Panorama Político

Locales 01 de noviembre de 2019 Por
Leer mas ...
EL FIN DE LAS
ELECCIONES
Los santafesinos fuimos a las urnas cuatro veces en lo que va del año, pero hubiera podido ser cinco si Mauricio Macri forzaba a un desempate a Alberto Fernández en un balotaje previsto para el 24 de noviembre. Eso no ocurrirá porque el candidato del Frente de Todos ganó cómodamente el domingo pasado por una diferencia de 8 puntos, que si bien es sustancialmente menor a la de las PASO ni siquiera se despeinó. Por tanto, ya no habrá que ir a votar nuevamente hasta 2021 cuando se realicen las elecciones de medio término. Ese año, se deberán elegir 5 concejales, 3 senadores nacionales y 9 diputados nacionales. 
De todos modos, en los búnkers de los dos candidatos principales hubo sensaciones encontradas. En el peronismo, dijeron algo así como: "Pudo ser mejor, pero ganamos", es decir que esperaban un triunfo con mayor diferencia pero al menos celebraron la victoria en primera vuelta. Y en el campamento del cambio, tras la derrota por paliza en las PASO del 11 de agosto, reflexionaron: "Perdimos, pero pudo ser peor" en alusión a que al menos achicaron la diferencia y terminaron por perder dignamente en las urnas. 
En las declaraciones de esta semana se percibe un tono de bronca de no pocos dirigentes del Frente de Todos quizás ilusionados con las encuestas que adjudicaban a Fernández una intención de voto superior al 50% y que nadie le daba a Macri más del 40%. 
Desde el punto de la democracia, se destaca que en el Congreso habrá un equilibrio en la Cámara de Diputados, lo que no dejará más alternativa que dialogar, consensuar y construir acuerdos. 

APRETADITOS
A todo vapor avanza el escrutinio definitivo. Hasta ayer ya se habían terminado de hacer los números definitivos en diez provincias, entre ellas Santa Fe y Entre Ríos, donde Macri revirtió el resultado de las PASO pero sin que le sobre nada. 
En Santa Fe, la fórmula Macri-Miguel Pichetto terminó con 935.645 votos, es decir que subió 7.356 en relación al escrutinio provisorio en el que había logrado 928.289. De todos modos, en porcentaje bajó 0,04 al quedar en 43,46%. Por su parte, Alberto Fernández aumentó 9.410 votos al pasar de 909.861 a un definitivo 919.271, por lo que creció 0,06 en porcentaje y quedar con un 42,70%.
Más dramático fue el desenlace en Entre Ríos, donde Macri cosechó finalmente 390.956 sufragios, lo que representa un 44,47% mientras que Fernández obtuvo 389.882, por lo que alcanzó el 44,35%. Así, según los datos finales, en tierras entrerrianas Macri le ganó al presidente electo por apenas 1.074 votitos.

DIPLOMA A LOS 
CONCEJALES
El próximo lunes en la ciudad de Santa Fe se entregarán los diplomas a las autoridades electas en las elecciones provinciales. Entre otros, viajarán desde Rafaela para recibir la papeleta que los habilita a asumir una banca en el Concejo Municipal de Rafaela los radicales Germán Bottero y Miguel Destéfanis, los peronistas Brenda Vimo (actual secretaria de Desarrollo Social) y Juan Senn y el demoprogresista, Lisandro Mársico, quien obtuvo la reelección. 
Se recuerda que terminan sus mandatos Silvio Bonafede, Evangelina Garrappa, Hugo Menossi y Carina Visintini. Y que tienen mandato hasta 2021 Lalo Bonino, Leo Viotti, Alejandra Sagardoy, Marta Pascual y Jorge Muriel. 

TRANSICION 
CAOTICA
A falta de 40 días para que Omar Perotti asuma como gobernador de Santa Fe en reemplazo de Miguel Lifschitz, la transición iniciada en la Provincia a principios del ya lejano mes de julio atraviesa su peor momento en estos días. El actual mandatario provincial se esfuerza, en la escena pública, por minimizar las diferencias mientras que su sucesor hace todo lo contrario. 
Esta semana el Gobernador actual negó mantener contrapuntos con Perotti y defendió su cambio de decisión en lo que hace al Presupuesto 2020. Es que inicialmente se comprometió ante el rafaelino que no lo iba a enviar a la Legislatura pero ahora dijo que sí hará, escudándose en un pedido de senadores y diputados (no oficialistas). 
La reacción no se hizo esperar. Perotti fue enfático al considerar que "no hay margen" para continuar con la transición ante lo que considera sistemáticos incumplimientos de Lifschitz y su equipo, entre otros el ministro de Gobierno Pablo Farías y de Economía, Gonzalo Saglione. Otra cuestión llamativa es que ambos ministros parecen tener escasa comunicación: por un lado el titular de la cartera económica quita importancia a la situación de las finanzas provinciales pero su par a cargo de la cartera política admite que la Provincia no tendría los recursos suficientes para pagar la cláusula gatillo a los estatales y docentes con el sueldo de noviembre, es decir a días de dejar el poder. 
Roberto Mirabella, el actual diputado provincial, salió a golpear duro. Le exigió a Lifschitz que garantice los fondos para continuar con el pago de los salarios hasta marzo y el aguinaldo de fin de año. 
Mientras crece la temperatura de la transición, ¿alguien se imagina cómo será el clima del traspaso entre Lifschitz y Perotti? ¿Cabe la hipótesis que el enojo llegue a tanto que recreen la escena del 2015 entre Cristina y Mauricio?

PEROTTI Y 
MIRABELLA
Los bloques del Senado volvieron a reunirse tras las elecciones del último domingo y, mientras en Juntos por el Cambio decidieron patear la definición de cargos, en el Bloque Justicialista ya se preparan para un discusión interna con el kirchnerismo, pero aguardan directivas del nuevo gobierno.
Del lado del peronismo, no hubo una reunión de lo que sería el Frente de Todos, es decir, del Bloque Justicialista y el Frente para la Victoria, debido a la varias ausencias que hubo esta semana y a que en ninguno de los dos sectores del futuro oficialismo está claro todavía cómo funcionarán.
En cambio, se juntó una porción del Bloque Justicialista encabezado por el cordobés Carlos Caserio, con la participación de Alfredo Luenzo, Rodolfo Urtubey, Carlos "Camau" Espínola, el gobernador electo de Santa Fe, Omar Perotti, y quien lo reemplazará en su bancada del Senado, Roberto Mirabella.
Durante la charla no abundaron las definiciones, pero sí trascendieron a través de algunos de los participantes las dudas que hay frente al reparto de los cargos (algo que genera mayor impaciencia que en Juntos por el Cambio) y la disyuntiva entre fusionarse en una sola bancada o funcionar como interbloque.










Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar

Boletín de noticias