El clima en EE.UU. sigue traccionando los precios

SUPLEMENTO RURAL 13 de julio Por
Leer mas ...
SOJA. Mejor perspectiva que el maíz en Estados Unidos. FOTO ARCHIVO
SOJA. Mejor perspectiva que el maíz en Estados Unidos. FOTO ARCHIVO

Por Dante Romano

Los fondos especulativos en Chicago fueron sorprendidos con una posición neta vendida en un mercado climático alcista. La toma de ganancias que se precipitó empujó los precios al alza, y como los pronósticos no mejoran, el proceso se retroalimenta.
La actualización del monitor de sequía en EE.UU. mostró que la misma se sostuvo sobre el noroeste, mientras que avanzó sobre Iowa y comienzan a verse algunos pulsos secos también sobre el centro de Indiana. En tanto los pronósticos indican clima cálido y seco, en momentos donde la floración de soja y la polinización de maíz están generalizándose.
La situación es mucho más compleja para el maíz que para la soja. En soja, una mala floración puede ser compensada luego por un buen llenado de granos. En maíz esto no sucede, las condiciones secas en la floración generan menor contenido de granos, y esto no tiene vuelta atrás.
Esta semana la actualización de la condición de cultivos buena a excelente en soja mostró una merma de 1 punto mientras se esperaba una mejora de 1 punto, mientras que en maíz mejoró 2 puntos, cuando se esperaba que empeorara en uno. Es posible que con el comportamiento climático, veamos baja en estos indicadores cuando se divulgue el próximo reporte del USDA. Sin embargo es importante no ponerse alcista en forma empedernida. Estos pronósticos, que hoy abarcan hasta el 20 de julio, pueden cambiar rápidamente, y si lo hacen la capacidad de recuperación de los cultivos es importante.
En el plano local, ya con las fijaciones del 30 de junio terminadas, podíamos esperar que los precios disponibles se acercaran más a los futuros. Esto no fue tan así, sigue habiendo un diferencial de precios elevado entre el disponible (243 U$S/tt) y noviembre (258 U$S/tt), que nos lleva a recomendar postergar las ventas.
Pero más allá de eso, lo cierto es que la suba que viene acumulando Chicago no se trasladó al mercado local. Sin embargo los valores van llegando a niveles que son disparadores de venta, y viendo la volatilidad climática, no es recomendable dejarlos pasar sin más.La posición de cosecha nueva marca precios que también se empiezan a entonar, pero aquí la idea es ser más precavidos, ya que falta mucha agua correr bajo el puente para el ciclo 2017/18. Habrá que ver además del clima en EE.UU., la demanda y el mercado climático Sudamericano.  
Igualmente es importante definir un valor objetivo, y comenzar a tomar posición cuando el precio lo alcanza. En muchos casos ese valor para soja está entre 250 y 260 U$S/tt, cuando estuvimos el viernes en 257 U$S/tt, y en maíz en 150 U$S/tt, cuando abril cerró en 159 U$S/tt y julio en 154 U$S/tt.Por el lado del maíz local ciclo 16/17, por un lado estamos en temporada de presión de cosecha de maíz tardío, al igual que en Brasil. Esto debería debilitar los precios, y de hecho hace unas semanas vimos un mercado en la zona de los 130 U$S/tt, pero ahora los valores mejoraron, y acortaron la diferencia con la posición diciembre. Con un disponible en 143,5 U$S/tt diciembre trabajó en 152 U$S/tt. Esto se debe a que hay  casi 2 mill.tt. de cola de buques por cargar, y el clima húmedo reinante frena la recolección. Un problema recurrente con el maíz tardío, es que cosechándose en esta altura del año, con pocas horas de sol y bajas temperaturas, el secado de los cultivos es muy lento, y una lluvia, por pequeña que sea genera que se demore mínimo una semana para retomar la recolección. Esto recalienta el mercado disponible.
El trigo merece renglón aparte. En el exterior el mismo se desbocó la semana pasada, dejando un GAP alcista, esto es una zona de precios sin recorrer al mínimo del día estar por encima del máximo del día previo. Pero esta semana el trigo entró en toma de ganancias tratando de cubrir el GAP. Si bien la suba tiene un sustento en problemas climáticos con el trigo de primavera en EE.UU., y en otros países como Australia, Europa del Este y ahora Ucrania, lo cierto es que los stocks son inmensos. La explicación de la suba viene porque esta situación tomó a los fondos especulativos muy vendidos, y tuvieron que salir a cancelar posición recomprando.
El precio del trigo en Argentina en tanto se quedó muy atrasado con respecto al precio de Chicago. En gran parte esto se debe a que las subas en Chicago dejaron a EE.UU. muy caro frente a otros países, porque la suba está muy centrada en aspectos puntuales de ese país, y en una cuestión especulativa. Esto no es el caso de Argentina. Igualmente el desfasaje es grande. (Austral Agroperspectivas).

Te puede interesar