Algo más que palabras

Editorial 27 de octubre de 2020 Por Redacción
Leer mas ...

Banner-Web---La-Opinion---Moratoria

Cuando las situaciones exceden todo tipo de contemplación, tal como está ocurriendo en nuestro país desde hace tiempo y además en la actualidad con una profundización que no permite vislumbrar alguna salida razonable, más que palabras se necesitan acciones, hechos concretos, que deben apuntar hacia la reconformación de una credibilidad que está absolutamente desteñida. De tener que sintetizarse en el hablar de la calle, a veces con mucha mayor precisión, podríamos decir que lo que está sobrando es cháchara y que faltan hechos: se habla mucho y se hace poco.
El editorialista del Suplemento Económico de este diario, decía el domingo que "la economía está en babia", es decir, distraída y alejada de la realidad, que parece tener adormecido y sin reacción a un gobierno que está inmerso en la intrascendencia, ocupado en cuestiones que poco tienen que ver con el abrumador deterioro económico y la apremiante situación social, en ambos casos con acontecimientos explosivos y a punto de transformarse en desobediencia civil, lo cual está a un paso de hechos aún más graves, que lamentablemente ya hemos vivido años atrás, pero de las que no hemos aprendido nada.
Una de las palabras que faltaba eran las de la vicepresidenta Cristina Kirchner, quien sólo lo hacía en las redes sociales y apuntando a cuestiones más personales que comunes al resto de la gente, obviando temas centrales como pandemia, economía, inseguridad, inflación, pero esta vez aún sin ser amplia como debiera, con motivo del décimo aniversario de la muerte de Néstor Kirchner, se expresó con mayor extensión y si bien no dejó pasar la ocasión para criticar a la oposición y respaldar al presidente Alberto Fernández de quien sostuvo "no es un títere", se explayó en algunas cuestiones relacionadas con la economía aunque nada sea novedoso, apuntando especialmente al gabinete donde "algunos funcionarios no funcionan" -lo cual se un capítulo previo a posibles cambios, aunque se sepa que con sólo eso difícilmente se logre revertir el escenario actual-, a la vez que remarcar que "el principal problema es el dólar" -vaya novedad-, aunque en tal sentido debe recordarse que en esa divisa se pagaban las coimas de la obra pública, todo lo cual está registrado en la causa "de los cuadernos", esa misma sobre la cual dejó de ser querellante la Oficina Anticorrupción, al igual que en todo el resto en que se encuentran involucrados funciones kirchneristas.
Sin embargo, tal vez lo más destacable de estas declaraciones de la jefa política de la actual coalición de gobierno es que haya reclamado un gran acuerdo entre todos los sectores para salir de esta gravísima situación, lo cual se le viene reclamando desde hace tiempo al gobierno, debiendo ser el convocante. Lástima que la oportunidad se haya dejado pasar al comienzo de la gestión, cuando era mucho más oportuno y el Presidente disponía de una importante credibilidad y confianza, la cual fue dilapidando todo este tiempo. Aunque, debe decirse, siempre se está a tiempo para un golpe de timón que no sólo cambie el rumbo, sino que produzca hechos en lugar de palabras.
También muy reciente pues estas declaraciones llevan apenas horas, el presidente Fernández volvió a comprometer su palabra en que no se producirá una devaluación, ya que eso "es una máquina de generar pobreza", aunque quizás olvidando que con lo que se hizo hasta ahora, también se provocó una enorme ampliación de la pobreza.
Más allá de estas consideraciones, ojalá se encuentra la forma indicada para comenzar a revertir esta crisis que nos castiga tan fuerte. 

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar