A 55 años de la muerte de Julio Sosa, "el Varón del Tango"

Información General 23 de noviembre de 2019 Por
Julio María Sosa Venturini nació el 2 de febrero de 1926 en Las Piedras, Canelones, Uruguay, y dejó de existir el 26 de noviembre de 1964 a los 38 años de edad.

Julio Sosa, apodado "el Varón del Tango", fue un cantante uruguayo de tango que alcanzó la fama en Buenos Aires y Uruguay en las décadas de 1950 y 1960 siendo, junto a Carlos Gardel y Roberto Goyeneche, los mayores íconos de la historia del género.
La historia recuerda que nació en el seno de una familia humilde, hijo de Luciano Sosa, peón de campo, y Ana María Venturini, lavandera, y que siendo joven a causa de la pobreza ejerció varios empleos (popularmente conocidos como "changas".
En 1942, con tan sólo 16 años de edad se casó con Aída Acosta, de quien se separó tres años más tarde.

SU CARRERA
Sus comienzos profesionales fueron como vocalista en la orquesta de Carlos Gilardoni en la ciudad de La Paz. Se fue a Buenos Aires en 1949, y llegó a triunfar en el Río de la Plata siendo considerado uno de los cantores de tango más importantes de la segunda mitad del siglo XX.
Durante sus 15 años de trayectoria en Argentina, Sosa fue cantor de tres orquestas.
La primera, Francini-Pontier (1949-1953), con la que realizó 15 grabaciones en RCA Victor, entre ellas Por seguidora y por fiel, Dicen que dicen, Viejo smoking y El hijo triste (única grabación a dúo de su discografía, junto a Alberto Podestá).
La segunda que la de Francisco Rotundo (1953-1955), con el que grabó 12 temas en el sello Pampa, entre ellos Justo el 31, Mala suerte, Secreto, Yo soy aquel muchacho y Bien bohemio.
Y la tercera tuvo que ver con la orquesta de Armando Pontier (1955-1960), ya desvinculado de Francini.
En esta etapa Sosa grabó en total 33 registros, 8 de ellos para RCA Victor (1955-1957) y los 23 restantes en el sello CBS Columbia (1957-1960).
Algunos temas destacados llevan como títulos Tiempos viejos, Araca París, Cambalache, Al mundo le falta un tornillo, Padrino pelao, Tengo miedo, Margo, El rosal de los cerros, Brindis de sangre y Azabache.

COMO SOLISTA
A comienzos de 1960, desvinculado de la orquesta de Armando Pontier y decidido a encarar la etapa solista, convoca al bandoneonista Leopoldo Federico como marco instrumental para sus interpretaciones.
Entonces comenzó un ciclo de destacadas grabaciones, confirmando su gran éxito y aceptación del público.
Versiones de los tangos Nada, Qué falta que me hacés, En esta tarde gris y su recitado de La cumparsita sobre versos del poeta Celedonio Flores (grabado en dos ocasiones: 1961 y 1964) son algunos de los grandes sucesos de este período.
En 1962 acompañado por el conjunto de guitarras dirigido por Héctor Arbelo en 1962 grabó para la discográfica Columbia doce piezas de música criolla.
Se memora que con la orquesta de Leopoldo Federico permaneció hasta su muerte.

UNA PELICULA
La única película en la que participó fue Buenas noches, Buenos Aires, un filme musical dirigido en 1964 por Hugo del Carril. Fue bautizado por el periodista Ricardo Gaspari como «el Varón del Tango», llamándose así también su primer disco de larga duración. Leopoldo Federico hizo que el cantor se volviera famoso a través de sus composiciones.

VIDA PRIVADA
En 1958 se casó con Nora Edith Ulfeldt, con quien tuvo una hija, Ana María, divorciándose poco después y poniéndose en pareja con Susana "Beba" Merighi.
Y en 1960 escribió su único libro, Dos horas antes del alba.

JORNADA TRAGICA
En Buenos Aires, camino de Villa del Parque cuando se desplazaba a considerable velocidad chocó el semáforo instalado en la avenida Figueroa Alcorta y Mariscal Castilla, cuando el calendario daba cuente del 26 de noviembre de 1964.
Por entonces las crónicas policiales informaron su muerte, y que el rodado que conducía pasó sobre el monolito que resguardaba el semáforo (que quedó quebrado) y paró contra el Arzobispado Ortodoxo, 50 metros más allá.
A la hora 7 Julio Sosa fue internado en el hospital Fernández y trasladado al sanatorio Anchorena, exhibiendo hundimiento de 4 costillas, lesión grave en el pulmón izquierdo y conmoción cerebral. Por la tarde lo operaron dos veces para liberar un pulmón de la presión de dos costillas, y finalmente murió a la hora 21.30.

UNA DECLARACION
Su esposa, Susana Merighi, afirmó tiempo después que el coche de su marido había sido embestido por otro vehículo antes de chocar con el semáforo, por lo que dicha declaración tuvo como base un peritaje mecánico y dio lugar a un nuevo sumario caratulado homicidio Culposo.

EL SEPELIO
El sepelio se realizó primero en el Salón La Argentina, pero la cantidad de público hizo que se lo trasladara al Luna Park, desde donde el cortejo partió a las 16 del 27 a pie por avenida Corrientes para llegar a Chacarita a las 22.10 bajo una lluvia torrencial.
Se recuerda que efectivos policiales tuvieron que impedir la entrada del tumultuoso público.
También que lo enterraron en la mañana del 28 de noviembre de 1964. En la actualidad, sus restos se ubican en el Cementerio de Las Piedras, Canelones, Uruguay.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar

Boletín de noticias