Arranca en Santa Fe la reforma del Código Procesal Civil y Comercial

Locales 04 de noviembre Por
El Gobierno provincial presentó la comisión redactora del nuevo cuerpo normativo, de cara a modernizarlo y en el marco de otras reformas judiciales.
FOTO SCS REFORMA JUDICIAL. Silberstein presidió las actividades en Rosario y Santa Fe.
FOTO SCS REFORMA JUDICIAL. Silberstein presidió las actividades en Rosario y Santa Fe.
El gobierno de la provincia, a través del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, presentó -este jueves y viernes en las ciudades de Santa Fe y Rosario- la comisión y las subcomisiones que trabajarán en el anteproyecto de nuevo Código Procesal Civil y Comercial, en el marco de otras reformas judiciales que el Poder Ejecutivo impulsa para modernizar el Poder Judicial, como la de los Códigos de Faltas, Procesal Penal, de la Justicia Penal Juvenil y Procesal Laboral (iniciativas giradas a la Legislatura, excepto esta última que será enviada en el corto plazo). “Creemos en el diálogo entre todos los actores vinculados al quehacer judicial y con los otros poderes para mejorar el proceso civil de nuestra provincia, no sólo la norma sino también las prácticas”, explicó el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Ricardo Silberstein.
Además fue invitado a disertar el magistrado de la Sala Laboral Nº 1 del Tribunal Superior Federal del Estado de Minas Gerais, Brasil, José Eduardo de Resende Chaves Júnior, quien es experto en expediente digital y compartió su experiencia en este terreno para reducir los tiempos de duración de los procesos. Las actividades se llevaron a cabo el jueves en el salón de actos de la Corte Suprema en Rosario, el viernes en la sede del Colegio de Abogados de Santa Fe por la mañana y en la facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Rosario por la tarde.
“El gobernador (Miguel) Lifschitz tomó la decisión en su momento y nos instruyó para modernizar el Poder Judicial y avanzar en colocarlo en el siglo XXI. En ese sentido hemos mandado proyectos que la Legislatura está trabajando -el Código de juzgamiento de las Faltas y el de Justicia Penal Juvenil, un retoque al Código Procesal Penal y a la brevedad, seguramente la semana que viene o la próxima, enviaremos un proyecto de nuevo Código Procesal Laboral”, detalló Silberstein.
“Hoy empezamos el quizás más ambicioso, el del Código Procesal Civil y Comercial, que regula cómo se tramitan los conflictos de una persona desde la concepción hasta que muere: toda la vida de las personas está regulada por este Código, y por eso tiene mucho impacto aunque quizás en los medios llame más atención el proceso penal”, siguió el ministro, quien recordó que en 50 años no pudo ser modificado cada vez que se intentó hacerlo pero requiere una actualización porque actualmente algunos procesos demoran 10, 15 o 20 años en resolverse.
Según el funcionario, “hay un principio general que dice que una justicia tardía no es justicia, entonces aparece un cuestionamiento al sistema -no solo a los jueces, a todos los operadores: abogados, funcionarios, peritos- porque no se les da una respuesta adecuada a los conflictos”. El titular de la cartera de Justicia y Derechos Humanos sostuvo que “más allá de que se trabaje más o menos, debemos pensar en trabajar de otra manera porque este sistema fue concebido para una sociedad que tenía pocos juicios mientras que la sociedad actual reclama derechos, va al Poder Judicial para que se cumplan los derechos incorporados a la Constitución Nacional desde 1994 y eso implica una mayor judicialización”, analizó el funcionario.
Silberstein afirmó que ante este panorama, jueces, secretarios, funcionarios, empleados y abogados están obligados a trabajar y a pensar el Poder Judicial de otra manera. “Desde el gobierno de la provincia no creemos que esto se pueda solucionar confrontando, sino a través del diálogo, por eso trabajamos en conjunto con otros poderes del Estado y con actores sociales relacionados con el quehacer judicial, desde la Corte y los Colegios de magistrados y abogados, al sindicato de judiciales y los procuradores, senadores y diputados. Hay que escuchar a todos para tener el mejor Código”, aseveró el ministro antes de presentar la comisión y las subcomisiones, así como al experto brasileño que disertó en los actos llevados a cabo en Santa Fe y Rosario.
“En Brasil al igual que en Alemania han conseguido reducir los tiempos de los procesos, por ejemplo resuelven un juicio laboral en un año cuando aquí demoramos cuatro o cinco. Es una herramienta. Otra puede ser el modo de organizarse internamente. Hoy al juez le insume dos horas por día firmar el despacho cuando hay secretarios que lo pueden hacer, este es un detalle de organización de la estructura que le daría más tiempo al juez para dedicarse a cuestiones importantes”, completó Silberstein, quien mencionó que otras maneras de optimizar el sistema podrían ser la oralidad, la simplificación de la liquidación y el pago de sellados y tasas y el modelo informático aplicado a las nuevas prácticas.







Te puede interesar