La educación hacia atrás

Editorial 09 de mayo de 2022 Por Redacción
Leer mas ...
El impacto de la pandemia en todos los órdenes de la vida fue muy fuerte. Las consecuencias de las decisiones adoptadas por los gobiernos y las organizaciones, en especial entre 2020 y 2021, para desacelerar el ritmo de los contagios todavía son difíciles de mensurar. Si bien el Covid se mantiene activo, por las masivas campañas de vacunación ha perdido consistencia y poder de fuego. De todos modos, aún hay casos y también víctimas fatales por lo que no hay que descuidarse, el nivel de alarma debe sostenerse porque la enfermedad se reinventa con nuevas variantes. 
Uno de los ámbitos donde ha hecho daño el coronavirus y las medidas gubernamentales es el educativo. Las escuelas cerradas durante todo el 2020 en la Argentina es una imagen difícil de superar, porque detrás de esas fotos hay millones de niños y adolescentes que vieron afectado su derecho a la educación. 
Ante el desarrollo irregular de los ciclos lectivos de los últimos dos años quedó como un problema a resolver cómo calificar a los alumnos respecto a los conocimientos adquiridos. Como las clases no se dictaron con normalidad, entonces los sistemas de calificación no deben ser los de siempre, se plantea como un disparador en los ministerios de educación de las provincias. 
En este marco aparecen noticias que irritan y al mismo tiempo abren interrogantes sobre la forma en que se preparan las nuevas generaciones para enfrentar el mundo laboral en un futuro cercano. Ahora, el Consejo General de Educación de Entre Ríos modificó el sistema de evaluación, calificación, acreditación y promoción para los estudiantes secundarios de esa provincia, y a partir de ahora los docentes no podrán colocar una nota menor a 4 en el primer trimestre. Es decir, si un estudiante no alcanza el 6, los mencionados colegios deberán gestionar acciones de acompañamiento pedagógico y de complementación.
De acuerdo al Consejo General de Educación, el objetivo de la polémica medida es garantizar los derechos de los alumnos de ser evaluados desde una mirada integral, flexibilizada y con centralidad en la enseñanza. Por esto, se mantiene la aprobación entre 6 y 10 y la no aprobación entre 1 y 5, argumentan. Aunque la calificación del primer trimestre estará comprendida entre 4 y 10, debido al impacto subjetivo que tienen las notas 1, 2 y 3. Esas calificaciones, según el organismo, obturan la trayectoria a realizar durante el año desde el inicio del proceso de aprendizaje. Debido a eso, a cambio, recibirán un informe descriptivo con los saberes y capacidades pendientes de acreditación, y con las particularidades de su proceso de aprendizaje, fortalezas y debilidades. Todo ello para tomar decisiones y así disminuir o superar esas dificultades.
Este nuevo capítulo del debate sobre la calidad de educación también incluye a Santa Fe. Es que por determinación de los ministerios de Educación de Santa Cruz y Santa Fe, estudiantes del nivel secundario pasaron de año sin haber aprobado ninguna materia. En nuestra provincia, la medida contempló a todos los alumnos de primer año, en tanto que a partir de segundo habrá más materias previas permitidas.
Formosa se sumó a esta polémica sobre los sistemas de calificación de la educación: los estudiantes secundarios que adeudan hasta 19 materias previas de años anteriores podrán pasar de año en Formosa, según lo dispuso la resolución N° 1953/22 del 2 de mayo, que establece una promoción asistida. La medida avala la inscripción de alumnos para que cursen el ciclo lectivo 2022, incluso si adeudan todas las materias que debían aprobar en el 2020. Además, permite tener previas tres materias del 2021 y otras tres de años anteriores al 2020. 
La moda imperante en los ministerios de educación es aflojar las exigencias. De esta manera, el alumno que termina el secundario no tendrá herramientas para poder desarrollar una carrera terciaria o universitaria. 
En el fondo, la política educativa es que no haya política educativa.



Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar