El retroceso de la hotelería

Editorial 30 de mayo de 2021 Por Redacción
Leer mas ...

Banner-Web---La-Opinion---CAMPAÑA-vacunacion

Quizás una brújula sería un buen regalo para el equipo económico del Gobierno nacional que se muestra ineficaz para resolver al menos uno de los tantos problemas que tiene sobre la mesa de trabajo. Como atenuante, ni la pandemia ni el ala política más populista ayudan a encausar las variables económicas sino todo lo contrario, más bien entorpecen la labor. Mientras el Presidente y un ministro gestionan por un lado la búsqueda de apoyos de países calificados para encarar la compleja negociación con el FMI que despeje al menos un conjunto de dudas e incertidumbres en torno al futuro del país, aparece la Vicepresidenta y algunos dirigentes empoderados de su espacio para dar señales en la otra dirección. Si bien se trata de una coalición de gobierno, generalmente lo disimulan muy bien. Al momento de analizar la política nacional, generalmente se habla de un oficialismo y una oposición. Sin embargo, quizás aparezca una nueva categoría porque dentro del oficialismo, también hay una oposición, que en este caso aparece más fuerte e inclina la balanza a su favor. Difícil de admitir semejante nivel de internismo en el gobierno justo cuando la pandemia y su crisis socioeconómica asociada aprietan la garganta del país con una enorme presión. 
En este  marco, la economía parece volver atrás en este tiempo de nuevas restricciones. El sector gastronómico y hotelero se encuentra en su peor momento de los últimos 40 años: empresarios del sector aseguran que desde que comenzó la pandemia cerraron cerca de 12 mil restaurantes y hoteles en todo el país. De acuerdo a un informe de la Federación Empresaria Hotelera Gastronómica de la República Argentina (FEHGRA) la actividad del sector se hundió a niveles comparables a los de 1980. La realidad es peor que el escenario más pesimista que habíamos proyectado, ya desaparecieron 11.800 empresas desde el comienzo de la pandemia", advirtió la presidenta de la entidad, Graciela Fresno. En el sector afirman que se perdieron 175.000 puestos de trabajo y que en estos días esas cantidades continuarán al alza porque las perspectivas para los próximos no son positivas y ya nadie tiene espaldas para aguantar el temporal.
Según el informe difundido por la entidad empresaria, la ocupación hotelera de marzo de 2021, comparado con el mismo mes de 2019 (pre pandemia), cayó el 50%.Al mismo tiempo, la llegada de turistas extranjeros continúa siendo casi nula: -88% de variación interanual en marzo, y -95% al comparar marzo de 2021 con el mismo mes de 2019. Tomando los datos del primer trimestre de 2021 y comparándolos con el mismo período de 2019, se observó que el sector en su conjunto está funcionando a un nivel 41% inferior.
Actualmente, en el Congreso hay un proyecto de ley que propone la declaración de emergencia del sector y la elaboración de un Plan Federal de Reconstrucción, que contempla un paquete de medidas económicas, impositivas, tributarias, laborales y herramientas de incentivo y de promoción. Pero aún falta el debate y si finalmente prospera, su implementación.  
De alguna manera, se necesita un decreto que prohíba el cierre de empresas, pero eso es de aplicación imposible. Por ahora, el Gobierno nacional oficializó una nueva prórroga por 30 días de la vigencia de la prohibición de despidos y suspensiones, que regirá hasta el 30 de junio próximo, con el objetivo de proteger el empleo en el marco de la segunda ola de la pandemia de coronavirus. El decreto se dictó en el marco de la emergencia pública en materia económica, financiera, fiscal, administrativa, previsional, tarifaria, energética, sanitaria y social establecida por la Ley N° 27.541, 
El decreto puntualiza que "es imperioso acompañar" las medidas sanitarias que se están adoptado en el marco de la segunda ola de coronavirus "prorrogando la adopción de aquellas que resguardan los puestos de trabajo, como herramientas de política laboral necesarias para la protección de las trabajadoras y los trabajadores, en cumplimiento de las garantías establecidas por la Constitución".
Más allá de las sombras que cubren al sector de la gastronomía y la hotelería, la decisión del Gobierno nacional de suspender los despidos hasta fines de junio y el efecto negativo de la segunda ola de la pandemia de Covid-19, menos gente tiene miedo a perder el empleo. Al mismo tiempo aumentó la cantidad de trabajadores que espera tener más oportunidades hacia fines de año, cuando haya crecido el plan de vacunación, según un estudio privado realizado a nivel internacional y que comprende al mercado argentino. Los datos surgen del último informe del Randstad Workmonitor, un estudio semestral que releva las expectativas, estados de ánimo y comportamiento de los trabajadores en 34 países, incluida la Argentina.


Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar