Chile, otro rival directo

Deportes 24 de enero de 2020 Por Néstor Clivati
Leer mas ...
FOTO ARCHIVO GOLEADOR./ Adolfo Gaich, la esperanza de gol latente en el seleccionado argentino.
FOTO ARCHIVO GOLEADOR./ Adolfo Gaich, la esperanza de gol latente en el seleccionado argentino.

Banner-Web---La-Opinion---Moratoria

(Especial para LA OPINION).- Esta noche el combinado Sub23 albiceleste se presentará en el Sudamericano Preolímpico que se está disputando en Colombia; el equipo que dirige Fernando Batista, tuvo fecha libre en el transcurso de esta semana, una ventaja apreciable, luego del esfuerzo que implicó jugar y derrotar al local el sábado anterior por 2 a 1, para después entrenar y descansar preparando otra “final”, en este caso frente a Chile, que hasta aquí, ha conseguido las dos victorias que lo colocan en la punta de la Zona A.
La Selección Argentina Sub 23 comenzó de la mejor manera su participación en el Preolímpico de Colombia al ganarle 2-1 al conjunto local en la madrugada del domingo, en un duelo correspondiente al Grupo A del certamen. Alexis MacAllister, luego expulsado, y Adolfo Gaich marcaron los goles del conjunto del Bocha Batista, que había sufrido un tempranero gol de Jorge Carrascal pero pudo reaccionar a tiempo para quedarse con la victoria.
El nuevo formato de disputa de este certamen, obliga a clasificar dentro de los dos primeros de cada zona, para luego reagruparse en un cuadrangular final, del cual, los dos primeros clasificarán de manera directa a los Juegos Olímpicos de Tokio; en consecuencia, y teniendo en cuenta el buen pulso del equipo trasandino, que en las primeras fechas derrotara Ecuador y Venezuela, la partida en el estadio Hernán Villegas de la ciudad de Pereira, se espera con mucho interés y expectativa.
Ese único antecedente sobre el juego ante los locales en la presentación, impide afirmarse en los elogios; si mensuramos el plus de entrega que su rival colombiano, produjo apoyado por su público y con un par de futbolistas de primera línea para el continente, el triunfo conlleva en si mismo un mérito, mucho más, si tenemos en cuenta, que después de esa decepción, los cafeteros avasallaron a Ecuador, reponiéndose rápidamente de tal traspié, ratificando su condición de candidato a jugar la fase final.
Aún así, es necesario seguir auscultando a esta formación que no cuenta con mucho rodaje en minutos y hasta se puede considerar como nueva, ya que, como hemos narrado en anteriores trabajos, Batista debió apelar a jugadores del medio local para suplir las deserciones de las mayoría de las figuras que juegan en las principales ligas europeas.
Una de las herramientas mas poderosas con las que cuenta el joven entrenador, está dispuesta en el cuadro ofensivo, allí Argentina parece marcar una diferencia, a través de sus hombres mas experimentados o en todo caso, mejores fogueados en los equipos con mayores presiones.
En ese rango uno de los que más ha evolucionado es Adolfo Gaich, puntal de las jugadas de ataque y además, referente de este ciclo. El delantero de San Lorenzo, fue la figura del seleccionado que se consagró campeón Panamericano en Lima y a pesar que en Boedo, tardaron en darle confianza y oportunidades, la llegada de Diego Monarriz como entrenador del Ciclón, activó a tiempo esa integración y por estos días se lo echa de menos en la estructura que disputará la segunda parte de la Superliga.
El gol que finalmente le diera la victoria al elenco nacional ante Colombia, es una clara muestra del gran momento que atraviesa este chico nacido en Juárez Celman y que además, ya había dejado su sello hace una año en el Sudamericano jugado en Chile. No solo se manifiesta como un referente de área por su gran porte físico y potencia, Gaich tiene interesantes fundamentos técnicos que lo convierten en una pieza insustituible de momento.
Esos 90 minutos jugados hace una semana como presentación, dejaron también otros mensajes que llaman a una consolidación temprana, como por ejemplo el trabajo de Alexis Mac Allister, que no solo anotó el empate después de un tiro libre, su jerarquía de jugador internacional lo ayudó para asistir de taco al delantero de San Lorenzo, en una acción que desenfocó a la defensa adversaria y así encaminar esa victoria.
Batista se retiró esa noche con sensaciones encontradas, la victoria era una carta de presentación muy poderosa, pero, la expulsión del hijo del Colorado Mc Allister también lo era, pensando en el armado de la formación inicial para jugar ante el otro seleccionado candidato de este grupo y si bien, el plantel está preparado para absorver esa baja, el desafío sigue siendo prematuro.
Tomás Belmonte que frente a Colombia reemplazó en el segundo tiempo a Agustin Urzi, podría acompañar esa línea de 3 que respalda a Gaich y ampliar el frente del ataque argentino; el volante de Lanús ya tiene partidos en Superliga y esa versatilidad compatible con la del jugador de Boca, ausente hoy por aquella expulsión, debería mantener esa buena conexión con Julián Alvarez y el veloz atacante de Banfield.
Un partido que puede comenzar a definir las posiciones. Una victoria chilena, lo pondría muy cerca del primer objetivo, aunque todavía la Roja no quedó libre; para nuestro seleccionado, la gran oportunidad de ratificar lo que sospechamos con buenos augurios, pero que necesita de un hilo conductor que de continuidad a esta nueva ilusión olímpica.

Te puede interesar