Entrenando junto a tu bebé

Deportes 30 de marzo de 2020 Por Marcelo Borio
Leer mas ...
Si eres madre de un bebé y quieres entrenar junto a él, te voy a dar unas sugerencias mientras seguimos tomando conciencia de lo importante que es mantenernos aislados y tomando los recaudos como lavarnos las manos cada dos horas. Si tocas una superficie donde no sabes si alguien la manipuló inmediatamente vuelves a la asepsia de manos. Mantenernos alejados por lo menos 2 metros de cualquier persona (en el caso tuyo mamá, es evidente que tendrás todos los pasos mecanizados para prevenir contagio alguno tanto tuyo como de tu hijito). No llevarnos las manos a la cara. Si estornudamos o tosemos que sea en el pliegue de nuestro codo y de inmediato higienizar la zona. Y si hiciste bien los deberes ya puedes ponerte a entrenar junto a tu bebé.
Mientras llenas de mimos y le haces caras ridículas, mucha sonrisa y palabras que le agraden…, comienzas la rutina con CARDIO en el lugar. Puedes simular tanto correr como saltar para dar un ejemplo conciso. Si deseas, puedes anteponer movimientos de ejercicios balísticos. Estos trabajos de cardio lo puedes hacer antes o después de la rutina. El tiempo es tuyo mamá. Mientras te activas en el lugar, puede estar mirándote tu hijo en el cochecito para luego pobre, ser BIEN utilizado como peso agregado.
Segundo ejercicio: SENTADILLAS y ZANCADAS. Si tienes un porta bebé va a ser más efectivo el trabajo, de lo contrario debes tenerlo desde las axilas (haciéndole reír a cada repetición por favor). Ponle una música que le agrade y a seguir entrenando. Las estocadas o zancadas la efectúas con tu bebe sujeto con los brazos estirados y rígidos o, en el porta bebé. Mientras puedas, existen muchas maneras de crear desplantes, pero la única recomendación es que mantengas el patrón de tus caderas como eje postural. Luego has las estocadas que quieras hacer.
Tercer ejercicio acostada mirando el techo con las piernas a 45 grados de flexión de rodilla, y con tu bebé en la zona pélvica, le enseñas como un caballito hace hico hico y tu mientras atacas isquios y glúteos con un puente de ELEVACIONES DE CADERAS. Concéntrate en cuando aprietes los músculos involucrados y así reclutarás más fibras.
Cuarto: ABDOMINALES. Sostén a tu bebé recostada en el piso. Pon tus piernas a 90 grados y despega la parte escapular (hombros y omóplato) hasta apretar fuertemente el abdomen, mantén 2 segundos el apretón y baja a posición inicial.
Quinto: PLANCHAS. Pone a tu niño debajo de ti y prepárate para hacer todas las repeticiones que puedas y te deje quien está debajo de ti, que debe ser el tesoro más preciado. También debes conformarlo. Las caricias pueden ser vitales y reconfortantes para los dos.
Y aunque parezca mentira, con él, o, mejor dicho, junto a él puedes hacer brazos, pecho, flexiones y tantos ejercicios como creas posible y tenga ganas de seguirte. Estar en contacto con tu bebé te hará feliz, y a su vez, más linda y entrenada. #uncodazoconamor. Hasta la próxima.

Te puede interesar

Boletín de noticias