Echaron a un jugador porque tiene cáncer

Deportes 06 de enero Por
Sebastián Ariosa es un lateral al que hace seis meses le detectaron un cáncer. Esta semana, el club Olimpia le informó que lo echaban por no poder jugar al fútbol. "Estoy quebrado", dijo el jugador.
Sebastián Ariosa llegó a Olimpia de Paraguay en 2011 con un contrato que lo ligó al club hasta junio del 2015.
Sin embargo, en junio del 2012, un año después de ser refuerzo, al uruguayo le detectaron un cáncer en el mediastino, una zona complicada entre el esternón y la columna vertebral (puede afectar el corazón, el esófago y la tráquea).
Es por esto que el jugador debió abandonar la práctica de este deporte para intentar llevar adelante su recuperación.
Sin embargo, Olimpia decidió rescindirle el contrato a pesar de que aún le queda un año y medio debido a que no puede realizar la actividad de un futbolista.
"El documento dice que termina mi contrato por no poder practicar y realizar la actividad futbolística. Perdón si me quiebro –señaló mientras lloraba– pero le están pegando a una persona que está en el piso. Me dejan sin trabajo. Me da lástima esta gente. Creo que Olimpia se merece otro tipo de gente. Es otro golpe que me da el club y es triste que a una persona le hagan eso", agregó.
En las redes sociales los paraguayos mostraron su indignación con la directiva de Olimpia. Y luego, al conocerse en Latinoamérica, el enojo se esparció.
"El doctor me dijo que en Febrero termino con la quimioterapia a través de la sangre y empiezo a tomar pastillas. Allí podría empezar a hacer algo más exigente, todavía sin competencia, pero eso me alienta", cerró el lateral.

Te puede interesar