Macri resaltó la baja del gasto, déficit e impuestos

Nacionales 03/02/2018 Por
EN JUJUY

SAN SALVADOR DE JUJUY, 3 (NA).-  Durante una extensa visita a Jujuy, el presidente Mauricio Macri subrayó ayer que "por primera vez en cien años" la Argentina logró que "baje el gasto público, que baje el déficit, que bajen los impuestos, que baje la inflación y que crezca", ante lo cual remarcó que el país está "en el camino correcto".
"Por primera vez en cien años logramos que baje el gasto público, que baje el déficit, que bajen los impuestos, que baje la inflación y que la Argentina crezca. Pero todos sabemos que esto recién es el comienzo de un maravilloso camino", sostuvo el mandatario.
Al anunciar la reinstauración de un proyecto de zona franca en las localidades jujeñas de Perico y La Quiaca, acompañado por el gobernador radical Gerardo Morales, el jefe de Estado señaló que el país "está en el camino correcto".
"Vamos a crecer este año por segundo año", señaló el líder del PRO, quien resaltó además la importancia que tiene el turismo en la región y pidió que haya más oferta de hospedajes.
En ese sentido, Macri aseguró que la actividad turística será "el motor revolucionario para Jujuy y para todo el norte argentino".
"Lo que tenemos que hacer es aumentar la cantidad de camas y de vuelos. Los vuelos están llegando más rápidos que las cama", planteó el jefe de Estado.
El mandatario había comenzado su paso por la provincia norteña con una recorrida por las obras de reconstrucción de la ciudad de Volcán, que hace un año fue arrasada por un alud de barro.
Las tareas demandaron una inversión de casi 200 millones de pesos por parte del Gobierno nacional para recuperar el conglomerado urbano, de 31 manzanas y 1200 habitantes, ubicado 42 kilómetros al norte de la capital provincial.
Asimismo, el líder del PRO visitó el Centro de Desarrollo Infantil "Patitas Tiernas" y participó de las celebraciones por la Virgen de la Candelaria, patrona de la ciudad de Humahuaca: en la Iglesia Catedral de Nuestra Señora de la Candelaria, el Presidente estuvo acompañado por Morales y el obispo Pedro Olmedo.
Luego, el jefe de Estado aprovechó para jugar un partido de 40 minutos - integró uno de los equipos con vecinos de Humahuaca, socios del club Independencia y funcionarios nacionales- en la cancha de mayor altitud del país, a 3.012 metros sobre el nivel del mar.

Te puede interesar