Trasplante de árboles para su conservación

Locales 28 de octubre de 2020 Por Redacción
Se concretó el traslado de árboles del sector donde se desarrollará la obra de la rotonda de bulevar Hipólito Yrigoyen y avenidas Fader, Williner y Estanislao del Campo. La actividad implicó un gran despliegue de personal y maquinaria, poniendo como principal objetivo la conservación de las especies.
FOTO PRENSA MUNICIPAL  JARDINEROS AL RESCATE. Personal municipal dedicó horas para extraer uno de los grandes ejemplares de la plaza de barrio Pizzurno.
FOTO PRENSA MUNICIPAL JARDINEROS AL RESCATE. Personal municipal dedicó horas para extraer uno de los grandes ejemplares de la plaza de barrio Pizzurno.

Banner-Web---La-Opinion---Moratoria

En el contexto de la nueva obra de la rotonda de bulevar Hipólito Yrigoyen y avenidas Fader, Williner y Estanislao del Campo, el Municipio cumplió ayer el compromiso que había asumido al concretar el traslado de árboles de ese sector.
La actividad implicó un gran despliegue de personal y maquinaria, como una retropala, una grúa y camiones, poniendo como principal objetivo la conservación de las especies. 
Las plantas fueron trasladadas y plantadas de manera inmediata en sectores cercanos a la plaza Sargento Cabral de barrio Pizzurno donde se encontraban. De ese modo, los distintos ejemplares afectados por la nueva traza de la rotonda lograron ser conservados.
Las tareas fueron llevadas adelante por el Área de Verde Urbano de la Secretaría de Ambiente y Movilidad en un operativo que continuará con el riego frecuente y cuidado de las especies trasplantadas. Los trabajos comenzaron durante la madrugada e implicaron 12 horas de labores manuales, y con maquinaria especial dado el tamaño de las especies.
Los trasplantes se realizaron teniendo presentes todas las precauciones necesarias para proteger las especies, primero en la extracción, conservando panes de tierra alrededor de las raíces. Y luego en la plantación, donde fueron diseñados y colocados tubos de PVC de 1,30 metros de altura al nivel del suelo hasta por debajo de las raíces, para que al momento de realizar el riego con agua, fertilizantes y productos que favorecen el enraizamiento y los nutrientes lleguen de manera adecuada hasta las raíces de cada especie.
Con la reubicación de los ejemplares el Municipio dio respuesta a los reclamos de organizaciones ambientalistas y vecinos autoconvocados que había planteado su preocupación por el destino de los ejemplares en riesgo por la ejecución de la nueva rotonda. Incluso el fin de semana pasado, en el marco de las acciones tendientes a darle visibilidad a la situación, habían efectuado un abrazo simbólico a los árboles. La cuestión también había aterrizado al Concejo Municipal donde el demoprogresista, Lisandro Mársico, había presentado un proyecto en el que solicitaba al Departamento Ejecutivo garantizar el salvataje de estas plantas que quedaron en el camino de la rotonda. 

NUEVO ESPACIO
Los sectores donde se trasladaron los árboles fueron seleccionados teniendo en cuenta el entorno y respondiendo a las necesidades del sector.  En el barrio 17 de Octubre era necesario otro ejemplar para completar la forestación de la zona de asadores. El sector ya contaba con especies trasplantadas en oportunidades anteriores.
Los demás árboles se encuentran ahora en la ciclovía que cruza por la parte de atrás de la escuela Pizzurno, la cual carecía de especies en el sector izquierdo.
Al final del día las especies serán regadas con y se realizará el correspondiente seguimiento y mantenimiento que requieren para que se adapten al nuevo entorno. Además, semanalmente las cuadrillas de riego del Municipio dotarán de agua y nutrientes a los ejemplares.
Cabe recordar que la construcción de la rotonda, que comenzó hace dos semanas, cuenta con un presupuesto de casi 20 millones de pesos, de los cuales 15 millones corren por cuenta del Gobierno provincial. La obra, que ordenará el tránsito y la seguridad vial en un sector donde convergen un bulevar, tres avenidas y una ciclovía, tiene un plazo de ejecución de 4 meses, por lo que si el clima acompaña podría terminarse entre enero y febrero. 

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar