Recomiendan solicitar asesoramiento antes de decidir compras y operaciones

Locales 14 de agosto de 2019 Por
La Defensoría del Pueblo de Santa Fe pidió a la ciudadanía que extreme los recaudos o pida asesoramiento antes de decidir compras o realizar operaciones financieras y/o comerciales.
DOLARES. ¿Por qué siempre nos preocuparon? FOTO ARCHIVO
FOTO ARCHIVO

La incertidumbre económica que atraviesa el país en estos días ha motivado la inquietud de muchos ciudadanos que tienen realizar compras o realizar operaciones financieras y/o comerciales, asumir deudas, y ante este panorama se encuentran con falta de precisión en datos concretos de la operatoria.
Por esta razón y ante las consultas, el Defensor del Pueblo de la provincia de Santa Fe, Raúl Lamberto, recomienda a la ciudadanía que no se apresure a resolver situaciones que involucren compromisos de dinero y, en caso de no poder postergar esas decisiones, que se informe sobre los detalles tales como intereses, tasas y demás costos que se han incrementado en las últimas horas.
Las compras a créditos en todas sus modalidades, inclusive las que se hacen mediante tarjetas, o en cuotas, pueden tener un costo financiero y este ser elevado. En momentos como los actuales hay que asegurarse que esos costos se podrán afrontar, informaron desde Defensoría.
Finalmente insiste el Lamberto sugirió a los ciudadanos que no dejen de asesorarse previamente. La Defensoría atiende habitualmente consultas relacionadas con los derechos que preserva la ley del Consumidor, que exige que se ponga a disposición de la ciudadanía la más amplia y detallada información de cada operación.

INCERTIDUMBRE
Un día después de la caída en las bolsas internacionales de las empresas, la suba del riesgo país y de la disparada del dólar que ronda los $60, los comercios viven momentos de incertidumbre sin una referencia de precios clara.
Los locales comerciales vieron paralizadas sus actividades el día lunes y martes, ante la falta de respuestas de los principales proveedores, quienes estiman subas la semana próxima de hasta un 30%. .
Los kioscos todavía no comenzaron con la remarcación de precios pero tampoco recibieron la mercadería de esta semana ya que los proveedores decidieron no entregarlo hasta no tener certezas de los costos reales.
En las redes de electrodomésticos la desorientación por el alza del dólar también es sustancial. En los salones de venta se retiraron todos los precios de productos o promociones y los únicos valores que se respetan son los publicados en las revistas o mailings, aunque ya sin contemplar pagos con tarjetas de crédito. "Estamos cambiando las listas de precios todos el tiempo. Los lavarropas y heladeras, por ejemplo, aumentaron entre 2.000 y 4.000 pesos del lunes para el martes. Y solo se hacen ventas al contado efectivo, no se aceptan tarjetas al menos esta semana", sostuvo un empleado de una red de electrodomésticos que estaba consultando las planillas recién impresas con nuevos precios para darle precios a un cliente.
En los pequeños comercios tampoco hay GPS. "Afortunadamente este gran lío que nos tomó por sorpresa nos encuentra muy bien abastecidos. Pero los distribuidores no aparecen. Los que tenían que venir no lo hicieron. Ellos tampoco tienen claro si deben aumentar los precios y cuánto. ¿Nosotros? Por ahora mantenemos los precios de siempre, no sabríamos cuánto remarcar, eso sería especular", señaló la propietaria de un quiosco-almacén de calle Sarmiento y bulevar Lehmann.
En tanto, el gerente de una empresa del rubro agrícola admitió que "no hay precios en los molinos ni en las aceiteras, ante la gran incertidumbre hemos tomado la decisión de entregar lo comprometido pero no vender nada nuevo, tampoco aparecen los clientes en este contexto".
Desde sectores empresarios reconocieron ayer por la tarde que "la preocupación es la general de todos en la Argentina, existe una gran incertidumbre para operar, ya que no hay certezas de como seguirá el precio del dólar en los próximos días o semanas". En este sentido, consideraron que "casi nadie se atreve a definir un precio de venta sin saber lo que le costará reponer o producir, en Rafaela la industria depende en buena medida de insumos importados por tanto si vendés a un precio erróneo te podes fundir".
Por último, Limansky, la fábrica de colchones de nuestra ciudad, reanudó ayer pasado el mediodía la producción en su planta de Rafaela, que había sido paralizada el lunes apenas se disparó la cotización del dólar. Según indicaron fuentes del Sindicato de Obreros de la Industria Textil, la empresa cumplió el compromiso que había asumido el lunes y normalizó la situación. Como tantas otras industrias que tienen insumos dolarizados, debió recalcular las listas de precios de su amplio abanico de productos y comunicarlas a sus clientes antes de volver a operar.

Redacción

Redacción de Diario La Opinión de Rafaela
Seguinos en Facebook y Twitter

Te puede interesar

Boletín de noticias