Aumenta la demanda de empleo por la desocupación en la ciudad

Locales 14 de octubre de 2019 Por
En un contexto de crisis y en donde en los últimos días se conocieron los datos de la desocupación en Rafaela, que aumentó al 9%, la ecuación indica que casi el 20% de la Población Económicamente Activa de la ciudad tiene problemas de empleo y por ende hay más demanda y las búsquedas laborales crecen.
A medida que se analizan los datos de la desocupación en Rafaela el impacto es mayor teniendo en cuenta las características de la ciudad, donde las pymes, el comercio y el emprenderurismo siempre generaron empleo y movilizaron la economía de la ciudad, contrarrestando el efecto de las crisis que en nuestro país son recurrentes. Pero los indicadores que en los últimos años viene arrojando el relevamiento socioeconómico que elabora el Instituto de Capacitación y Estudios para el Desarrollo Local (ICEDEL) respecto al empleo encienden la luz de alerta.
La licenciada en Psicología Humanística y titular de la Consultora en Gestión de Talento Humano, Raquel Frautschi manifestó que “en realidad tenemos cada vez más demanda laboral por el aumento de la desocupación y si miramos se ven cada vez menos avisos de búsqueda laboral pero a su vez no se están observando despidos masivos, lo que es un dato alentador”, señaló.
Hoy en la ciudad el principal tomador de empleo es el comercio y no la industria, cuando históricamente fue al revés y eso es un parámetro a prestarle atención, ya que desde el sector empresarial advierten que muchas veces no coinciden los perfiles de empleados que se requieren con la gente que está buscando efectivamente ingresar al mercado laboral.
“Hoy algunas industrias manifiestan que tienen una estructura más grande que el nivel de producción actual, pero lo que a su vez estamos notando es que si hay algo que el 2001 nos enseñó, es que capacitar a la gente cuesta mucho dinero y por eso las empresas tratan de retener a las personas que formaron, a sus colaboradores”, indicó Frautschi.
Por otra parte la profesional señaló que “hay algo que se repite periódicamente en la Argentina y es que en años de elecciones se plancha el mercado laboral, se acrecienta en la presidenciales sobre todo cuando hay en disputa dos visiones de la realidad totalmente distintas. Entonces el empresario es muy cauto ante este escenario y lo hemos evidenciado como consultora ya que se han dado muchas bajas en las búsquedas, pero más allá del tema coyuntural, en nuestro país tenemos un serio problema que es que hay una demanda de talentos por parte de las organizaciones en donde cada vez se necesita más tecnología, más innovación y cada vez los requerimientos para un puesto son más altos y la oferta que está disminuyendo en su calidad. Es impresionante la cantidad de chicos que no terminan el secundario y este es un problema que se agudiza”, advirtió.
Al respecto cabe señalar que en Rafaela y partir de prestarle atención a los datos que aporta el ICEDEL, el Ejecutivo local implementó el Seguila, un programa que surgió como respuesta a este información que señalaba que un alto número de estudiantes no terminaban el secundario por adeudar materias y hoy este programa tiene alrededor de 200 egresados y egresadas.
Frautschi también manifestó que “hay que apuntar a generar políticas muy claras de capacitación y de inserción educacional para poder acercarnos a la demanda laboral y que esta brecha no sea cada vez más grande, pero insisto, el problema del empleo es mucho más profundo y no tiene que ver con la situación actual, que está claro que la complejizó pero no comenzó en los últimos años. Sin lugar a dudas esto nos tiene que ocupar de cara a los próximos 10 o 15 años, y aunque ya se debería haber hecho algo, estamos a tiempo de ocuparnos para poder volver a niveles de desarrollo como país”.
Además en el último Foro Económico Mundial se planteó que la Argentina decayó 11 lugares en la capacidad de generar talentos y advirtió la cantidad de jóvenes argentinos que se están yendo a buscar posibilidades fuera del territorio argentino, -ya son 14.000 desde principios de año-, dentro de los cuales pueden estar muchos de esos talentos que se requieren para proyectar una recuperación a largo plazo.
“Nosotros en la ciudad tenemos una gran demanda de tecnología y por ende de ingenieros y la capacidad productiva de todo lo que son las ciencias duras no estamos pudiendo dar abasto y eso son los perfiles que hacen al desarrollo. Vuelvo a plantear que se requieren políticas que incentiven a los estudiantes de secundaria a que elijan esas carreras, porque hay carreras que están más ligadas a los servicios como pueden ser la de abogacía, contador, psicología, pero ahí se presenta una futura subocupación o profesionales que no van a encontrar trabajar de lo que estudiaron”, precisó Frautschi.
Finalmente, la profesional brindó algunas recomendaciones a la hora de iniciar una búsqueda de empleo: “hay un concepto que se llama empleabilidad y que tiene que ver con observar si mis competencias están acordes a los que requiere el mercado. Un ejemplo es que una persona que se recibió de Licenciado en Comercio Exterior y no sabe inglés, no es empleable y eso se da recurrentemente. El primer consejo es evaluar cuáles son mis capacidades, conocimiento, formación y analizar si eso es lo que se demanda. Otra posibilidad es el emprendimiento personal, por ejemplo alguien que sabe hacer artesanías y esto no se demanda en el mercado pero va a tener que trabajar para poder hacer sustentable su emprendimiento. Lo más importante para no frustrarse cuando salimos a buscar trabajo es reflexionar acerca de mis capacidades, que se pide en el sector que emplea y que quiero yo para mi futuro”, aconsejó la Licenciada en psicología y coordinadora de la carrera de Recursos Humanos en UCES.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar