Moroni: “despacito, el club está mostrando signos de recuperación”

SUPLEMENTO ESPECIAL 09/07/2015
Leer mas ...
Ampliar
FOTO ARCHIVO FRANCO MORONI. El joven presidente de 9 de Julio.
Franco Moroni (33), uno de los presidentes más joven de la historia de 9 de Julio, hace 20 meses que está en el cargo, donde le tocó reemplazar un tiempo a Rodolfo Williner, y le quedan otros 18 meses de gestión. Asumió de manera oficial, tras el interinato, a comienzos de 2015 tras un momento muy complicado para la institución, que hoy está celebrando sus 111 años de vida.
“Estamos contentos con un nuevo aniversario de la institución, que vamos a festejar como corresponde en familia. Despacito, el club está mostrando signos de recuperación, sobre todo, desde hace un año a esta parte, donde todo era incertidumbre. Hay una Comisión Directiva que tiene un camino y un eje a apuntar. Estamos tratando, bien desde el seno del club, cambiar cosas que son de raíces, desde el tema estatutario hasta volver a poner parámetros más chicos, donde 9 de Julio ha perdido mucho de eso por diferentes circunstancias que la gente ya conoce. Esta CD está tratando de que el '9' vuelva a ser un club, el que fue históricamente, ya que se trata de una institución muy grande del interior del país”.
-Franco, ¿qué aspectos han trabajado y están tratando para que la entidad vuelva a renacer, a resurgir?
-Trabajamos en muchas cosas. El gran anhelo de esta CD es poner parámetros. Es difícil, pero cuando vos entrás a una institución tenés muy pocos parámetros que hacen difícil la conducción. Estamos haciendo hincapié en muchos aspectos. Uno es el tema estatutario, ya que en pocos días vamos a estar haciendo la presentación en la personería jurídica de la provincia de Santa Fe, donde va a ser una herramienta extraordinaria y gigante para las futuras comisiones que vengan, lo que abre muchísimas puertas. Porque vamos a tener que tratar temas ecológicos, educativos y muchísimas cuestiones. Otra de las cosas que está tratando de cambiar el club es hacia adentro, con el personal, de volver a poner todo en regla. En poco tiempo se va a largar una campaña muy fuerte de socios. Hoy, con los deportistas, 9 de Julio tiene entre 1200 y 1300 socios y queremos ver si en todo el 2016 podemos hacer unos 700 socios más. Para eso, hay que seducir a la gente y a la familia con distintos sistemas de beneficios, con un carnet nuevo con códigos de barra. Es algo muy lindo que se va a venir. También estamos trabajando en el tema del marketing en el club y con ciertas cuestiones para aprender a venderlo.
-Hablando de lo futbolístico, se puede decir que el club está pasando por un buen momento
-La realidad indica que el fútbol es el termómetro del club. Y desde hace 1 año fuimos muy claros con la gente. Desde el primer momento que llegó la invitación, hicimos la Asamblea para contarle la situación a los hinchas y no mentirles. Y sigue siendo la postura que estamos teniendo, que vamos a jugar con lo que podemos y lo que tenemos y los recursos con los que contamos, tratando de no hacer más de lo que realmente se puede, sobre todo en lo económico. Y fuimos claros con esto tanto con los hinchas como con el cuerpo técnico y los jugadores. Ellos pueden cobrar mucho o poco, pero están cobrando y al día, algo que es muy bueno. Esto a ellos los tiene contentos y saben cómo son las reglas de juego, que están pautadas desde un principio. El que está de acuerdo sigue y el que no, no. Hemos tenido críticas, como todo, pero 9 de Julio necesita hoy hacer una base de club. Nuestro objetivo es no salirse de la línea. Hoy estamos necesitando un gimnasio para hacer fútbol, canchas para las inferiores para poder hacer un fútbol sustentable, independientemente de una concentración o no. Fuimos claros con todos ellos y hasta ahora nos están dando una mano extraordinaria, porque a pesar de esto, el equipo, junto con el cuerpo técnico, están haciendo una campaña extraordinaria desde el año pasado, en base a un esfuerzo gigante, al igual que esta comisión. Y para poder lograr ciertos objetivos, con cosas claras, cada uno tiene que poner su granito de arena.
-En la última temporada se estuvo muy cerca del ascenso, y en base a esto, uno cree que la idea es volver a ser protagonistas en el Federal B.
-Los objetivos trazados están planteados de antemano, pero deportivamente, el tiempo y el equipo nos pondrán en el lugar que nos tienen que poner. Como dirigentes, estamos haciendo un esfuerzo muy grande para tener el plantel al día, sobre todo en cuestiones básicas. Sé que nos falta mucho por mejorar en el plano dirigencial, y no nos gusta jugar para perder. Como todos, queremos ganar y ascender. El año pasado, si se daba, se daba, e íbamos a trabajar 10 veces más a destajo. Pero la realidad hoy indica que 9 de Julio, en este momento, no está preparado para jugar un Federal A, y la gente lo sabe. Por eso estamos planteando un club con una base en todo sentido, para cuando realmente llegue ese salto de calidad, nos encuentre con una base sustentable y fuerte porque no es bueno ascender y descender al año siguiente.
-¿Como están las otras disciplinas del club?
-Se encuentran muy bien. Hay un Departamento Amateur que está trabajando muy bien y organizando diferentes eventos, como la creación de un museo. Tenemos 14 disciplinas y ahora se sumó la gente de ping pong. Pero es algo que nos pone muy contentos porque esto también contribuye con el crecimiento de la institución.
-¿Cómo estás en lo personal con esta experiencia, qué te ha cambiado y qué querés lograr en el tiempo que resta en el cargo?
-Personalmente, no me ha cambiado nada. Sigo siendo el electricista de siempre, y tanto yo como los integrantes de la CD somos todos laburantes y le ponemos mucho empeño y mucho esfuerzo a todo esto. Es algo muy cansador, complicado y duro, porque se trata de un club muy grande y tenemos muchas cuestiones por atender. La idea es cambiar las cosas de raíz para que futuras CD's encuentren un club organizado. Y estar expectantes, porque hoy en día, la situación del país no es la mejor, estamos renegando pero estamos tranquilos porque el club está estabilizado más allá de algunas cuestiones menores. Nuestro gran desafío es poner una semillita para crear nuevos dirigentes para que cuando se vaya Moroni y su comisión no se tenga que salir a buscar gente. Y pese a que tenemos muy poco apoyo empresarial y político, el club, que es un monstruo, está pasando dentro de todo un buen momento y la idea es seguir por este camino y progresando, haciendo más grande al '9' y ponerlo en el lugar donde se merece. Así que a la gente juliense le digo que nos sigan apoyando y que se sumen porque el club, que es de todos y lo hacemos entre todos, está cambiando para bien. Las puertas están siempre abiertas para cualquier hincha que quiera acercarse.

Te puede interesar

Te puede interesar