Educación Sexual Integral, un derecho de la familia

Sociales 24 de octubre de 2020 Por Alicia Riberi
Leer mas ...

Banner-Web---La-Opinion---Moratoria

Más me interiorizo de este tema, más pienso que los que se ponen a redactar leyes, lo hacen desde una ´perspectiva parcial y a mí entender atropellan el derecho inalienable- en este caso- de la familia a formar a sus hijos con los valores que considere indispensables para construir una vida que los satisfaga y les permita el crecer y avanzar con firmeza y serenidad, para desarrollar su propio proyecto de vida. Es inaceptable que el Estado pretenda inmiscuirse en la crianza y formación de los hijos- niños y jóvenes- ya que es un derecho de quiénes les dieron la vida. Conste que como docente, siempre estuve de acuerdo con la formación sexual básica, sin arrasar en terrenos que son competencia exclusiva de la familia. Siento que el estado con esto ejerce una provocación permanente al pueblo, es como si quisiera apropiarse de sus vidas, robarles la libertad que es el don más preciado que nos dio Dios y al que debemos defender de todas las maneras, con firmeza. Estamos en Democracia y somos una república y por ningún motivo debemos perderlas, ya que nos costó tanto lograr defenderlas, cuanta gente quedó en el camino y hasta dio su vida.
La libertad es prioridad y con la ley de Educación sexual integral, están avasallando nuestros principios, valores, sin tener en cuenta lo que somos o queremos. Desde siempre he respetado y creo que en general es así con todas las personas, el derecho a la diversidad sexual, religiosa y de cualquier índole, es más, tengo amigos diferentes a los que quiero muchísimo y nunca reparé en ese detalle como un impedimento para amarlos, pero tampoco voy a aceptar, como muchísimos- que sea necesario redactar una ley, ya que no garantiza su cumplimiento, como es el caso del racismo en muchos países. La gente no cambia por una ley. Queremos un ejemplo concreto, el gobierno no actuando de manera inmediata en las usurpaciones, no está respetando la constitución, como tampoco con esta ley. El pueblo tiene derecho a opinar sobre lo que le interesa, no somos un pueblo con gobierno autoritario, somos una Democracia y como tal tenemos obligaciones y derechos.
Si nuestros niños y jóvenes leen y estudian, como se debe, la Constitución Nacional, no necesitan absurdas leyes que creen que aclaran y solo oscurecen.
He leído que muchas de estas leyes, como la del aborto legal son apoyadas por grandes capitales que pagan a los gobiernos para que las promuevan y finalmente logren que sean un hecho en los distintos países.
Somos seres pensantes y reflexivos, yo apelo a todas las familias que soliciten el contenido de esta ley de Educación sexual integral y lo que va a ser aprobado en la provincia y opinen y háganse escuchar. Opinemos sobre qué Educación queremos para nuestros hijos. Salgamos del letargo e involucrémonos, como hay personas que se están ocupando de enviar otros proyectos alternativos, pero si no nos hacemos oír será en vano.
Finalmente aclaro nuevamente que no discrimino a nadie, respeto la diversidad sexual, religiosa, política y de cualquier índole, pero no me gusta que me impongan leyes sin poder opinar, como tampoco me gusta un país gobernado por decreto.
Hagamos oír nuestras voces, defendamos nuestros derechos, pacíficamente y recordemos que también hay muchas obligaciones que cumplir. Este parecería el país de los derechos, pero no olvidemos que también hay deberes- para todos- que cumplir.
La educación sexual, es un derecho de la familia.

Te puede interesar