El Bicentenario, ¿con el Papa?

SUPLEMENTO ESPECIAL 09/07/2015
9 DE JULIO DE 2016 SERA OTRA VEZ UN DIA HISTORICO
El papa Francisco viajará a Argentina en el 2016 con motivo de los 200 años de la independencia del país, un visita muy esperada en esta su tierra natal y que podrá realizar recién tres años después de su elección al trono de Pedro. El viaje será organizado con ocasión del bicentenario de la Declaración de Independencia de Argentina y para participar en el Congreso Eucarístico Argentino, que se celebrará en San Miguel de Tucumán, la ciudad donde fue declarada formalmente la independencia de España el 9 de julio de 1816.
Como es tradición del Vaticano, el viaje no ha sido confirmado oficialmente ya que suelen ser anunciados pocos meses antes de su celebración por la iglesia local y después de que se ha fijado el programa detalladamente. Desde que fue elegido pontífice en marzo del 2013, el papa argentino ha sido invitado por casi todos los jefes de Estado de América Latina así como por España para que los visite.
Todo parece indicar que el papa contempla realizar una tercera visita a Sudamérica en el 2016, durante la cual podría incluir varias etapas, entre ellas a Uruguay y Chile. "Lo que sí es seguro es que si visito Argentina, tengo que visitar Chile y Uruguay, los tres juntos. Así que estaremos allí", dijo hace algunos meses el pontífice a un grupo de exalumnos jesuitas uruguayos.
Durante su pontificado, Francisco ha realizado dos viajes a la región: a Brasil en 2013 pocos meses después de asumir para participar de la Jornada Mundial de la Juventud -una cita heredada de su predecesor, el papa emérito Benedicto XVI- y la que realiza en estos días por Ecuador, Bolivia y Paraguay.
De todos modos, siempre habrá que esperar la confirmación de si finalmente Jorge Bergoglio llegará a la Argentina en el 2016. Es que en noviembre del año pasado monseñor José María Arancedo, presidente de la Conferencia Episcopal argentina, confirmó que el sumo pontífice le envió una carta en la que "lamentó" la imposibilidad de regresar al país en julio de 2016 porque coincide con un encuentro religioso en Polonia. 
Sin embargo, en enero último dio otra señal. "El año próximo, si Dios quiere, quisiera hacer Chile, Argentina y Uruguay...". expresó Francisco a los periodistas en pleno vuelo rumbo a Filipinas. Y a comienzos de junio de este año, cuando se entrevistó con la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, el Papa confirmó que el próximo año vendrá a la Argentina, Chile y Uruguay aunque aún no se brindaron fechas exactas. 
La expectativa del pueblo argentino es que Francisco regrese a su tierra y si es en julio mejor, ya que podrá participar de los festejos especiales que se realizarán para conmemorar el Bicentenario del Día de la Declaración de la Independencia. Que así sea. 


Te puede interesar