Citroën presenta a su C4 Cactus

Locales 18/07/2017
YA ESTA EN NUESTRA CIUDAD
Ampliar
FOTO JORGE BARRERA IMPONENTE. El C4 Cactus es el motor 1.2 de 3 cilindros PureTech que entrega 110 CV a 5.500 RPM.
El sábado por la tarde llegó a nuestra ciudad el nuevo Citroën C4 Cactus y el alboroto fue tremendo.  
"Es un producto nuevo, innovador, con mucha tecnología, y equipado contra los impactos. Es una sola versión la que viene, y sinceramente es un vehículo muy lindo", le dijo a LA OPINION Federico Vagliente, gerente de la sucursal Rafaela. 
En tanto, agregó que "tiene un motor muy económico, con una caja de 6ta, manual, secuencial y automática. Es un auto urbano, familiar y bien de ciudad. Presta el confort interior y es como un sofá dentro del auto. Es lo que impone siempre Citroën, una comodidad que el cliente ya lo sabe", y agregó que "el precio de lista ronda los $ 450.000, y tenemos financiación hasta $ 200.000 en tasa cero por 24 meses". 
La marca francesa vuelve a sorprender con este modelo difícil de encuadrar en un segmento o estilo de auto. Tiene algo de SUV compacto, algo de crossover y algo de hatchback familiar. La gran novedad mecánica que trae este C4 Cactus es el motor 1.2 de 3 cilindros PureTech que entrega 110 CV a 5.500 RPM y 205 Nm a 1.500 RPM con turbocompresor, la clave en todo este proceso, asociado a una notable caja automática de 6 marchas.
Esta motorización es un claro exponente del downsizing, la corriente técnica que propone menores cilindradas, mayor potencia, menor consumo y menores emisiones contaminantes. La conclusión: unas prestaciones notables. De 0 a 100 km/h lo hace en menos de 10 segundos (entre 9,3 y 9,8, según las condiciones), la velocidad final llega a las 192 km/h en el tablero, pero real, por GPS, es de 188 km/h, y el consumo mixto ciudad-ruta se ubica en los 6,5 litros cada 100 km. En este punto, el factor clave es el bajo peso del vehículo, apenas 1.050 kilos. En seguridad también tiene puntos a favor dado que cuenta con control de estabilidad (ESP), 6 airbags, asistente en pendiente, y auxiliares delanteros con iluminación en curvas. El Cactus es un auto que rompe los moldes, apunta a una nueva generación de usuarios (los millennials), tiene soluciones innovadoras y originales, faltantes difíciles de entender, y una estética original y audaz que puede generar amor a primera vista o rechazo a ultranza en la segunda mirada.








 

Te puede interesar