la remodelación estética del microcentro, porque después deberán llegar una serie de acciones de los comerciantes relacionadas como es la readecuación de la cartelería, por ejemplo. Hay que normalizar la cartelería a línea de edificación y algunos ya lo están adoptando y cambiando sus marquesinas y carteles para darle lo que es el verdadero sentido de un centro comercial a cielo abierto.
Si observas la segunda cuadra de avenida Santa Fe yendo de la plaza a la Jefatura mano norte es perfecta, es el ejemplo de cómo debe quedar todo, no hay un solo cartel que sobresalga de la línea de edificación. ¿Cuál es la ventaja de esto?, que si te parás en una esquina ves todos los negocios. Ninguno tapa al otro.

CONTROL DE AVES
Va a quedar el tema de los pájaros, un problema recurrente …
Se está trabajando intensivamente en esta cuestión. Se puede decir: sí, pero lo que hacen es trasladar de un lugar a otro, pero el tema es dispersarlas, que no recalen todas en el mismo lugar. A diferencia de lo que cree la gente, que crían sus pichones, esto es un dormidero. Se alimentan y crían sus pichones en el campo. Vienen a dormir a la ciudad por una cuestión de temperatura porque es más cálido el centro que el campo. Entonces, no es atentar contra la vida de ningún animal cuando ves gente que con una varilla mueve las ramas.
Está claro que la solución es una reforestación de los bordes de la ciudad para que “duerman” ahí, pero es un trabajo a largo plazo en el que deben intervenir los Estados a todo nivel e instituciones como Sociedad Rural, INTA, etc. De momento, lo que se procura es que no se concentren en un solo lugar y se evite la desagradable suciedad que generan por las noches.

APORTE PROVINCIAL
Finalmente, vale mencionar que en función a la información a la que pudo acceder este Diario, unos $ 20 millones serían aportados por Secretaría de Comercio interior de la provincia. Estos fondos están comprendidos en el acuerdo que hay entre los municipios y Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) con destino a la remodelación de espacios centrales o de áreas urbano-comerciales.
Las provincias se comprometen a enviar un determinado nivel de recursos en función de la recaudación impositiva. Como nuestra Provincia y Rafaela adhirieron a ese programa de CAME hoy esa plata viene de manera automática.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar