El delicado estado de salud de Santiago Bal

Información General 04 de diciembre de 2019 Por
Su hijo, Fede, señaló que "sólo queda rezar por él"
El actor se refirió entre lágrimas al delicado presente de Santiago Bal, quien se encuentra en coma inducido desde el domingo pasado.
Dicen que el show debe continuar. Y así lo asimiló Fede Bal desde que estaba en la cuna. Por eso, a pesar de que el estado de salud de su papá, Santiago Bal, se agravó mucho en las últimas horas y hoy está en coma farmacológico, el actor y director dijo presente en el Bailando 2019, donde no pudo evitar las lágrimas al hablar del capocómico.
“Está muy mal”, aseguró Fede ante la pregunta de Marcelo Tinelli. Y explicó el motivo de su presencia en el estudio de ShowMatch: “Yo acá me siento vivo, me siento feliz. Es, creo, que el único momento en el día en el que me olvido un poco de los problemas. Todos tenemos problemas, obvio. Y venir acá no es como ir a una oficina, porque acá hay luces y a la gente del otro lado yo le quiero dar algo lindo. Verme llorando no está bueno. Pero es la vida. Es un reality que toca todo lo que nos pasa a nosotros, momentos lindos y momentos feos. Y hoy lo único que queda es rezar por papá, porque no está nada bien”, publicó Teleshow.
Sin poder contener su emoción, el hijo de Carmen Barberi dio detalles de la situación de Santiago: “Está muy deteriorado y entró en un cuadro en el que ya no podía respirar. Está todo comprometido. Entonces tratamos de acompañarlo y decirle que hay un lugar mejor. Yo creo, realmente, que hay un lugar mejor. Porque, si sale de esta, tampoco es vida seguir como estaba. Entonces, a veces los familiares sentimos un cierto alivio. Es raro decirlo, pero hay un alivio que uno tiene que sentir como hijo y transmitírselo a la persona. Realmente, es importante decírselo a la persona. ‘Está todo bien, nosotros vamos a estar bien. Nos diste una familia hermosa'. A mí me dio los mejores treinta años de mi vida. Ya es momento de que él también se ocupe de él. Y me parece que ocuparse de él también es irse".
En pleno duelo frente a la pareja de Silvina Escudero y Jonathan Lazarte, Fede rescató el trabajo de sus contrincantes, pero también el de su partenaire, Lourdes Sánchez, y su coach, Nahuel Leguizamón. “Yo entiendo un montón de cosas. Y es terrible que me pase esto ahora, porque vienen las finales y es todo el trabajo que hacemos con esta persona y ese chabón que está ahí”, dijo en referencia a su equipo. Y explicó: “Me siento roto, porque que se vaya un papá creo que es lo peor que te puede pasar en la vida. Perder un hijo, ni me quiero imaginar. Son momentos que atravesamos todos. Y siento que es difícil para los dos porque me siento en falta”.
Frente a la tristeza de todos los presentes, Fede aseguró: “Yo viví treinta años al lado de un papá súper enfermo. Una salud horrible. Y aprendí a valorar mucho más la vida. No es una frase hecha. Hace poco él quería tomar una gaseosa que se la conseguí y los médicos no lo dejaban. Y se la puso con una gasita en los labios. No sabés la cara de ese hombre. Yo lo filmé. Muchos me criticaron, todo el tiempo critica la gente. Hagan fila para criticarme, es mi papá y es mi realidad. El tipo dijo: ‘Me acuerdo cuando era chiquito, jugaba en el barrio y tomaba esta gaseosa’. O sea , su cabeza ya está yéndose. Y yo entendí que ya está. Que también llega un punto donde la persona tiene que irse”.
Y concluyó: “Yo normalicé la muerte, mucho más de lo que ustedes piensan del otro lado. Lloro porque es mi papá y uno nunca está preparado para eso. Pero yo la muerte la normalicé como la vida. Todo el tiempo estuve viviendo momentos en los que él se estaba por ir. Y hoy tal vez sea el momento”.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar