Una excelente noticia

Información General 02 de agosto Por
Leer mas ...

Fue la publicada ayer (31 de julio) en LA OPINION en la que se daba cuenta de la reapertura del Observatorio Astronómico del Colegio Nacional de Rafaela.
Muchos fuimos los que trabajamos para que este servicio se hiciera realidad, no sólo los que estaban en “Amigos de Urania”, con el Ing. Báscolo a la cabeza, sino todos los que de alguna manera sentían especial atracción por las ciencias del espacio.
En los primeros tiempos fueron las observaciones desde el patio del Colegio Nacional con el viejo telescopio que había sido donado por el Ministerio de Educación. En esas ocasiones se solicitaba a la EPE que apagara las luces de calle Saavedra para facilitar así la observación. Los alumnos y algunos aficionados se sentían felices y entusiasmados por tener la oportunidad de observar la Luna y algún planeta que ocasionalmente apareciera en la lente.
Cuando fallece el Arq. Marcos A. Severin, astrónomo de vocación y que tenía armado en la terraza de su casa su observatorio particular su señora esposa profesora de Geografía en el Colegio Nacional, Mercedes Capozzolo de Severin, decide donar la cúpula al colegio, a fin de que el establecimiento contara con un lugar apropiado para las observaciones astronómicas.
La acción mancomunada del Rector del Colegio Prof. José V. Brizuela, del Ing. Juan R. Báscolo y del Sr. Eduardo V. Pryzbyl, a cargo de la dirección del Observatorio,  junto a los sacerdotes del Verbo Divino, obtienen en Alemania la donación de un moderno telescopio para ser emplazado en el futuro observatorio.

Te puede interesar