El clima en EE. UU. empuja al mercado

Notas de Opinión 13/06/2017
Leer mas ...
Ampliar
MAIZ. Se proyecta un rinde de 107 quintales. FOTO ARCHIVO


 Por Dante Romano

En una forma sorpresiva los granos cambiaron de tendencia y casi con la misma fuerza que bajaron, ahora los precios rebotan. Este tipo de comportamiento es típico de fondos que estaban muy vendidos. Pero además también del mercado climático que es lo que está empujando a los precios a cambiar de sentido. También se publicó el reporte del USDA pero los excesos de lluvia quedaron atrás y los últimos 10 días se tornaron secos, y con temperaturas muy elevadas. Esto generó un foco muy seco en el noroeste de EE. UU., en Estados que representan alrededor de 15% del área de maíz y soja. En tanto en el centro de los grandes lagos empiezan a verse algunas zonas con necesidad de lluvias, aunque todavía la seca no está instalada.
Este comportamiento debe llamarnos a la reflexión. El rendimiento de EE. UU. multiplica por unas 36 mill.ha. de maíz y otras tantas de soja. Cada quintal tiene una enorme repercusión en los balances de oferta y demanda, y si bien los 32 qq/ha que se proyectan hoy para la soja y los 107 de maíz, son menores a los del año pasado, pero no dejan de ser altos. Tras tres campañas seguidas de rindes récord, los promedios se movieron a niveles muy desafiantes. Pero así como el clima desmejoró en los últimos días, el pronóstico puede cambiar, y con el maíz y la soja recién en estado vegetativo, la historia está muy lejos de su final.
Otro elemento a tener presente es la duda sobre el área sembrada en Norteamérica. La siembra tardía y la necesidad de resembrar maíz porque las lluvias "plancharon" los lotes, hace que muchos estén especulando con una superficie menor de maíz y mayor de soja. Sin embargo el año pasado había pasado algo similar, y finalmente no se dieron grandes cambios. Veremos que sucede en este ciclo.
De hecho, en el reporte mensual del USDA que se publicó el viernes, no se dieron cambios en las proyecciones de producción para EE. UU. del ciclo 17/18. Se mantuvieron tanto los rindes como el área. En el caso de la superficie, porque el 30 de junio se publicará un nuevo informe enfocado justamente en determinar cuentas hectáreas finalmente se sembraron con cada cultivo. En lo que hace a rindes, es muy temprano en la campaña como para cambiarlos tomándonos de lo que está a la vista.
Para el trigo en EE. UU. el clima seco en el noroeste le pega a las variedades de primavera, mientras que las lluvias que siguen llegando al centro y sur generan dificultades para trillar y mermas en la calidad. También en Europa, Ucrania y Australia hay problemas de seca. Y en Argentina y Brasil la dificultad fueron las lluvias excesivas. Pero como dijimos antes, el clima todavía sigue jugando su partido.A nivel internacional, los stocks de soja subieron porque la producción 16/17 de Argentina y Brasil fue incrementada en 0,4 y 1,8 mill.tt. respectivamente, y esto repercutió en los números de existencias internacionales.La cuestión es que con fondos muy vendidos en los tres productos, estos elementos dieron la excusa perfecta para la toma de ganancias alcista. Los especuladores no tenían ninguna razón para seguir postergando las compras técnicas, una vez que encontraron de qué tomarse para empujar al alza.
Localmente así como los precios no cayeron tanto cuando Chicago se desplomó, a la suba no copiaron tampoco tanto el alza. Adicionalmente el tipo de cambio que había subido aflojó ahora y el precio en pesos que reciben los productores se mantuvo sin muchos cambios.
En el caso del maíz adicionalmente estamos en las vísperas del ingreso de la cosecha sudamericana de maíz. En Brasil se viene una safrinhia recargada, ya que el USDA volvió a subir las proyecciones de producción, esta vez de 96 a 97 mill.tt. Con estos números Brasil produciría 30 mill.tt. más de maíz que el ciclo pasado. A esto se le sumaría Argentina que con 40 mill.tt. está 11 mill.tt. por encima del ciclo previo. Esto explica porqué los precios locales siguen a Chicago con cierta demora: la oferta local será muy grande tanto en este ciclo de maíz tardío, como en el próximo. .

Te puede interesar