Nena de 6 años murió en violento temporal

Policiales 05 de enero Por
SANTIAGO DEL ESTERO
Una nena de seis años discapacitada murió al derrumbarse la pared de la casa en la que habitaba en un barrio periférico de la ciudad de Santiago del Estero por el fuerte temporal con vientos con características de tornado, que afectó el viernes a la capital provincial y a otras localidades, informaron fuentes policiales y sanitarias.
La niña, identificada como Camila Moreno, murió por las heridas recibidas al caer una pared de la vivienda precaria que habitaba en el barrio América del Sud, mientras que otras 20 personas resultaron con heridas de diversa gravedad. 
"La niña llegó al hospital ya sin signos vitales, en la guardia hay personas que atendemos con heridas, pero ninguno de gravedad", dijo una fuente médica. 
El fenómeno se desató cerca de las 16 y, durante cuarenta minutos afectó todo el micro y macrocentro de la ciudad capital con centenares de árboles caídos, vidrieras de comercios y parabrisas de autos rotos por el granizo, informaron fuentes de Defensa Civil comunal. 
El director de Defensa Civil de Santiago del Estero, Aldo Infante aseguró que la capital "es una ciudad devastada" y agregó que "soplaron vientos de entre 100 y 120 kilómetros por hora". 
Las cuadrillas de rescate evacuaron ya a unas 80 personas de los barrios aledaños a la ciudad capital al anegarse las viviendas y quedarse sin trecho pero estiman que esa cantidad puede crecer en el transcurso de las horas. 
Los evacuados fueron trasladados al Liceo Policial mientras se preparan otros centros de albergue. 
Voceros de la empresa Edese, concesionaria del servicio eléctrico en la provincia, informó que la electricidad se proporciona en un 20% en la capital provincial a raíz de los numerosos postes de luz caídos y cables cortados dispersos por la calle. 
En tanto, el apagón era total en localidades como La Banda, Frías y en las localidades rurales de Fernández y Loreto, donde la empresa declaró el estado de emergencia. 
El Parque Aguirre, un balneario situado en las márgenes del río Dulce, muy visitado por los santiagueños para pasar el día y escapar del calor, "resultó totalmente destruido por el temporal", destacó Infante. 
Decenas de Eucaliptos, pequeñas confiterías, kioscos y lugares de gastronomía, juegos infantiles y hasta la jaula de leones de un zoológico situado dentro del Parque resultaron dañados por el temporal aplastados por los árboles. 
Voceros comunales destacaron que al momento del temporal en el Parque "no había gente porque era la hora de la siesta" y que de ocurrir en otro horario podría haber un mayor número de víctimas. 
Fuentes de Defensa Civil detallaron que también resultaron afectados el Parque Sud y el Parque Oeste, mientras que el techo de una estación de servicio se derrumbó y aplastó a unos 20 automóviles, cuyos dueños los habían dejado allí para protegerlos del granizo.
Los voceros precisaron además que de acuerdo a las primeras evaluaciones existen 50 automóviles aplastados por la caída de árboles en diferentes puntos de la ciudad y que la avenida Belgrano, que conecta con la ruta 9, fue habilitada en un solo carril por la caída de árboles. 
Además, "existen muchos desagües que colapsaron y hay aguas servidas en la superficie en zonas situadas a unas 20 cuadras del centro de la ciudad", agregaron. 
Luis Infante, intendente de Santiago, manifestó sentirse "muy impresionado por los cuantiosos y millonarios daños que provocó el temporal" que paralizó totalmente la actividad comercial en toda la ciudad. 
El fuerte viento originó la voladura de techos y de mampostería de viviendas precarias, mientras que la abundante caída de agua anegó los barrios periféricos de la ciudad. 
También resultaron dañados los tinglados de varias estaciones de servicio y los galpones donde se acopiaban granos, junto al techo de un importante hipermercado del centro de Santiago. 
El temporal llegó luego de varios días de un calor sofocante, en donde se registraron sensaciones térmicas cercanas a los 50 grados, en el marco de la ola de calor que invadió gran parte del país. 
Este mediodía la sensación térmica ascendía a los 42 grados en la ciudad y, tras el temporal, la temperatura llegó a los 20 grados.

Te puede interesar